¿Qué comer antes del parto para prepararte de forma correcta?

La elección de tus alimentos antes del parto influirá en las fuerzas disponibles en el momento crucial. Te proporcionamos una guía detallada sobre qué alimentos consumir y cómo prepararlos para optimizar tu energía.
¿Qué comer antes del parto para prepararte de forma correcta?
María Patricia Piñero

Escrito y verificado por la nutricionista María Patricia Piñero.

Última actualización: 16 agosto, 2023

El tiempo para la dulce espera se reduce y entre tantas tareas, la alimentación es crucial. El trabajo de parto es como un maratón, requiere preparar el cuerpo, suministrando energía y nutrientes para llegar a la meta con éxito.

Desde que nos dan la fecha probable de parto, es importante alimentar de manera estratégica el cuerpo para el momento esperado. En este artículo, hablaremos sobre los aspectos nutricionales a considerar, los alimentos recomendados y sus características. Por supuesto, esta información complementa las indicaciones del médico obstetra y el profesional de nutrición.

Aspectos nutricionales a considerar para el trabajo de parto

A pesar de que los últimos avances en obstetricia señalan los beneficios de comer durante el trabajo de parto, otros protocolos médicos no lo consideran. Por eso, lo más adecuado es prepararse antes del evento.

La Sociedad Americana de Anestesiólogos expone que los estudios comparan la demanda calórica del trabajo de parto con la de un maratón de corredores profesionales.

También resaltan que una mala nutrición durante el embarazo llevará al cuerpo a usar sus reservas de grasa como fuente de energía para el trabajo de parto. Esto aumentará la acidez en la sangre y reducirá las contracciones uterinas, prolongando finalmente el proceso para dar a luz.

Por eso es importante mantener una dieta equilibrada y saludable desde el inicio del embarazo, para nutrir al bebé, prepararnos para la lactancia materna y para el momento más esperado: el trabajo de parto.

Si pensamos en un maratón, debemos asegurarnos de tener suficiente combustible, una buena hidratación y músculos fortalecidos mediante ejercicios y una nutrición adecuada. Por lo tanto, es fundamental seleccionar de forma cuidadosa los alimentos antes del gran día.



¿Qué alimentos debes elegir?

Los alimentos a elegir para el momento del parto deben cumplir con ciertas características que te ayudarán a tener la energía y la fortaleza necesaria. Por ello, ten en consideración las siguientes indicaciones de alimentos.

Alimentos de fácil digestión y fuente de energía constante

Elegir alimentos de fácil digestión se vuelve esencial para las mujeres que tienen una fecha probable de parto. Los alimentos deben contener carbohidratos complejos, moderada cantidad de fibra y bajos niveles de grasa, para facilitar la digestión.

De esta manera, se asegura un suministro constante de nutrientes energéticos que rellenan las reservas de glucógeno (carbohidratos) en el cuerpo. A continuación, mostramos los alimentos que cumplen con estos requerimientos.

Cereales integrales de lenta absorción

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) ha expresado su punto de vista sobre los beneficios del betaglucano presente en la avena y la cebada, a través de la revista Nutrients. Este tipo de fibra soluble ralentiza la digestión y gradualmente regula los niveles de azúcar en la sangre, proporcionando una fuente constante de energía durante un período prolongado.

Frutas

Se ha investigado el efecto beneficioso de ciertas frutas en el trabajo de parto. Por ejemplo, en un estudio publicado en la revista Journal of Obstetrics and Gynaecology, se menciona que un grupo de mujeres que consumieron dátiles experimentó un aumento en la dilatación cervical durante el proceso de parto, y se observó un incremento en partos espontáneos en el 96 % de los casos.

Por otro lado, un estudio publicado en la revista Food Functional presenta resultados que indican que las fresas, frambuesas, arándanos rojos y moras tienen la capacidad de regular los niveles de azúcar en la sangre. Estos efectos se observaron en adultos con diabetes tipo 2 que fueron analizados en el estudio.

Estas frutas pertenecen a las de bajo índice glucémico, es decir, sus azúcares se absorben de manera lenta. Así se lee en la guía publicada por la University Health News Daily.

Otras frutas que se encuentran en la categoría de bajo índice glucémico, según la University Health News Daily, incluyen la manzana, el durazno, la banana, la naranja, el albaricoque, las ciruelas, el pomelo, la piña y el mango.

Verduras y otros cereales de lenta absorción

Dentro de las verduras se incluyen la zanahoria cruda y su jugo, la sopa de tomate, la papa blanca hervida y las habas congeladas. También se encuentran el arroz integral, el pan de centeno, el pan multicereal, el pan de salvado de avena, las galletas con semillas de sésamo y el arroz blanco hervido, entre otros.



Alimentos proteicos

Para el trabajo de parto, también se necesita una buena fuente de proteínas para fortalecer los músculos involucrados en este proceso. Algunos de los alimentos que cumplen esta función incluyen el yogur griego, los quesos descremados, el kéfir y los batidos a base de proteína de suero o soya.

Además de los lácteos descremados, puedes optar por fuentes magras de proteínas, como pescados, pechuga de pollo, pechuga de pavo y claras de huevo. Estos alimentos pueden ser cocidos, desmenuzados o salteados con aceite de oliva.

Las proteínas de origen vegetal, como las legumbres, la quinoa, las semillas de chía y las barras de granola, también son excelentes opciones para aportar proteínas de alta calidad de origen vegetal.

Grasas saludables

Las grasas que adiciones a las comidas como fuente de energía deben ser grasas saludables y de fácil digestión, como la monoinsaturada (omega-9) que se encuentran en el aceite de oliva y del aguacate. Esta es declarada como una grasa saludable, según lo da a conocer una revisión publicada en la revista Mini Reviews in Medicinal Chemistry.  

Por otra parte, la mantequilla de maní también contiene predominantemente grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas, según los datos del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos. Además, esta mantequilla es una fuente de proteínas y carbohidratos.

Lo que debes recordar comer antes del parto

Es importante tener en cuenta que durante el trabajo de parto se necesita una fuente constante de energía para satisfacer las demandas de ese momento crucial. Si has mantenido una alimentación equilibrada y variada durante el embarazo, es probable que tus reservas estén completas.

Sin embargo, al acercarse la fecha probable de parto, es recomendable incrementar el consumo de alimentos que proporcionen el combustible necesario para el proceso. Incorpora frutas y verduras de bajo índice glucémico, como avena, cebada y sus productos derivados como pan o galletas, granola, bayas rojas y legumbres.

Para fortalecer los músculos, es fundamental incluir proteínas de alta calidad, como clara de huevo, pollo, pescado o pavo, lácteos descremados, quinoa y semillas. Además, para complementar una alimentación especial, es beneficioso consumir grasas saludables y de fácil digestión, como aceite de oliva, aguacate y mantequilla de maní, en las porciones adecuadas.

No olvides consultar con un nutricionista y tu médico obstetra para recibir las indicaciones específicas y saber qué alimentos son apropiados antes del parto.


Todas las fuentes citadas fueron revisadas a profundidad por nuestro equipo, para asegurar su calidad, confiabilidad, vigencia y validez. La bibliografía de este artículo fue considerada confiable y de precisión académica o científica.



Este texto se ofrece únicamente con propósitos informativos y no reemplaza la consulta con un profesional. Ante dudas, consulta a tu especialista.