¿Por qué algunos adolescentes discuten con sus padres?

La adolescencia es un período de búsqueda de la identidad. Eso implica separarse del mundo parental, para romper la fusión típica de la infancia.
¿Por qué algunos adolescentes discuten con sus padres?
Maria Fátima Seppi Vinuales

Escrito y verificado por la psicóloga Maria Fátima Seppi Vinuales el 08 septiembre, 2021.

Última actualización: 08 septiembre, 2021

Los adolescentes sufren cambios en todos los aspectos de sus vidas. El proceso de construcción de la identidad que empieza en la infancia, cobra mayor fuerza luego de la pubertad. Esto explica, en parte, por qué los adolescentes discuten con sus padres.

A menudo los jóvenes confrontan para diferenciarse de sus mayores y marcar su impronta: acá estoy y esto es lo que soy. Como padres, es importante saber cómo afrontar estas situaciones de conflicto, para que se resuelvan de la mejor manera posible. A continuación, te lo enseñamos.

Entender la adolescencia

Aunque los adolescentes comprendan el por qué de semejante transformación, muchas veces esta etapa se vive como un duelo. Y para colmo, quienes los rodean suelen sentir desconcierto por algunos de sus cambios. Por este motivo, resulta fundamental repasar algunos de los más significativos de esta etapa:

  • Modificaciones físicas.
  • Búsqueda de la identidad y la autonomía.
  • Cambios psicológicos, emocionales y cognitivos.
  • Tendencia hacia la fusión con el grupo de pares (más que con su propia familia).
  • Cuestionamiento del rol que ocupan en el mundo, ya sea a partir de preguntas existenciales, deseos de cambiar el mundo o mayor interés por las causas sociales.

A raíz de esto, ciertas situaciones de la vida diaria pueden detonar una “bomba emocional” y que el adolescente pase de la felicidad absoluta, al malestar y la angustia. En general, eso ocurre sin que los adultos logren identificar el por qué del cambio de actitud del menor.

Además, es importante remarcar que las dimensiones de los problemas son muy distintas para unos u otros: lo que para los padres resulta insignificante, para los hijos puede ser una cuestión de vida o muerte. Esto es un verdadero caldo de cultivo para las discusiones.

La búsqueda y la reafirmación de la identidad los conduce a querer demostrar permanentemente que ya no son esos niños dependientes de ayer. Y que, por el contrario, pueden valerse por sus propios medios.

crisis llanto pelea frustracion angustia joven adolescente piso llora



Algunas claves para tener en cuenta con los adolescentes

A pesar de que los adolescentes se sienten independientes, todavía necesitan de sus padres y sus cuidados. Lo que sucede es que necesitan cambiar la forma de relacionarse con ellos, sentirse capaces pero sin soltarles la mano.

Por este motivo, es necesario contar con algunas claves para acompañarlos en este proceso de cambios sin caer permanentemente en la confrontación.

Los límites siempre son necesarios

Es cierto que hay que dejar a los adolescentes hacer, explorar y descubrir por sus propios medios, pero ello no implica el libre albedrio. Los límites siempre son necesarios y hay que aprender a establecerlos.

La asertividad y el respeto por la individualidad son claves para no avasallar al adolescente. A su vez, los límites deben ser claros y deben hacerse cumplir. Entonces, los progenitores tienen el enorme desafío de mantener la constancia y establecer consecuencias cuando no sucede lo convenido.

Por otro lado, esta contención también incluye conocer con quién está y en qué lugar. Así mismo, estar al tanto de lo que consume en las redes sociales e internet.

Como pauta general, no se trata de invadir o de curiosear de manera oculta, sino de hablar y advertir sobre ciertos riesgos para preservarse a sí mismo.

Elegir el momento oportuno para hacer una intervención

Si el adolescente mantiene un comportamiento desafiante, muchas veces sus progenitores tienden a hacer públicas sus observaciones, ya sea delante de sus amistades o de otros familiares. Esto empeora la situación, pues el adolescente se siente avergonzado y necesita reafirmarse ante el resto.

Cuando se opte por hacer una intervención acerca de su conducta, lo mejor es buscar un momento a solas para tener una conversación tranquila al respecto. Exponerlos no es más que una escalada de conflicto.

Ser el ejemplo

No hay que olvidar que nuestro comportamiento como padres dice mucho más que las palabras. Somos permanentemente observados por nuestros hijos y ellos reparan tanto en lo que hacemos, como en lo que decimos. De esta forma, si queremos modificar determinada conducta, lo mejor es ser los modelos.

Habilitar espacios para la comunicación

Madre intentando ejercer control sobre su hijo adolescente con medida.

Por ultimo, pero no menos importante, es la importancia de generar espacios de encuentro y diálogo con nuestros hijos. Esto les permite a los jóvenes compartir lo que les pasa cuando lo desean y también, sacarse dudas acerca de algunas inquietudes típicas de la edad, como la sexualidad.

Hay que aprender a respetar sus tiempos y entender que su inicio sexual no será cuando nosotros queramos, sino cuando ellos puedan y deseen hacerlo. Si generamos el clima de confianza, el acercamiento será más sencillo.



Reflexionar sobre el propio momento de la vida

Muchas veces, la adolescencia de los hijos coincide con un momento de nuestra vida de mucho cuestionamiento personal o toma de decisiones trascendentales. Momentos bisagra sobre el futuro, sobre el trabajo, sobre la vivencia de ser padres.

Por eso, en general, las experiencias de nuestros hijos adolescente se suman las propias. Entonces, es bueno tener en claro qué es lo que nos interpela como adultos y buscar formas constructivas y saludables de vivirlo y expresarlo, sin convertirlo en una carga.

No hay que perder de vista que los adolescentes todavía necesitan nuestra orientación. Por ende, cuando se susciten las discusiones es importante dejar a un lado las críticas personales y buscar soluciones constructivas.

Te podría interesar...
La búsqueda de la identidad en la adolescencia
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
La búsqueda de la identidad en la adolescencia

La búsqueda de la identidad en la adolescencia es la tarea más importante de esta etapa. Si no está bien conducida, puede degenerar en una crisis v...