La GRAN importancia de la abuela paterna para nuestros hijos

Los cuatro abuelos cumplen un papel fundamental en la vida de todos los niños, por lo que mantener una relación cordial y amigable es necesario al pensar en el bienestar familiar.
La GRAN importancia de la abuela paterna para nuestros hijos

Última actualización: 23 julio, 2022

¿Cuánto tiempo de calidad comparten tus hijos con sus abuelos? A pesar de que es común que algunos niños tengan más afinidad con su familia materna, resaltar la gran importancia de la abuela paterna es crucial. Por lo que hoy compartiremos algunos de los principales beneficios de que hagan parte activa de la vida de sus nietos.

Debido a que en una gran mayoría de hogares las mujeres son las que toman mayor compromiso en la crianza de los hijos, los pequeños suelen pasar más tiempo rodeados de sus abuelos y tíos maternos. No obstante, cada abuelito cumple un puesto irremplazable en la vida de sus nietos, por lo que se hace indispensable mantener el equilibrio entre ambas familias.



3 beneficios de fomentar la relación de los hijos con su abuela paterna

Los abuelos son fuentes infinitas de sabiduría que mediante su cariño y su complicidad inculcan grandes lecciones a sus nietos. Y es que detrás de cada abrazo, cada beso y cada historia se esconden enseñanzas que merecen ser transmitidas de generación en generación. Estas son algunas de las principales ventajas que aportan las abuelas paternas en la crianza de sus nietos.

1. Ayudan a corregir el comportamiento de los niños

Las nuevas generaciones requieren de formas de crianza actualizadas que les permitan adquirir el conocimiento necesario para comportarse en sociedad. No obstante, contar con el amor y el apoyo de la abuela paterna es una buena idea para cultivar valores atemporales.

Las abuelas siempre tienen los mejores consejos para dar a sus nietos sin importar su edad. Ellas no tendrán miedo de corregir con amor para que puedas ser una persona de bien.

Además, cuando los pequeños suelen pasar tiempo de calidad junto a sus abuelos les permite observar la manera en la que sus padres se comportan con ellos. De esta manera, se enseña a través del ejemplo cómo respetar a los mayores y cómo tratar a sus propios papás.

2. Mejoran la relación de los nietos con sus padres

Tanto la familia materna como la paterna cuentan con costumbres y particularidades que las hacen únicas y especiales. Cuando los niños comparten tardes completas con sus abuelas paternas les ayuda a conectar también con sus papás, en especial cuando suelen ser hombres ausentes.

Esto se debe a que la energía que emana la familia paterna se distingue mediante palabras, costumbres y gestos específicos. Lo que hace que se fortalezca el vínculo entre los hijos y sus papás gracias a la compañía y cariño de los abuelos.

3. Hacen más fuerte las enseñanzas paternas

Todos los padres deberían estar presentes activamente en la educación y en la crianza de sus hijos. Lo cual es clave para compartir mediante el ejemplo y el diálogo las enseñanzas que se les inculcaron en su propio hogar y que ahora quieren que sus pequeños sigan.

Al pasar tiempo de calidad con su abuela paterna los niños fortalecen esos pilares fundamentales de educación que les permiten comprender con el paso del tiempo por qué sus papás son como son. Lo que ayuda a ver a sus padres con otros ojos y comprender su comportamiento y forma de ser.



3 formas de cultivar la relación de los hijos con su abuela paterna

No todas las familias son iguales y llevan por naturaleza una sana convivencia. En algunas ocasiones la relación con los abuelos se hace imposible por las malas actitudes o heridas del pasado. Sin embargo, si deseas que tus hijos cuenten con la compañía y el amor de su abuela paterna, estos son algunos consejos que puedes poner en práctica.

1. Procura tener una buena relación con ella

Los problemas o conflictos del pasado no tienen que ser una razón para que los niños no disfruten de la compañía de sus abuelos. Por tal razón, procura llevar una buena relación y evita realizar comentarios malintencionados cuando tus hijos se encuentren presentes. Puesto que ellos aún no comprenden la situación y esto puede hacer que se genere un rechazo que los aleje de sus familiares. 

2. Permite que la abuela paterna sea parte de la vida de tus hijos

Los abuelos pueden ser figuras de amor y de autoridad muy importantes para los niños. Más aún cuando ese vínculo es mutuo y no el resultado de una imposición. Y es que por más ayuda que las abuelas paternas y maternas puedan representar para los padres trabajadores, no es responsabilidad de ellas la crianza de sus nietos.

Visitar cada cierto tiempo a las abuelas ayuda a que su figura en la vida de los niños se consolide y ellos disfruten a su lado genuinamente en cada encuentro.

Así que permite que hagan parte de la vida de los pequeños de manera desinteresada y agradece la ayuda que deseen brindar en el cuidado esporádico de los niños. Ya que, además, se ha demostrado que el pasar tiempo con los nietos trae grandes beneficios neuronales para las abuelitas.

3. Fomenta visitar a la abuela paterna

Los niños que tienen el gran privilegio de contar con la compañía y el amor de su abuela paterna son muy afortunados. Puesto que una gran mayoría de pequeños no tienen ni siquiera el gusto de haber compartido o conocido a la suya.

Por tal motivo, que no te moleste la complicidad que se genera entre las abuelas y sus nietos. Por el contrario, autoriza a tu hijo para que visite a su abuelita y no la abandone por mucho tiempo. Los recuerdos de esas tardes de juego vivirán por siempre en la memoria de ambos. 

La abuela paterna es irremplazable en la vida de todo niño

Todos los abuelos representan figuras de sabiduría que pueden compartir su conocimiento y su legado con sus nietos a través de cuentos, juegos y diversión. Por tal motivo, reconoce la gran importancia de la abuela paterna en la vida de tus hijos y permite que cultiven un vínculo único que florezca con el pasar de los años.

Te podría interesar...
Pasar de ser madre a ser abuela, una experiencia especial
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Pasar de ser madre a ser abuela, una experiencia especial

Ser abuela no consiste en volver a ser madre, sino que se trata más bien de adoptar un papel muy importante, entrañable y distinto al de la materni...