Semana 29 del embarazo

Esta etapa es muy importante para el desarrollo de tu bebé, por lo que cumplir con tus consultas médicas y tratamientos es vital.

Escrito y verificado por el médico Diego Pereira el 15 Febrero, 2021.

Última actualización: 15 Febrero, 2021

En la semana 29 del embarazo el bebé sano logra importantes avances en el desarrollo de su sistema óseo, respiratorio y nervioso. Es un momento excelente para compartir en familia sin descuidar las consultas prenatales.

¿Te interesa saber un poco más sobre esta importante semana? Hemos preparado un breve artículo para aclarar todas tus dudas. ¡Sigue leyendo!

¿Cómo está mi bebé en la semana 29?

Tu bebé sigue creciendo de forma activa, ya que poco a poco se acerca la tan ansiada fecha probable de parto. Puede medir alrededor de 26 centímetros y pesar unos 1100 gramos, aunque depende de cada caso, puesto que no por no alcanzar estas medidas existe un problema.

El desarrollo de los pulmones sigue dándose y, de hecho, estos ya adquieren cierta madurez para adaptarse al ambiente exterior gracias a la producción del agente surfactante, una sustancia importante para respirar. Sin embargo, todavía no están muy listos para ello.

Algunos órganos, como los ojos y el sistema nervioso, adquieren cierta capacidad de captar estímulos externos, ¡a pesar de que dentro de tu útero todavía no le sirva de mucho! Si lo deseas, puedes ir hablándole poco a poco para adquirir cierta confianza y conexión con tu bebé.

El proceso de osificación de los huesos se mantiene y cada vez se fortalece más el tejido. Todavía son blandos y algo débiles, pero ya tienen la forma esperada y solo falta un poco más de tiempo para que funcionen como debería.

Los varones empiezan a presentar poco a poco el descenso de los testículos. Sí, estos órganos se desarrollan primero en la cavidad abdominal. Tienen que ubicarse en el exterior para que la formación de los futuros espermatozoides pueda darse de forma correcta.

Descubre más: ¿Es importante la estimulación prenatal?

¿Cómo puedo llegar a sentirme?

El molesto dolor lumbar puede prevenirse o disminuirse con algunas medidas básicas.

En tu caso, puede que empieces a presentar algunas molestias adicionales debido al crecimiento del útero y la compresión de algunas estructuras alrededor. Te lo contamos a continuación.

Síntomas frecuentes en la semana 29

Entre los síntomas más comunes en esta etapa se incluyen los siguientes:

  • Dolor lumbar o en las piernas: esto puede dar origen a un cuadro clínico conocido como ciatalgia, en parte también debido al efecto de las hormonas. Intenta no cargar mucho peso, hacer ejercicios de estiramiento y consultar al médico cuando sea necesario.
  • Síndrome de las piernas inquietas: esta curiosa condición se caracteriza por la necesidad de mover las piernas de forma constante y va acompañada de síntomas como el hormigueo y el insomnio. Es frecuente, y más aún cuando hay antecedentes familiares.
  • Infecciones urinarias: si presentas dolor o ardor al orinar es muy probable que tengas una infección. Es necesario que se lo comuniques a tu obstetra de inmediato, ya que no queremos riesgos innecesarios para el bebé.
  • Náuseas y vómitos: si bien son comunes en el embarazo, también pueden desencadenarse como consecuencia del tratamiento prolongado con suplementos de hierro. Si son muy frecuentes, procura hidratarte lo suficiente y consultar con el especialista.
  • Aumento de peso: en esta etapa ya habrás adquirido unos 5 kilogramos de peso, por lo que quizá estés perdiendo un poco la figura. ¡No te preocupes! Recuerda alimentarte de forma saludable para mantener el crecimiento adecuado de tu bebé.

¿Es necesario acudir al médico en este periodo?

En el último trimestre de los embarazos normales suelen planificarse consultas prenatales cada 4 semanas y, a medida que avanza el tiempo, se acorta la espera entre cada una. El obstetra es quien se encargará de determinar la frecuencia de estas visitas. Pero sí: ningún médico debería darte de alta definitiva durante el embarazo.

