Qué significa tener un amigo invisible: pros y contras

Naí Botello 18 julio, 2018
La fértil imaginación de los niños los puede conducir a crear amigos invisibles como compañeros de juegos. ¿Es esta una situación normal o es necesaria la intervención de los padres?

Si has escuchado a tu hijo jugar con alguien que no está o él te habla sobre su amigo imaginario, es posible que se hayan activado todas tus alarmas.  La verdad es que, a simple vista, parece algo irracional y se le pueden asignar múltiples significados; pero, ¿en realidad qué significa tener un amigo invisible?

Debes saber que, entre los dos y los tres años de edad, es bastante común que los niños recreen en un mundo imaginario amigos invisibles. Por lo tanto, no hay nada que temer. A continuación, profundizaremos sobre esta curiosa situación, que suele causar desconcierto en los padres.

Qué significa tener un amigo invisible

En primer lugar, es necesario calmar tus preocupaciones. Los niños que manifiestan tener un amigo invisible no sufren ningún tipo de problema mental ni tampoco están experimentado un fenómeno paranormal extrañoEsta experiencia es completamente normal en niños de dos o tres años; algunos pueden extenderlo incluso hasta edades más avanzadas, tipo 8 o 10 años.

Los especialistas estiman que el tener un amigo imaginario surge como respuesta a la carencia de compañía o amigos con quienes jugar, sobre todo en niños que son hijos únicos. También es común en niños que viven rodeados de muchos adultos o que tienen una sensibilidad especial o inclinación hacia las artes.

De hecho, este fenómeno se presenta en dos de cada tres niños. Este dato revela que es una conducta sumamente común en al menos alguna etapa de la niñez.

¿Qué significa tener un amigo imaginario para los niños?

Consecuencias en niños que tienen un amigo imaginario

Cuando los niños están jugando, es muy común que construyan en su mente un mundo mágico en el que puedan recrear aventuras y donde todo es posible. Esta acción forma parte de la fértil imaginación que tienen los pequeños y los beneficia desde distintos puntos de vista.

Es así como los niños que tienen amigos imaginarios pueden experimentar:

  • Sentirse más fuertes, inspirándose en personajes como los superhéroes. Esta acción resulta de mucha ayuda porque refuerza su autoestima.
  • Se incrementan sus habilidades sociales.
  • Drenan su energía positiva y negativa. El tipo de conversación o juego que los niños tienen con su amigo imaginario puede develar los temores, anhelos y deseos del pequeño.

Cuándo deja de ser beneficioso tener amigos invisibles

En general, cuando notamos que los niños están jugando e incluyen en la acción a un amigo imaginario o invisible, entendemos que esto forma parte de la diversión y su creatividad. Los padres no deben tomar una actitud de rechazo frente a este hecho.

No obstante, sí es conveniente que denoten cuál es la conducta y el tipo de conversación que el niño tiene con su amigo imaginario. Esto puede indicar si hay algún aspecto negativo en el niño que deba corregirse.

Básicamente, será el momento de conversar y evaluar al pequeño si este toma una actitud violenta en exceso con respecto a su amigo imaginario. También en caso de que no desee jugar con niños de su escuela o en general con niños reales y, si ya tiene más de diez años, si aún está absorto en la relación con su amigo imaginario.

“Es conveniente que los padres denoten cuál es la conducta y el tipo de conversación que el niño tiene con su amigo imaginario”

Otras conductas que hay que atender

Además de lo comentado previamente, otras conductas relacionadas con los amigos imaginarios que deban tratarse con un especialista son:

  • Que el niño deje de cumplir con sus tareas y obligaciones de la escuela y el hogar.
  • Si el pequeño se torna en exceso retraído y comienza a afirmar que su amigo imaginario es real.
La imaginación en los niños es infinita, pero, ¿qué significa tener un amigo invisible?

Esto último debe llamar la atención de los padres, pues aunque el niño juegue con un amigo imaginario, en su mente debe estar claro que lo hace pertenece a un mundo irreal o de fantasía.

Los niños han de ser perfectamente capaces de diferenciar las dos realidades. En caso de que esto no suceda, el pequeño debe ser tratado de inmediato, pues se han hecho públicos muchos casos en los que niños jugando a ser superhéroes se han lastimado gravemente al saltar por un balcón, pensando que eran capaces de volar o que estaban persiguiendo un villano.

En última instancia, es de hacer notar que, aunque no es común, algunos niños con apego evitativo mantienen hasta la adolescencia su vínculo con amigos imaginarios. Su finalidad aquí es disminuir las sensaciones de rechazo o combatir los sentimientos de soledad.

Te puede gustar