El logro del método Ramzi para conocer el sexo del bebé

Macarena · 28 agosto, 2017

En la actualidad existen varios métodos para determinar el sexo del bebé antes de su nacimiento. Estos métodos han sido fruto de los avances de la ciencia y la tecnología. Algunos de los métodos más populares hoy en día son el método Ericsson, el método Ramzi, Shettles, Whelan, la tabla china, la tabla maya, entre otros.

¿Estás embarazada y sientes la intriga acerca de cuál será el sexo de tu bebé? Tranquila, porque sí es posible obtener esa información desde la primera ecografía.

Es que ponerle un nombre y una cara a tu futuro bebé es algo muy especial. ¡Qué emoción! 

El método Ramzi se ha posicionado entre los más solicitados en la actualidad debido a la impaciencia de los padres por conocer el sexo de sus bebés.

¡Atención! Si bien esta técnica no está científicamente comprobada, ha conseguido un 97% de precisión.

¿Cómo consigue su precisión? Simplemente atendiendo la ubicación de la placenta en la primera ecografía que realiza a la mujer durante el período inicial de la gestación.

En gran parte, esto se trata de confiar y creer o simplemente descartar.

A partir de las siete semanas es posible observar cierta diferenciación testicular. No obstante, hasta la undécima semana de la gestación, el crecimiento y desarrollo de los genitales externos es idéntico en ambos sexos. Luego se produce tal distinción, aunque las variaciones entre pene y clítoris se visualizan tras la semana 14.

El método ramzi ha logrado determinar el sexo del bebé tempranamente

A pesar de que los miembros comienzan a desarrollarse a partir de la cuarta semana de gestación, el método Ramzi permite que por medio del estudio por imágenes antes de las 8 semanas de gestación se pueda conocer el sexo del bebé.

Por lo general, en esa etapa inicial los genitales son casi imposibles de diferenciar, de allí que al lograrlo el método Ramzi haya obtenido tanta popularidad.

Mediante la clásica ecografía de las 20 semanas del embarazo –con suerte– será posible apreciar el sexo del bebé con mayor seguridad.

¿Cómo determina el método Ramzi el sexo del bebé?

Más de cinco mil ecografías pasaron por las manos del ginecólogo Saad Ramzi Ismail –su creador– durante una década. Desde luego, siempre trabajando con imágenes de gestaciones tempranas que no sean múltiples.

¿Cómo lo hizo? En primera instancia, analizando atentamente el área brillante alrededor del saco gestacional, donde comienza a crecer la placenta.

El doctor, a través de la observación, dio con una curiosa coincidencia.

Ramzi siguió pautas estrictas a lo largo del estudio y para llegar a una conclusión utilizó un doppler de flujo de color para ver la dirección y detectar la localización de las vellosidades coriónicas.

Ramzi explicó este asombroso fenómeno con la polaridad de los cromosomas. Según entiende, los XX se adhieren a un lado mientras que los XY optan por el otro. Así, la membrana del óvulo de la madre tiene una polaridad alternante que acepta o rechaza el esperma del cromosoma X o Y según su ciclo de energía.

  • Si en el estudio la placenta o las vellosidades coriónicas se hallan a la izquierda, el embrión presenta cromosomas XX, lo cual significa que es niña. En tal caso, la fiabilidad del método es de un 97,5%.
  • Cuando en la ecografía la placenta o las vellosidades coriónicas se encuentran a la derecha, el embrión posee cromosomas XY, es decir, es niño. Aquí la fiabilidad de la técnica se reduce a un 97,2%.
El método Ramzi no confirma al 100%

¿Cómo evalúo el sexo del bebé en esa ecografía inicial?

Algunos padres se equivocan al predecir el sexo del bebé ya que se guían por el sitio que ocupa el pequeño. Sin embargo, no debes centrarte en la ubicación de tu bebé sino en el lugar donde se va a formar la placenta. Al inicio los bebés se mantienen cerca de la placenta, pero lo más importante es buscar el área brillante.

Ahora bien, un dato no menor es considerar el tipo de estudio que te has realizado. Por ejemplo, varía la ubicación a buscar si se trata de una vaginal o una abdominal. Deja de perder tiempo y corre en busca de ese primer estudio por imágenes. En tal caso, considera los siguientes tips:

  • En caso de que tengas en la mano una ecografía vaginal, si el feto está implantado a tu izquierda es nena, caso contrario, es varón.
  • Si cuentas con una ecografía abdominal, los resultados deben leerse como en el espejo. Entonces, si ves que la placenta está a la derecha (en realidad lo estaría a la izquierda), prepara el rosa. Cuando halles la placenta a la izquierda (sería la derecha), ve pensando en el celeste.

Si te resulta difícil interpretar la ecografía o bien hallar la placenta, no te quedes con la duda. Pídele a tu médico que te indique ese dato. Desde luego, la verdad absoluta respecto al sexo del bebé recién aparecerá después de las 20 semanas.

Sin embargo, el Método Ramzi es otra alternativa para pasar las semanas matando la curiosidad. No olvides que no se trata de la única técnica para descifrar el sexo del bebé. Pues las formas de la barriga, los cambios físicos, la fórmula matemática en incluso tables chinas y mayas pueden intentar predecir eso que te quita el sueño.