¿La dentición afecta al sueño de los niños?

Algunos padres afirman que la dentición afecta al sueño de los niños. Por ello, te contamos cómo altera realmente la salida de los dientes la manera de dormir de tu pequeño.
¿La dentición afecta al sueño de los niños?
Vanesa Evangelina Buffa

Escrito y verificado por la odontóloga Vanesa Evangelina Buffa el 17 junio, 2021.

Última actualización: 17 junio, 2021

En algunos pequeños, la aparición de los dientes de leche sucede sin grandes molestias. Pero para otros es un momento doloroso; los bebés están irritables e incluso los padres dicen que la dentición afecta al sueño de los niños.

La salida de los dientes temporales es un proceso lento y progresivo que suele empezar alrededor de los 6 meses de vida y termina cerca de los 3 años. Por eso los papás deben contar con conocimientos y herramientas para ayudar a transitar al pequeño por esta etapa con amor y paciencia.

Te contamos cómo se manifiesta la erupción dentaria y si puede afectar el descanso del pequeño. Además, compartimos algunos consejos para hacer más agradable este momento.

Síntomas de que el bebé está cortando los dientes

Como ya mencionamos, el proceso eruptivo suele comenzar alrededor de los 6 meses de vida. Aunque cada pequeño tiene su propio ritmo de crecimiento; en algunos empieza antes y en otros tarda algunos meses más.

Antes de que la pieza dentaria sea visible en la boca, hay algunas manifestaciones que los papás pueden notar en su hijo que indican que hay un diente por salir. Estas son las siguientes:

Padres cepillando los dientes de su bebé.
  • Inflamación de la encía o aparición de un pequeño bulto blanquecino sobre la misma.
  • Necesidad de llevar todo a la boca, morder y refregar objetos contra las encías.
  • Babeo excesivo.
  • Irritabilidad, nerviosismo y llantos más habituales sin causa aparente.
  • Incomodidad al comer (puede que sea difícil amamantar en esos días y que el niño se niegue a alimentarse).
  • Aumento de los despertares nocturnos.

Asimismo, la erupción dental puede ocasionar un ligero aumento de temperatura, pero no causa fiebre ni diarrea. Si el niño presenta estos síntomas, no se deben atribuir a la dentición y hay que consultar al pediatra para buscar su origen.

¿Cómo afecta la dentición al sueño de los niños?

Si bien no se puede corroborar que la dentición afecta al sueño de los niños, es un problema bastante asociado a esta etapa. Muchos padres relatan que sus pequeños sufren cambios a la hora de dormir durante el proceso eruptivo.

A muchos pequeños la aparición de las piezas temporarias les genera malestar, incomodidad y sensibilidad en la boca. Estos síntomas pueden contribuir a que el descanso sea dificultoso.

De todos modos, la falta de sueño y el no poder dormir suelen irritarlos más aún. Es así que a veces el no conciliar el sueño en realidad se debe al cansancio y a la frustración por no poder hacerlo.

Entonces, puede que la causa de los despertares de los pequeños no sea exactamente la salida de los dientes. A veces, en el mismo momento de la erupción suceden otros procesos en los niños que pueden combinarse y hacer que no duerman bien. Las faltas de horarios o un cambio de rutinas pueden ser el origen del problema, por ejemplo.

Más allá de si son los dientes o es otro el origen, despertar a la noche y no poder volver a dormir pondrá al niño molesto por la fatiga. Sostener una rutina y ayudar al pequeño a volver a conciliar el sueño es parte del cuidado que los papás deben brindar. Aunque a esas horas de la noche cueste un poco más.

Consejos para aliviar al bebé

A continuación, compartimos algunas recomendaciones que pueden ayudar a que el bebé se sienta mejor durante el proceso eruptivo. También varios consejos que pueden resultar útiles cuando la dentición u otro motivo afecta el sueño de los niños:

  • Mordedores: para calmar la necesidad de morder de los pequeños, lo ideal es ofrecerle mordedores para que lleven a su boca. Vienen de diferentes texturas y consistencias y se pueden colocar en la nevera para que estén fríos.
    Bebé al que no le ha salido ningún diente con un mordedor.
  • Masajes en las encías: la rutina de limpieza de las encías con una gasa o un dedal de silicona puede resultarles muy placentera en este momento.
  • Chupete: si el niño está habituado a usar el chupete, puede que en esta etapa lo necesite un poco más.
  • Alimentos fríos: el frío ayuda a desinflamar la zona y da la sensación de alivio. Dar trozos de fruta o verdura fría si ya puede comer por sí mismo, o helados de leche materna, pueden resultar útiles.
  • Mantener ciertas rutinas: repetir acciones en el mismo orden, a ciertos horarios todos los días, puede favorecer el sueño. Bañarse, cenar, leer un cuento o cantar una canción y acostar al pequeño de la misma manera lo pueden predisponer a descansar.
  • Sostener los buenos hábitos: cada padre elige la manera de descanso de su familia, pero si se han logrado ciertas formas de dormir con las que se está conforme, no hay que cambiarlas. Por ejemplo, si el niño duerme solo en su cuna, lo recomendable es acompañarlo y ayudarlo a volver a dormir en su espacio, en vez de pasarlo a la cama de los papás.
  • Medicación: en general no es necesario, pero a veces, si hay muchas molestias, el pediatra puede recomendar el uso de algún analgésico.

Si la dentición afecta al sueño de los niños, ten paciencia

Puede que haya varias noches largas con el pequeño llorando y molesto. Esto es por la salida de los dientes o hasta que el niño logre incorporar una rutina de sueño adecuada. Acompañar al pequeño con paciencia y amor es la clave de este proceso. Así, tanto el bebé como los papás transitarán de la mejor manera estos episodios nocturnos.

Te podría interesar...
5 consejos para mantener las encías sanas de tu bebé
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
5 consejos para mantener las encías sanas de tu bebé

Mantener las encías sanas del bebé es fundamental para que la boca del niño se desarrolle sin problemas. Sigue estos consejos para lograrlo.