9 estrategias para enseñar a los niños a no juzgar a los demás

05 Octubre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la psicóloga Mara Amor López
Enseñar a los niños a no juzgar a los demás es clave para conseguir una mayor felicidad y bienestar en los pequeños. ¿Quieres saber cómo hacerlo?

Es muy importante enseñar a los niños a no juzgar a los demás ni a ellos mismos, puesto que hacerlo conlleva muchos problemas psicológicos, emocionales y sociales que hay que intentar frenar. A continuación, vamos a ver qué estrategias se pueden llevar a cabo para evitar que esto suceda.

Acoso escolar, trastornos de la conducta alimentaria, depresión, ansiedad, racismo, problemas de autoestima, entre otros, pueden ser ejemplos de problemas derivados de las críticas y juicios hacia los demás y hacia uno mismo.

Todos, inconscientemente, tenemos tendencia a juzgar lo que pasa a nuestro alrededor, pero debemos evitarlo si queremos vivir en un mundo más respetuoso, comprensivo, amable y tolerante.

Niños en clase aprendiendo a no juzgar a los demás.

Beneficios de enseñar a los niños a no juzgar a los demás

Una de las consecuencias más claras que se produce es el aumento de la discriminación entre las personas, conductas irrespetuosas con los demás, así como el acoso al que algunas personas o niños se ven sometidos. Vamos a ver de qué manera ayuda a nuestros hijos que les enseñemos a no juzgar a los demás:

  • Les ayuda a comprender y a ponerse en el lugar de los demás y a expresar siempre respeto hacia ellos.
  • Se muestran más tolerantes, respetan y aceptan las diferencias con los demás (de raza, cultura, ideales, físicas, sexuales, etc.).
  • Desarrollan un pensamiento más comprensivo, hacen frente a los problemas y tienen en cuenta los distintos puntos de vista.
  • Aceptan sus errores como una oportunidad de aprender y de mejorar. Esto les ayudará a lo largo de toda su vida.
  • Son más felices, ya que logran suprimir la preocupación que sienten por agradar a los demás y por su apariencia física.
  • Mantienen unas relaciones sociales más fuertes, sanas y duraderas en las que no son aceptadas las discriminaciones, descalificaciones ni abusos de poder.
  • Luchan por que no haya acoso, ni en clase ni fuera de ella.

Estrategias para enseñar a los niños a no juzgar a los demás

Todos tenemos la tendencia innata de juzgar todo lo que nos rodea para saber si es malo o bueno o si es positivo o negativo, tanto para nosotros como para los demás. Pero, a veces, con esta tendencia caemos en generalizaciones y estereotipos, y esto mismo se lo estamos enseñando a nuestros hijos.

De esta manera, a veces, juzgamos sus conductas, las de sus amigos o compañeros, las de profesores y maestros, etc. Y así, sin darnos cuenta, estamos enseñando a nuestros hijos a juzgar a los demás. Por eso, es importante que seamos un ejemplo y que tengamos en cuenta las siguientes estrategias para enseñarles a no juzgar a nadie, ni por lo que hacen, ni por lo que son.

Evitar comentarios negativos sobre el aspectos físico

No debemos criticar, comentar ni reírnos del aspecto físico, discapacidades o capacidad intelectual de nadie.

Enseñar a los niños a no juzgar a los demás fomentando respuestas positivas y asertivas

¿Esto qué quiere decir? Que enseñemos a los niños a ser capaces de defender sus ideas y derechos, pero siempre respetando a los demás y sin herirlos con nuestras palabras o acciones.

Ni realizar ni permitir burlas hacia otras personas

Evitaremos hacer cualquier tipo de comentario despectivo, burlas o chistes hacia otras personas en presencia de nuestro hijo.

Les ayudaremos a entender las diferencias

Enseñaremos a nuestros hijos que existen diferencias entre todos los seres humanos y que estas pueden ser del tipo que sean, pero que son oportunidades de conocer una gran diversidad de personas que nos pueden aportar muchos aprendizajes.

Enseñar a no divulgar rumores y pensar antes de hablar

Es importante que aprendan a no difundir rumores sobre nadie, y que tienen que pensar antes de hablar y decir cualquier cosa que pueda herir a los demás.

Ver películas sobre valores, como la tolerancia, la diversidad, etc.

Visualizar películas o series con nuestros hijos que aporten valores de respeto hacia la diversidad y la tolerancia, y traten de una manera didáctica temas tan serios como el acoso escolar.

Niños aprendiendo a no juzgar a los demás y amando la diversidad.

Leer cuentos sobre valores como el respeto y tolerancia hacia los demás

Realizar lecturas de cuentos que transmitan valores de respeto a la diversidad, de aceptarse a uno mismo y a los demás, sean quienes sean y como sean.

Ser un ejemplo

Enseñamos a nuestros hijos mediante el ejemplo, por tanto, debemos ser los primeros en no juzgar a nadie, en respetar a todo el mundo, proceda de donde proceda, ya que ellos harán lo que vean en nosotros. Así que tenemos que intentar ser más conscientes cuando hacemos juicios sobre otros o sobre nosotros mismos.

Ayudar a promover una sana autoestima

Podemos influir en el desarrollo de una sana autoestima de nuestros hijos evitando frases del tipo: “Eres un…”, “No sabes hacer…”, etc., ya que eso influye negativamente en su seguridad y autoestima.

Respecto a enseñar a los niños a no juzgar a los demás…

Podemos decir que enseñar a los niños a no juzgar a los demás es clave para un desarrollo emocional sano. Las actitudes de ayuda hacia los demás tienen como resultado sentir mayor bienestar y unas emociones positivas por esas acciones buenas.

Sin embargo, si los niños siempre juzgan y critican a los demás y a sí mismos, las emociones que sentirán serán desagradables y les perjudicarán, lo que dañará su autoestima y provocará conductas desadaptadas, ansiedad e incluso depresión.

Por esta razón, enseñar a nuestros hijos a no ser jueces de nadie, ni siquiera de ellos mismos, les hará personas más felices y con un mayor bienestar a lo largo de su vida. Recuerda: en nuestras manos está que nuestros hijos logren ser personas de bien.