Puré de lentejas para bebés: receta y aportes nutricionales

Te vamos a enseñar cómo elaborar uno de los mejores platos para incluir en la alimentación complementaria: el puré de lentejas. Es una opción llena de nutrientes ¡y muy sencilla!
Puré de lentejas para bebés: receta y aportes nutricionales
Saúl Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias.

Última actualización: 12 enero, 2022

El puré de lentejas es una de las primeras recetas que se pueden incorporar en la alimentación complementaria. Supone un aporte de nutrientes de calidad y sirve para introducir al bebé en las nuevas texturas semisólidas. Además, es un plato fácil de digerir y bien aceptado por los pequeños, debido a sus excelentes características organolépticas.

Antes de comenzar hay que tener en cuenta que es necesario esperar a que el bebé cumpla los 6 meses de vida para iniciar la alimentación complementaria. Hasta este entonces, la energía proporcionada por la leche materna es suficiente para cubrir sus demandas metabólicas. Pero luego del primer semestre, es clave incluir un aporte extra de nutrientes en forma de papillas, de purés o en cachos.

Anímate con esta receta y ¡manos a la obra!

Ingredientes del puré de lentejas

Para elaborar un estupendo puré de lentejas para bebés es necesario contar con los siguientes ingredientes:

  • 1 patata grande.
  • 100 gramos de lentejas.
  • 1/2 cebolla.
  • 1/2 de tomate.
  • Una zanahoria.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Orégano.
  • Sal.
Bebé comiendo papillas de frutas para merendar.

Elaboración del puré paso a paso

Hay que comenzar por un correcto lavado y pelado de los vegetales. Además, hay que retirarles las pepitas al tomate, pues podrían aumentar el riesgo de atragantamiento.

Acto seguido, se añaden en la olla a presión todas las verduras y las hortalizas con abundante agua y se cocina todo durante unos 15 minutos. Es importante que los alimentos estén blandos al final para poder proceder.

Para terminar, solo es necesario pasar toda la mezcla por un pasapuré o utilizar una batidora de mano. Luego, se incorpora una cucharadita de aceite de oliva virgen extra y se remueve todo para que se integre bien. Incluso, se puede añadir algo de orégano y de sal, pero este último ingrediente ha de evitarse en el primer año de vida del bebé.

Espera a que atempere un poco y ¡listo para comer!

Propiedades del puré de lentejas

El puré de lentejas es un plato que le ofrece varios beneficios a la salud de los pequeños, por lo que debe ser incluido en la dieta con frecuencia.

Eso sí, no cuenta con un aporte elevado de proteínas de alto valor biológico y esto hace que no se considere como un plato de elevada densidad nutricional. Sin embargo, cuenta con una buena dosis de antioxidantes y de sustancias antiinflamatorias que resultan positivas a medio plazo.

A continuación, te contamos algunas de las propiedades destacadas para que veas por qué te lo recomendamos.

Mejora el desarrollo de cerebral

El aceite de oliva virgen extra consigue aportar una cantidad significativa de ácidos grasos de la serie omega 3. Estos elementos contribuyen a la formación del cerebro de los más pequeños.

De hecho, la suplementación con estos compuestos ha demostrado brindar una serie de beneficios para la salud de los infantes, como por ejemplo, la reducción del riesgo de desarrollar alergias.

Optimiza el tránsito intestinal

Durante las primeras etapas de la introducción de semisólidos los bebés manifiestan cierta tendencia al estreñimiento.

Para combatirlo, no hay nada como garantizar una buena ingesta de fibra. Esta sustancia incrementa el volumen del bolo fecal, que a su vez estimula a los mecanorreceptores del tubo digestivo y provoca un tránsito más eficiente. Así lo evidencia una investigación publicada en la revista Nature Reviews.

Previene el desarrollo de patologías crónicas

Tanto las lentejas como el resto de los vegetales incluidos en el puré suponen una buena fuente de antioxidantes. Estos compuestos neutralizan la formación de los radicales libres y su posterior acumulación en el organismo. Dicho efecto se relaciona con un menor riesgo de desarrollar patologías crónicas y complejas a mediano y a largo plazo.

De hecho, todos los especialistas en nutrición aconsejan la presencia de vegetales de manera regular en la pauta justo por este motivo. Eso sí, resulta determinante asegurar la variedad para conseguir una ingesta óptima de fitoquímicos de buena calidad.

papilla trozos manzana brocoli zanahoria leche biberon cucharas

Prepara puré de lentejas para bebés

Como has visto, el puré de lentejas es sencillo de preparar y le aporta una gran cantidad de nutrientes esenciales al bebé. Además, es una preparación con una buena aceptación entre los pequeños.

En general, las legumbres son más sencillas de ofrecer trituradas a partir de los 6 meses de vida. Pero también las puedes incorporar a otras preparaciones semisólidas, como las tortillas, y que tu bebé las coma en cachos.

Por último, ten presente que durante los primeros meses de la alimentación complementaria es necesario limitar o evitar la presencia de ciertos comestibles en la pauta. Esto es para reducir el riesgo de desarrollar algunos problemas, como las intoxicaciones, las intolerancias o los atragantamientos. Así que, conversa acerca de este tema con tu pediatra en la próxima consulta para que te asesore apropiadamente.

Te podría interesar...
7 purés de verduras para bebés
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
7 purés de verduras para bebés

Los purés de verduras para bebés son una buena idea para introducir distintos alimentos saludables en una misma elaboración.



  • Miles EA, Calder PC. Can Early Omega-3 Fatty Acid Exposure Reduce Risk of Childhood Allergic Disease? Nutrients. 2017 Jul 21;9(7):784. doi: 10.3390/nu9070784. PMID: 28754005; PMCID: PMC5537898. Disponible en: https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/31690829/
  • Vriesman MH, Koppen IJN, Camilleri M, Di Lorenzo C, Benninga MA. Management of functional constipation in children and adults. Nat Rev Gastroenterol Hepatol. 2020 Jan;17(1):21-39. doi: 10.1038/s41575-019-0222-y. Epub 2019 Nov 5. PMID: 31690829. Disponible en: https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/31690829/