7 zumos ricos en vitaminas para niños

14 Abril, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias
Los jugos son ideales para complementar la dieta, estos preferiblemente deben ser preparados sin azúcar o edulcorantes para mantener sus propiedades y evitar la obesidad infantil.
 

Los zumos ricos en vitaminas para niños son las bebidas que más disfrutan. Esta clase de bebida puede ser recomendable para inyectar energía a los pequeños de la casa de manera deliciosa. Aparte de aportar nutrientes, los zumos pueden ayudar a mejorar las defensas, combatir el estreñimiento y ayudar al organismo a tolerar otros alimentos. No obstante debemos de aclarar que nos referimos a los zumos naturales hechos en casa, no a los procesados que se pueden adquirir en el supermercado.

Se aconseja preparar los zumos ricos en vitaminas para niños con frutas frescas de temporada maduras y combinarlas para tener diferentes opciones. Al prepararlos, se debe evitar rebajarlos con agua, así como también añadirle azúcar ya que esto no permite que el pequeño se acostumbre a su verdadero sabor.

Beneficios de los zumos

Al preparar zumos cien por cien naturales se le da la bienvenida a una gran variedad de nutrientes contenidos en las frutas. No poseen grasas y son ricos en vitaminas A, B, y C, al igual que tienen minerales importantes para el crecimiento del niño. El consumo regular de los zumos ricos en vitaminas para niños, conseguirá que los niños sean más receptivos a otros sabores. 

Cabe recordar que mantener los niveles de vitamina C en el rango adecuado contribuye al correcto funcionamiento del sistema inmune, según un artículo publicado en la revista “Nutrients”.

Estos zumos, por lo general, no afectan el peso del niño, aunque contienen calorías (como todos los alimentos) y deben ser suministrados de manera moderada. Al proporcionarle calorías al niño, su metabolismo se acelera y, en ese caso es recomendable la actividad física.

 

Los zumos naturales y el ejercicio físico son la combinación perfecta (en conjunto con una alimentación balanceada) para el buen crecimiento de los niños.

Zumos ricos en vitaminas para niños

1. Zanahoria, manzana y naranja

Este zumo está indicado para fortalecer al pequeño con una buena dosis de nutrientes. Y si se preparan con frutas frescas, serán ideales para la temporada de temperaturas altas. Los ingredientes a utilizar son: 2 zanahorias, 1 manzana, 2 naranjas y 1 cucharada de azúcar.

Se lava y se retira la cáscara de la zanahoria. En el caso de la manzana, puede dejarse la piel (tiene más concentración de vitaminas) o retirarse. Picar los ingredientes en cubos pequeños. Se exprime el zumo de la naranja y se vierte en una licuadora junto a las zanahorias y la manzana. Licuar todo. Si queda muy espeso, se le puede agregar más zumo de naranja.

2. Banana y hielo

Los ingredientes son 1/2 taza de leche líquida, 1/2 taza de leche en polvo, 1 banana madura pelada, cubos de hielo. Se colocan todos los ingredientes en la licuadora y se licúa hasta conseguir una mezcla homogénea.

3. Fresa y coco

Sus ingredientes son: 1 taza de leche, 1/2 taza de fresas, 1 cucharadita de coco rallado y 5 gotas de extracto de coco. Su preparación es sencilla: se licúan todos los ingredientes hasta integrar. Esta preparación es muy beneficiosa para el niño que se encuentra cansado o con falta de energía.

4. Banana y naranja

Para este zumo se necesita: 1 naranja pelada y cortada en 4 partes, 1 banana madura pelada, miel a gusto (opcional) y cubitos de hielo. Introducir los ingredientes previamente picados y sin cáscara en la licuadora. Procesar a velocidad media. Agregar los cubos de hielo y licuar a velocidad lenta hasta tener una mezcla espesa. Servir. Esta bebida es especial para aumentar las defensas de los niños.

 
7 zumos ricos en vitaminas para niños.

5. Fresas y durazno

Se necesitan 2 duraznos sin semilla, partidos a la mitad, y 8 fresas. Poner los duraznos y las fresas uno a la vez en la licuadora y procesarlos. Servir con hielo si se desea.

6. Coco y banana

Se necesitara 1 vaso de leche descremada, 1 banana, 1/8 coco en trocitos pequeños, sin cáscara y 5 almendras. Se le retira la cascara de la banana y se coloca en la licuadora con los trocitos de coco. Agregar a la mezcla las almendras y le leche. Licuar a velocidad alta. Servir con canela si se desea.

Este zumo por ser rico en calcio, potasio, vitaminas A, C, E, fibra, hierro, y ácido fólico favorece el aprendizaje y la memoria de los niños. También es muy bueno para el crecimiento de los pequeños, es energético y sirve para desechar parásitos intestinales.

7. Mango y manzana

Este zumo lleva los siguientes ingredientes: 100 gramos de mango, 200 gramos de manzana, 125 gramos de pepino, y cubos de hielo. Se debe lavar el pepino y quitarle la cáscara. De igual manera se lava la manzana y se retira la semilla. Retirar la piel del mango y separarlo de su semilla.

Introducir en la licuadora los trozos de mango, pepino y manzana. Licuar hasta tener una mezcla homogénea. Servir con los cubos de hielo. Estos zumos ricos en vitaminas para niños se pueden dar una vez por semana alternándolos. De esta manera no se satura al niño con un mismo sabor y se nutre el organismo con una buena variedad de frutas.

 

Introduce zumos en desayuno o merienda

Aportar fruta en los desayunos o meriendas puede completar la ingesta recomendada de vegetales diarios. De este modo se ayudan a prevenir muchas enfermedades, según un artículo publicado en el año 2017.

Es importante combinar frutas de distintos colores para asegurar la ingesta de diversos nutrientes. Además debe de evitar añadírsele azúcar al zumo. Es recomendable también utilizar siempre la fruta entera en lugar de exprimirla, para aprovechar también la fibra de la misma.

 
  • Carr AC., Maggini S., Vitamin C and immune function. Nutrients, 2017.
  • Aune D., Giovannucci E., Boffetta P., Fadnes LT., et al., Fruit and vegetable intake and the risk of cardiovascular disease, total cancer and all cause mortality- a systematic review and dose resonse meta analysis of prospective studies. Int J Epidemiol, 2017.