Menarquia: todo lo que debes saber

Francisco María García 24 noviembre, 2017
La menarquia supone el primer paso de la niñez a la adolescencia. Es el principio del camino de una mujer hacia el desarrollo de la sexualidad y la etapa reproductiva.

Otra etapa, nuevos retos. La primera menstruación es el paso de la niñez a un proceso de madurez físico y psicológico que se alcanzará con los años. La menarquia es el punto de partida a esa nueva realidad.

La llegada de la primera menstruación tiene diferentes consecuencias y maneras de afrontarla. Algunas culturas la perciben como transformación, renacimiento y reinvención, un momento de purificación y fertilidad. Otras la consideran impura y expulsan a las mujeres del grupo social hasta que el período termina.

En las sociedades modernas, el inicio en la producción de hormonas femeninas se concibe como uno de los cambios que el cuerpo experimenta durante la pubertad. Es el principio de su camino hacia el desarrollo de la sexualidad y la etapa reproductiva.

Madre discutiendo con su hija.

La menarquia: ¿de niña a mujer?

Es un cambio drástico, pero progresivo. La producción de hormonas femeninas tiene efectos inmediatos. Comienzan a desarrollarse los senos, crece el vello púbico y axilar y aumenta la talla. La mujer se hace sexualmente activa y el cuerpo se prepara para la concepción. Son reacciones químicas aletargadas durante la infancia.

En el ámbito psicológico ese desarrollo es progresivo. La menarquia es el paso hacia otra etapa. La mujer ya no es una niña, pero tampoco una adulta. El impacto será positivo o negativo, en la medida en que haya sido preparada para aceptarlo. Tanto en su hogar, como en su entorno social.

La menstruación es el tiempo durante el cual la mujer sangra de manera natural por la vagina. Se presenta una vez al mes y dura entre cuatro y siete días.

A partir de la menarquia los ovarios comienzan a producir hormonas. En la primera mitad del ciclo se generan estrógenos, que estimulan el crecimiento del endometrio. Entre 10 y 14 días después, el ovario libera el ovocito e inicia la ovulación. Otra hormona, la progesterona, aparece en escena, pero su producción se detendrá si el ovocito no es fecundado. Así comienza la descamación de la mucosa endometrial y aparece la menstruación. Este proceso dura entre 28 y 30 días, aunque en algunas mujeres los tiempos son diferentes

La menarquia pueda aparecer entre los 10 y 16 años, dependiendo del nivel socioeconómico, factores hereditarios, ambientales, nutricionales y la actividad física. Salvo alguna anormalidad, la menstruación estará presente hasta los 45 o 55 años, cuando llega la menopausia.

Una buena preparación

Es aconsejable explicara las niñas lo que sucederá a raíz de la menarquia y cómo deben abordarlo. Entre otras cosas porque se evitarán traumas. Muchas niñas se sorprenden y asustan de la aparición de manchas en su ropa interior. Anotar los días en los que llega la menstruación ayudará a prepararse para el siguiente ciclo.

En el baño es recomendable tener todo lo necesario para los síntomas del ciclo menstrual, desde tampones hasta toallas sanitarias. Tampoco deben faltar en el bolso del colegio o en la cartera en los días cercanos a la llegada de la menstruación.

Las mujeres debemos estar preparadas para la llegada de la menstruación.

¿A qué edad? ¿Buena o mala?

El momento de la menarquia no es irrelevante. La aparición de la menstruación antes de los 13 años incrementa el riesgo de cáncer de mama, debido a una mayor presencia del estrógeno estradiol. Aumentan también las probabilidades de embarazos tempranos.

Con menor frecuencia, se han encontrado casos de sangrado vaginal, aislado o regular, en niñas menores de siete años. En ellas no hay desarrollo de senos ni vello púbico o axilar, pero aparentan una edad que no concuerda con sus actitudes infantiles.

El sangrado precoz no necesita, en principio, tratamiento. El problema radica en que la estimulación hormonal temprana de los órganos sexuales reproductivos incrementa las probabilidades de cáncer o futuras displasias. Pero la menarquia tardía tampoco es buena. Con ella habrá menos exposición a estrógenos y, por ende, mayor riesgo de contraer Alzheimer.

“La menarquia pueda aparecer entre los 10 y 16 años, dependiendo del nivel socioeconómico, factores hereditarios, ambientales, nutricionales y la actividad física”

La espermarquia

Si en la mujer la menarquia marca el inicio de una etapa, en los hombres la realidad no es distinta. La espermaquia es el primer signo clínico de la llegada del ciclo reproductivo. La primera eyaculación suele presentarse entre los 12 y 13 años.

Los hombres, al igual que las mujeres, experimentan la merma en la producción de hormonas. La andropausia es para ellos lo que la menopausia es para la mujer. En esa etapa culmina un ciclo, que inició con la menarquia o primera menstruación. Una experiencia más en la vida.

Te puede gustar