Virus del papiloma humano y embarazo

Mervis Romero 3 enero, 2018
Aunque muchas personas eliminan el virus del papiloma humano de forma natural y sin mayores complicaciones, su presencia durante el embarazo requiere de cuidados y mayor atención.

Se calcula que existen cerca de 200 tipos de VPH, de los cuales unos 40 se transmiten por vía sexual, afectando los genitales. Una gran mayoría de las personas contagiadas elimina el virus del papiloma humano sin sufrir consecuencias a largo plazo.

Sin embargo, la relación entre el virus del papiloma humano y embarazo suele ser causa de preocupación. Aprende más sobre los aspectos relacionados con esta condición, los posibles riesgos y su prevención a continuación.

¿Qué es el virus del papiloma humano?

Es una enfermedad vírica de transmisión sexual muy común en personas activas sexualmente. Se evidencia por medio de verrugas genitales y en algunos casos, cáncer. Se transmite por medio de relaciones sexuales orales, vaginales o anales con una persona infectada.

Por lo general, esta patología no muestra señales que indique la presencia en el organismo del contagiado. No obstante, con el transcurso del tiempo posterior a la infección pueden aparecer los siguientes síntomas:

  • Presencia de verrugas en las zonas genitales, ano, recto, escroto, vulva o ingle, aunque también pueden extenderse hacia otras zonas. Las verrugas pueden ser planas, pequeñas, grandes y en forma de coliflor.
  • En las mujeres, alteraciones en los tejidos del cuello uterino, que en ocasiones pueden desaparecer o traer consecuencias como el desarrollo de un cáncer.
Las infecciones de orina durante el embarazo pueden ser muy dolorosas y frecuentes.

Virus del papiloma humano y embarazo: ¿existe algún riesgo?

Si padeces del virus del papiloma humano y estás embarazada se puede incrementar el tamaño o número de verrugas ya existentes. Esto se debe a las alteraciones hormonales que pudieran disminuir las defensas del cuerpo o debido al aumento de las secreciones vaginales.

Sin embargo, es improbable que pueda afectar el normal desarrollo del embarazo, aunque sin duda, siempre habrá el mínimo riesgo de contagiar al pequeño.

Consideraciones generales del virus del papiloma humano y embarazo

Es imprescindible que le comentes al obstetra si padeces o sufriste de verrugas causadas por el VPH. De esta forma, contarás con la posibilidad de una vigilancia en el avance de la enfermedad para impedir su desarrollo. Además, puedes tener en cuenta las siguientes consideraciones:

  • Puedes realizarte una prueba para diagnosticar posibles lesiones.
  • Puedes optar por un parto vaginal, en caso de que no existan gran cantidad de condilomas que obstruyan el canal de parto. Si fuera así, necesitarías una cesárea.
  • En caso de presencia de virus de papiloma humano y embarazo, solo necesitarás control, ya que las verrugas podrían desaparecer luego del parto.
  • Tu médico podrá decidir remover las verrugas con técnicas poco invasivas que no afecten el embarazo. También puede evaluar el avance por medio de la colposcopia.
  • Evita utilizar lociones o productos usados para la remoción de verrugas.

¿Qué puede pasar si el bebé se contagia?

Aunque es muy poco probable, si un bebé llegara a infectarse con el virus del papiloma humano, su organismo eliminaría el virus de forma natural.

Los dolores de espalda son muy habituales durante el embarazo.

Existen algunos casos muy extremos, en los cuales el bebé podría presentar carnosidades en la garganta. A esta condición se le conoce con el nombre de papilomatosis respiratoria. Para ello, es indispensable el tratamiento con láser, que serviría para la eliminación de las verrugas y el despeje de las vías de respiración.

“El virus de papiloma humano es una enfermedad vírica de transmisión sexual muy común en personas activas sexualmente”

Prevención del virus del papiloma humano

Prevenir es la mejor manera de cuidar tu salud. Para evitar el contagio de esta patología, puedes llevar a cabo las siguientes acciones:

  • Mantener relaciones sexuales con una sola pareja, siempre y cuando esta haga lo mismo.
  • Usar condones de látex, esto reduce considerablemente el riesgo de sufrir enfermedades de transmisión sexual.
  • Vacúnate con el consentimiento de tu doctor después del parto. Existen dos tipos de vacuna efectiva contra los VPH de alto riesgo más frecuentes, los tipos 16 y 18.

En conclusión, la unión de virus del papiloma humano y embarazo no conlleva ningún riesgo para las partes involucradas. No obstante, existe una mayor predisposición de contraer el virus durante el embarazo, aunque un buen sistema inmunitario te ayudará a eliminar la infección; lo ideal es mantener un buen control y prevenir eficazmente la enfermedad.

Te puede gustar