6 actividades para mejorar la escucha en inglés

Este artículo fue redactado y avalado por la profesora Marisol Rendón Manrique
· 26 abril, 2019
Aprende cómo mejorar las habilidad de escucha en inglés en niños y en adultos con las actividades que te proponemos a continuación.

Mejorar la escucha en inglés es fundamental para que los niños desarrollen la habilidad de hablar. Existen muchas teorías que recomiendan comenzar con un enfoque en la lectura y la comprensión auditiva en los niveles iniciales. Así, mejora el vocabulario y el reconocimiento de estructuras y aumenta la autoconfianza para producir de forma oral y escrita.

«La escucha efectiva en cualquier idioma es una habilidad comunicativa esencial. No solo multiplica las posibilidades de ser un estudiante exitoso, también ayuda a construir buenas relaciones interpersonales. La escucha activa implica entender conscientemente la idea que está implícita dentro de las palabras que se dicen.»

– Library and Learning Services Study Guide –

En las Bases Curriculares para la lengua inglesa, el Ministerio de Educación de Chile estipula que uno de los objetivos para los niños que cursan educación primaria es escuchar y demostrar comprensión de información sobre textos simples. Para ello, se sugiere que haya apoyos visuales, que se usen diálogos adaptados, claros y con repetición de palabras conocidas.

Para ayudar a tu hijo a reforzar las habilidades y los conceptos que la escuela desarrolla, puedes hacer lo siguiente:

Estrategias para mejorar la escucha en inglés

1. Un dibujo con instrucciones para colorear

Imprime una ficha con un dibujo en blanco, listo para que tus hijos le den color. Pídele que lo pinte siguiendo las instrucciones que le das. Por ejemplo: «Color the books on the table» («Colorea los libros que están sobre la mesa»)Si tienes dudas sobre la pronunciación de una palabra, siempre puedes acudir a aplicaciones como WordReference.Actividades para mejorar la escucha en inglés.

2. El juego de las preguntas

Lee un texto o reproduce una grabación corta, con velocidad y vocabulario apropiado para tu hijo. Luego, piensa en preguntas cuya respuesta sea «sí» o «no», y empieza a formularlas.

Además de ejercitar la habilidad de escucha, se hace un refuerzo en la atención y la concentración. Esta estrategia es ideal si tu pequeño requiere estudiar para un examen en cualquier asignatura escolar.

3. Dictado de dibujos

Esta actividad es perfecta para compartir un rato en familia y aprender al mismo tiempo. Debes empezar por dar a cada participante una hoja de papel en blanco y un lápiz.

El siguiente paso es empezar a dar instrucciones, por ejemplo: «In the middle of the paper there is a house» («en medio del papel hay una casa»). Después, se comparan los dibujos de todos para ver quién siguió las indicaciones apropiadamente.

4. Completar letras de canciones

Una de las actividades más populares en las clases de inglés es recibir la letra de una canción con espacios en blanco. Algunas palabras deben removerse para que quien las escucha pueda completarlas.

La ventaja con este ejercicio es que se pueden usar las melodías favoritas de tus hijos y repetirlas tantas veces como sea necesario. También hay aplicaciones, como Lyrics Training, que tienen una base de datos conectada a YouTube.

Otras formas de mejorar la escucha en inglés sin salir de casa

5. Descripción de personajes

Dales a tus hijos varias imágenes con personas realizando actividades y con atuendos diferentes. Luego, empieza a describir una de ellas y enuncia características que permitan identificarlas fácilmente.Actividades para mejorar la escucha en inglés.

Los niños deberán asociar los rasgos que has mencionado con una de las ilustraciones. Puedes aumentar el nivel de dificultad dependiendo de la edad y el conocimiento en inglés que tengan los chicos.

6. Hojas de trabajo con vídeos para mejorar la escucha en inglés

Las casas editoriales más prestigiosas, como Oxford o Cambridge, tienen muchos materiales gratuitos en línea a los que puedes acceder. Reproduce un video y hazles a tus hijos preguntas de comprensión, o busca una hoja de trabajo prediseñada. Las del libro Touchstone, por ejemplo, tienen preguntas y un proceso antes, durante, y después de ver el vídeo.

Con esta manera de practicar, los chicos se verán en la necesidad de permanecer atentos. La gran ventaja de estas herramientas es que están divididas por niveles de complejidad y por temas gramaticales. Así, tendrás un enfoque preciso sobre el tema que se debe tratar.

Cuando pongas en práctica estos medios para mejorar la escucha en inglés, no solo ayudarás a tu hijo, sino que también fortalecerás tus propias habilidades en una segunda lengua y recordarás conceptos que tal vez habías olvidado. Con todos estos ejercicios pronto verás resultados positivos en el rendimiento escolar y en las capacidades de los niños.