Estudios que me pueden solicitar y por qué

Si ya llevas un tiempo yendo con el médico, este podría esperar para solicitarte otros estudios adicionales. Hay casos en los que, por muchos factores, algunas madres acuden a consulta de forma tardía. Si esta es tu circunstancia, puede que te soliciten lo siguiente:

  • Biometría hemática completa: este análisis de sangre sirve, entre otras cosas, para valorar los niveles de hemoglobina.
  • Serologías para VIH y VDRL: permiten detectar la presencia de ciertas enfermedades infecciosas dañinas para el bebé y para ti.
  • Tiempo de tromboplastina parcial (PTT) y tiempo de protrombina (PT): sirven para determinar el riesgo de sangrado durante el parto.
  • Ecosonograma obstétrico: es obligatorio en cada trimestre y permite evaluar el adecuado desarrollo del cuerpo del bebé, incluyendo los latidos de su corazón.

Descubre más: Cuidados para evitar infecciones

Preguntas frecuentes sobre la semana 29

Si eres una madre primeriza, es probable que estés llena de dudas. Aquí te respondemos a algunas de las más frecuentes:

1. ¿Es normal sentir contracciones en este momento?

Depende. A finales del segundo trimestre es común que se produzcan unas contracciones indoloras y breves en la parte baja del abdomen, conocidas como contracciones de Braxton-Hicks.

Son inofensivas y son la consecuencia de que el útero se esté “entrenando” para el futuro parto. En caso de ser dolorosas y abundantes, debes comunicarte con tu médico.

2. ¿Me podrían indicar un ecosonograma doppler obstétrico?

El ecosonograma doppler es un estudio complementario muy útil para valorar el estado de algunas arterias y venas.

Depende. Este estudio se realiza para determinar las características del flujo sanguíneo de ciertos vasos en el cerebro y la arteria uterina, por ejemplo. Suele ser indicado a partir del segundo trimestre en casos en los que el bebé no crezca de forma adecuada.

3. ¿Puedo tomar pequeñas cantidades de alcohol o fumar cigarrillos durante el embarazo?

No. Ninguna de las sustancias están permitidas en el embarazo, ni siquiera en pequeñas cantidades. Son capaces de provocar efectos nocivos sobre el bebé en desarrollo (y en ti también), por lo que si tienes algún tipo de adicción, esta debe ser controlada de la mano con el médico.

Un momento excelente para compartir en familia

En la semana 29 ya todo el mundo nota tu embarazo y puedes estar pasando los mejores momentos de tu vida. ¡Aprovecha cada minuto! Retoma las conversaciones con amistades y familiares, expresa todas tus expectativas con tu pareja y ve planificando poco a poco los obsequios que quieras darle a tu futuro hijo.

Te podría interesar...
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
La psicología perinatal, ¿qué sienten los niños antes de nacer?

¿Qué siente o percibe el bebé antes del parto? La psicología perinatal da respuesta a esta y otras cuestiones que inquietan a los futuros padres.



  • Maldonado-Durán M, et al. Cambios fisiológicos y emocionales durante el embarazo normal y la conducta del feto. Perinatol Reprod Hum 2008;22:5-14.
  • Schapira I. Características del desarrollo humano perinatal. Un método para la evaluación del sistema nervioso joven. Rev Hosp Mat Inf Ramón Sardá 2004;23(2):59-69.

Graduado en Medicina en la Universidad Central de Venezuela (2020). Ha participado en proyectos de atención médica humanitaria en comunidades rurales desatendidas con distintas ONG locales, y tiene experiencia en proyectos de investigación básica y clínica relacionados con la leishmaniasis, malaria y antropometría infantil. Fue miembro titular de la Sociedad Científica de Estudiantes de Medicina de su casa de estudios (2017-2020) y coordinador del comité científico en la quinta edición del Campamento Universitario Multidisciplinario de Investigación y Servicio (2018). Obtuvo un grado académico con honores (mención investigación) y mención honorífica cum laude por rendimiento académico. Actualmente se desempeña como médico interno y creador de contenido web relacionado al área de la salud.