¿Cómo proteger la piel del bebé en invierno?

La piel de los bebés es más fina y delicada respecto a la de los adultos. Por ende, lo ideal es extremar los cuidados no solo en verano, sino durante todo el año.
¿Cómo proteger la piel del bebé en invierno?
Maria del Carmen Hernandez

Escrito y verificado por la dermatóloga Maria del Carmen Hernandez.

Última actualización: 26 diciembre, 2021

La piel del bebé en invierno es tan sensible a los rayos del sol como lo es en el verano. Si bien las necesidades de cuidado cutáneo son diferentes según las estaciones, siempre deben ponerse en práctica para mantener este tejido saludable y funcional.

A continuación, te contamos algunas medidas para mantener la piel saludable en invierno.

¿Cómo proteger la piel del bebé?

El aire frío y seco, junto con el fuerte viento del invierno pueden provocar mayor sequedad en las mejillas de los bebés, pues les impiden retener la humedad.

Además, la piel de los bebés es mucho más fina que la de los adultos y esto hace esencial extremar las medidas de cuidado.

Humectación constante

Para elegir una crema humectante para los bebés, lo ideal es optar por aquellas que no tengan fragancias, conservantes, alcohol ni químicos. Todos estos componentes pueden secar demasiado la piel o irritarla.

Los ungüentos o las cremas son más pesadas que las emulsiones y a su vez, son más efectivas para los cuidados de la piel demasiado seca. Incluso, de acuerdo a publicaciones de la American Academy of Pediatrics los ungüentos contienen la mayoría de los aceites necesarios para humectar la piel deshidratada.

El uso de aceites corporales como humectantes también es una buena opción. A su vez, estos pueden servir también para la realización de masajes, lo cual ayuda a afianzar el vinculo con los padres.

Proteger los labios agrietados

El babeo constante de los bebés, sumado a el frío del invierno, favorecen a que los labios se sequen y se agrieten. Por eso, se recomienda el uso de bálsamo labial hipoalergénico, lanolina tópica o vaselina sólida todos los días.

No abrigar demasiado al niño

En invierno es habitual abrigar por demás al bebé, por temor a que sufra lesiones por el frío. No obstante, esto puede generar la aparición de un sarpullido en la piel producto del calor excesivo.

La mejor recomendación es colocarles una capa mas de prendas de vestir que las que llevan los adultos. Y en caso de utilizar un carrito para los paseos, además de las prendas de abrigo es conveniente el uso de un protector plástico.

Optar por las prendas de vestir adecuadas

El uso de telas suaves y que transpiren con facilidad ayuda a que la piel no se irrite tanto. Incluso, se recomienda evitar la ropa con etiquetas ásperas o con costuras rugosas.

Los detergentes de ropa ideales son aquellos que no contienen tinturas, perfumes ni fragancias. Además, los cuidados de la ropa de cama también son importantes y por eso, las sábanas y las fundas de las almohadas deben ser de algodón o de bambú.

Las lanas o telas sintéticas generan mucha irritación en la piel y por ende, se aconseja evitar su uso y optar por texturas más suaves y naturales.

Procurar cuidados de la piel a la hora del baño

El  baño es uno de los momentos mas importantes para mantener los cuidados de la piel del bebe en invierno. Por lo tanto, lo ideal es evitar los jabones y los productos que contengan detergentes y químicos.

No es necesario bañar al bebé todos los días, con dos veces por semana es suficiente. A su vez, se recomiendan que sean de corta duración y con agua tibia, para reducir la pérdida de humedad de la piel.

De acuerdo a las recomendaciones de American Academy of Dermatology Association, luego del baño es un buen momento para humectar la piel con cremas o lociones.

Usar protector solar siempre

No solo es necesario usar protector solar en verano, sino también en invierno y en los días nublados. Los rayos ultravioletas tienen la capacidad de atravesar las nubes o de reflejarse en ciertas superficies, como la nieve, la arena o el agua. De hecho, en invierno también pueden observarse quemaduras solares.

Cabe remarcar que no se recomienda el uso de protector solar en bebés menos de 6 meses.

padre hijo nino ski crema solar lentes gafas casco bufanda campera nieve montaña sol proteccion solar

Mantener los ambientes a una temperatura adecuada

En invierno, el uso de las calefacción genera un ambiente seco que estimula aún más la pérdida de agua de la piel de los bebés. Para estos casos, lo ideal es humidificar los ambientes y evitar las temperaturas extremas. De hecho, la temperatura ideal para los bebés de 20ºC.

La piel del bebé en invierno es igual de delicada que en verano

La piel del bebé es igual de susceptible a los agentes externos en el invierno y en el verano. Por esto, se recomienda mantener las medidas de cuidado e higiene durante todo el año, para lograr que se mantenga saludable y funcional. Limpieza, humectación y protección son los tres pilares que siempre se deben respetar.



  • Blume-Peytavi U, Hauser M, Stamatas GN, Pathirana D, Garcia Bartels N. Skin care practices for newborns and infants: review of the clinical evidence for best practices. Pediatr Dermatol. 2012 Jan-Feb;29(1):1-14. doi: 10.1111/j.1525-1470.2011.01594.x. Epub 2011 Oct 20. PMID: 22011065.
  • Johnson E, Hunt R. Infant skin care: updates and recommendations. Curr Opin Pediatr. 2019 Aug;31(4):476-481. doi: 10.1097/MOP.0000000000000791. PMID: 31188166.
  • Fernandes JD, Machado MC, Oliveira ZN. Children and newborn skin care and prevention. An Bras Dermatol. 2011 Jan-Feb;86(1):102-10. English, Portuguese. doi: 10.1590/s0365-05962011000100014. PMID: 21437530.