¿Cómo calentar el cuarto de mi hijo en invierno?

Agetna 26 noviembre, 2016

En invierno, el consumo de electricidad puede aumentar y las facturas a fin de mes, convertirse en un dolor de cabeza. Si vives en países fríos donde las temperaturas bajan mucho en esa época del año, la energía eléctrica puede llegar a ser un verdadero problema.

Pero más allá de estar regulando el consumo eléctrico día a día y semana a semana, como madre preocupada al fin, velas más porque la habitación de tu hijo se mantenga caliente, sin importar lo que pueda costarte.

Sin embargo, en Eres Mamá nos preocupamos por todo y por todos, por eso, en el presente texto te ofrecemos algunos tips que mucho pueden servirte para mantener el ambiente tibio en la habitación de tu hijo, garantizar su descanso y seguridad; y evitar a la vez, que el consumo eléctrico se te vaya por las nubes.

Cómo calentar un dormitorio

Compra cortinas gruesas para usar en invierno

Si quieres evitar que el frío del exterior penetre por cualquier grieta que tenga la ventana, o que la temperatura cálida del interior se vaya hacia afuera, coloca cortinas gruesas en la habitación de tu pequeño. Las telas evitarán que esto suceda.

bigstock-newborn-baby-girl-asleep-on-a-24739778

Aprovecha el calor del sol

En caso de que el sol incida directamente en el cuarto que deseas calentar, te sugerimos aprovechar al máximo, sus rayos.

Durante el día o los mediodías, cuando el astro rey esté más intenso, abre las ventanas y descorre las cortinas para dejar que entre la energía del sol. Si te es posible coloca la cama de tu niño de manera tal que sus rayos la alcancen, de esta manera, entibiarán naturalmente el colchón, lo que lo harán mucho más agradable.

Opta por ventanas y puerta de madera

De tener un dinero disponible para hacer una inversión es importante que no dejes fuera la compra de ventanas y puerta de madera para el cuarto de tu hijo. La madera es ideal para mantener el calor del interior y evitar que el frío penetre.

Vigila que la puerta se mantenga cerrada

Aun cuando desees que en toda tu casa aumente la temperatura es recomendable que el calor sea preservado habitación por habitación.

Por este motivo, te recomendamos evitar que las puertas de los cuartos y todos los espacios de tu casa se queden abiertas. Solo de esta manera lograrás que cada una de ellas mantenga su ambiente por separado. Sobre todo, el ambiente de la habitación de tu hijo que tanto te preocupa.

nombres-de-nino-de-enero-y-febrero_ampliacion

Usa la cinta adhesiva aislante

Usa la cinta adhesiva, la aislante de preferencia, para cerrar cualquier rendija en las paredes de la habitación, puerta y ventanas.

Este es uno de los tips más económicos que puedes encontrar.

Usa el mosquitero para garantizarle un ambiente tibio

El mosquitero es una gasa cortada y cocida de tal modo, que sirve para colgarlo encima de las camas. Estos útiles son populares en algunos países latinos y se usan sobre todo para evadir las picaduras de los mosquitos.

Pero los mosquiteros también tienen otra finalidad y es la de mantener el espacio interior bastante tibio toda vez que alguien se acuesta en la cama.

Para entibiar su descanso y protegerlo del frío, compra mosquiteros de gasas lo más tupidas posible y ponlos en la cama o cuna de tu hijo cuando se vaya a dormir. Así sentirá menos frío.

Coloca alfombras sobre el suelo

Las texturas felpudas de las alfombras mucho pueden ayudarte para mantener la temperatura agradable y tibia. Así que no pienses dos veces en acolchar el piso del cuarto de tu peque.

Poda los árboles que obstaculicen la entrada del sol

Aun cuando puedas pensar que el frondoso follaje de un árbol enfrente de la ventana de tu pequeño pueda frenar el aire y el frío que venga del exterior, estás equivocada.

Los árboles refrescan el ambiente y airean cualquier sitio, por si fuera poco, un árbol tupido que haya crecido mucho y tape la ventana de tu pequeño, impedirá que penetre el calor del sol hacia el interior, por lo que te estará quitando la posibilidad de usar la energía solar para calentar tu vivienda.

Si tienes árboles en tu jardín que den directamente a las ventanas, pódalos en invierno.

Te puede gustar