12 cosas que no debe hacer una mujer embarazada

Paco María García 15 septiembre, 2017
 A continuación te comentamos algunas de las 12 cosas más importantes que toda mujer embarazada debe evitar para cuidar de su salud y la de su bebé.

Durante el embarazo, los cambios que tienen lugar en el organismo de la mujer ameritan una rutina especial. En otras palabras, implica la realización de algunas modificaciones de hábitos para asegurar que madre e hijo lleguen al parto saludables. Por ello, resulta fundamental conocer las cosas que no debe hacer una mujer embarazada.

Las modificaciones de los hábitos implica, por supuesto, llevar un estilo de vida sano. Así, se debe renunciar a ciertas acciones y actividades y otras, simplemente hay que moderarlas. Por ejemplo, a la hora de ir a la playa, es necesario que la futura madre sea más precavida con las horas de exposición solar.

¿Por qué hay cosas que no debe hacer una mujer embarazada?

Tal y como hemos mencionado, es necesario tener conciencia de los hábitos para poder llevar un embarazo a buen término. Mientras más responsable se sea durante el embarazo, menos complicaciones surgirán.

Además, hay que tener en cuenta que la vida del bebé está sujeta a la de su madre, por ello, si se quiere que el día de mañana el bebé sea un niño sano y feliz, será necesario velar por su bienestar desde el primer instante en que comienza a desarrollarse en el vientre materno.

1. Alcohol, tabaco y drogas

En el primer lugar en la lista de las cosas que no debe hacer una mujer embarazada está el consumo del alcohol, tabaco y drogas. No es ningún secreto que estas sustancias ocasionan perjuicios tanto a la salud de la madre como del bebé. Incluso, se ha demostrado que todas estas drogas pueden provocar en el feto:

  • Síndrome de adicción.
  • Síndrome de abstinencia.
  • Malformaciones. 
  • Muerte prematura.
12 cosas que no debe hacer una mujer embarazada.

2. Abuso de la cafeína y teína

Todos los excesos son perjudiciales para la salud. Por ello, es necesario llevar una ingesta moderada. El consumo excesivo de cafeína durante el embarazo puede afectar el desarrollo del bebé y también puede llegar a ocasionar:

  • Aborto espontáneo.
  • Parto prematuro.

3. Dieta sin control médico

Otra de las cosas que no debe hacer una mujer embarazada es llevar cualquier tipo de dieta sin consultar con su médico. En especial si se trata de una dieta para adelgazar porque puede caer fácilmente en la descompensación de nutrientes básicos y enfermar. Sin el control adecuado, es posible que el bebé no reciba los nutrientes que necesita para crecer y vivir.

4. Consumo de carne poco cocida

Las carnes deben consumirse, como mínimo, cocidas a término medio. Entre otras cosas, porque las carnes crudas o semi crudas pueden contaminarse con bacterias y parásitos que ocasionan enfermedades. La salmonella y la toxoplasmosis son dos de las infecciones que pueden transmitirse por el consumo de alimentos poco cocidos o manipulados con una mala higiene.

5. Exposición a temperaturas extremas

Otra de las cosas que no debe hacer una mujer embarazada es exponerse de manera prolongada al sol. En especial en las horas de mayor radiación. Hay que recordar que, durante el embarazo, la piel se vuelve mucho más sensible y es necesario recurrir tanto a filtros solares como a una exposición moderada.

Ciertamente, el sol es bueno para la salud y permite que el organismo funcione adecuadamente pero no es necesario exponerse al punto de llegar a tener lesiones en la piel o experimentar un golpe de calor. Hay que hacer un buen uso de la protección solar.

6. Saunas

Sin duda, los baños calientes y la saunas son muy placenteros, pero también se encuentran en la lista de las 12 cosas que no debe hacer una mujer embarazada. No es conveniente el agua muy caliente porque promueve la vasodilatación. En la mujer, puede provocar mareos y desmayos.

7. Viajar a lugares que impliquen riesgo sanitario

Hoy en día, hay que tener especial cuidado con las infecciones de todo tipo. Pero, sobre todo, con las enfermedades transmitidas por los mosquitos puesto que pueden afectar gravemente al feto e, incluso, provocar su muerte. Algunas de las enfermedades más comunes en zonas de riesgo son: dengue, zika y chikungunya.

12 cosas que no debe hacer una mujer embarazada.

8. Realizarse rayos X

Por otra parte, salvo que el médico tratante indique lo contrario, hay que evitar la radiación que emiten los aparatos de rayos X. Por lo general, los médicos no las autorizan a menos que se trate de una urgencia.

9. Productos químicos tóxicos

Aunque no está comprobado el efecto de algunos químicos, por precaución la mujer embarazada no debe tener contacto con ellos. Hay que evitar exponerse de forma directa a los plaguicidas, insecticidas, y otros productos limpiadores de uso común, como pueden ser el amoníaco mezclado con detergente y otros detergentes.

10. Ejercicios físicos extremos

El ejercicio de alto impacto y las rutinas con una duración inapropiada pueden ocasionar incluso la muerte prematura del feto. Asimismo, si la madre realiza esfuerzos desmedidos, podría ocasionarse lesiones que pueden llegar a requerir una intervención quirúrgica, como es el caso de las hernias.

11. Sedentarismo

Como hemos mencionado, los extremos son perjudiciales para la salud. Y así como no se deben realizar rutinas de ejercicios de alto impacto y duración excesiva, tampoco hay que caer en el sedentarismo. Es necesario que la madre se mantenga activa con algún tipo de ejercicio suave y, si se quiere, de carácter recreativo.

12. Uso de laxantes

A pesar de que el estreñimiento sea una realidad muy común durante el embarazo, es necesario evitar recurrir a laxantes sin prescripción médica. Si bien es cierto que existen muchos productos de venta libre que ayudan a mejorar el tránsito intestinal, toda mujer embarazada debe consultar con su médico siempre.

En vez de optar por laxantes, lo más recomendable es llevar una dieta rica en fibra, mantenerse bien hidratada y procurar realizar un poco de ejercicio diario para poder favorecer el movimiento intestinal.

Las cosas que no debe hacer una mujer embarazada conforman una guía para llevar un embarazo sano y, sobre todo, para crear responsabilidad en cuanto a cómo cuidamos tanto de nosotros mismos, como de otros; o en este caso: cómo cuidamos de la vida de un bebé.

Te puede gustar