El desarrollo de los niños según su edad

A medida que crecen los niños adquieren habilidades, valores y conocimientos que les serán indispensables en la vida adulta

El desarrollo de los niños está dosificado según las edades y ante el advenimiento de la pubertad, esa evolución física y mental se diferencia entre el sexo masculino y el femenino.

Al respecto, podrás ampliar si te quedas con nosotros.

El desarrollo de los niños de 0 a 3 años

Todos los bebés, al nacer, presentan similares características físicas:
– Cabeza enorme en comparación con el cuerpo
– Ojos de gran proporción con respecto a la cabeza
– Mejillas regordetas
– Nariz diminuta

El desarrollo físico de 0 a 3 años es acelerado. De una semana a otra los bebés engordan y crecen en proporciones considerables.

De manera gradual, durante este período, los bebés gorjearán, acrecentarán su control cefálico, se virarán por sí solos, emitirán sonidos más parecidos a las palabras, aprenderán a sentarse, cogerán los objetos pequeños haciendo pinzas con los dedos, gatearán…, en fin.

Hay muchas formas en las que podemos estimular las capacidades motoras de nuestros bebés.

shutterstock_96238937

Con respecto al desarrollo emocional y psicosocial debemos aclarar que, apenas nacen, los bebés son capaces de comunicarse con el mundo que les rodea a través del llanto: una de las primeras emociones que experimentan.

Y es mediante esa interacción con el ambiente y la familia que los bebés acrecientan su desarrollo emocional.

El desarrollo de los niños de 3 a 6 años

Entre los 3 y los 6 años los niños progresan en cuanto a su desarrollo muscular y óseo. En la primera infancia, tal y como se le conoce a esta etapa, se hacen más fuertes y tienen más control sobre sus habilidades motrices.

Crecen y se estilizan hasta que dejan de ser los “barrigones” de casa para parecerse más a los niños mayores.

En esta etapa tienen formado un vocabulario lo bastante amplio como para hacerse entender por los demás.

Juegan, caminan, corren, trepan, colorean, bailan, cantan… todo, con más destreza que antes.

Comienzan a ir a la escuela, aprenden nuevas materias, intentan imitar a los mayores, quieren hacer las cosas por sí solos… los niños se van formando para la vida futura.

El desarrollo de los niños de 7 años en adelante

El cambio de los dientes de leche hacia la dentadura permanente es una de las más importantes transformaciones de este período. La nueva dentadura inicia entre los 7 años y termina alrededor de los 12.

Pero también a partir de los 7 años se produce una diferenciación entre los sexos con respecto a su desarrollo físico.

 

El estirón

El llamado estirón: ese crecimiento acelerado que de pronto nos convierte a nuestra princesita en casi una doncella llega a partir de los 9 años. En los varones el estirón ocurre alrededor de los 11, en unos, un poco antes y, en otros, algunos meses después.

Debes saber que sobre todo desde los 9 y hasta los 12 años los cambios físicos en las hembras son más evidentes y acelerados que en los varones.

 

El desarrollo sexual

A partir de los 9 o los 10 años el cuerpo de las niñas comienza a secretar hormonas sexuales femeninas, algo que posibilita el crecimiento de los senos y la llegada de la primera menstruación (menarquía).

El desarrollo sexual de los varones es mucho más tardío que el de las mujeres(luego de los 10 años) y se caracteriza por la aparición de un ligero vello púbico y facial, el aumento de los testículos y los cambios en su voz.
shutterstock_286619324

Emocional y socialmente luego de los 10 años, los niños de uno y otro sexo se vuelven más independientes, sus amigos se hacen cada vez más importantes, acrecientan la confianza en sí mismos, o por el contrario, tienen una autoestima baja.

A esta edad la mente y el cuerpo de tu hijo estarán tomando las “últimas providencias” para dar el salto más importante de su vida: el salto hacia la pubertad.
Vela porque a la hora precisa estén lo suficientemente preparados.

 

Categorías: Niños Etiquetas:
Te puede gustar