20 proverbios budistas para educar a los niños

Estos proverbios budistas pueden ayudarte a educar a tus hijos en buenos valores que les harán ser mejores personas. Si quieres saber más sigue leyendo.
20 proverbios budistas para educar a los niños
Mara Amor López

Escrito y verificado por la psicóloga Mara Amor López.

Última actualización: 01 diciembre, 2021

Los proverbios budistas pueden ser de gran ayuda para educar a los niños. Estas frases están llenas de sabiduría, son motivadoras y contribuyen a mejorar nuestro bienestar y así, alcanzar así una vida plena. Utilizarlas con los niños desde una edad temprana puede facilitarnos la tarea de educar a niños más felices y plenos.

Algunos creen que el budismo es una religión, mientras que otros dicen que es una filosofía de vida, pues nos enseña el arte de vivir con sabiduría y felicidad. Además, nos ayuda a valorar más las experiencias que las cosas materiales.

Si quieres aprender alguno de estos proverbios para educar a tus hijos, no te pierdas el recopilatorio de frases que te daremos en este artículo.

Proverbios budistas para educar a los niños

pequeno monje budista en rio con agua

Esta recopilación de proverbios budistas pueden resultarte de gran ayuda para educar a tus hijos e influir en la manera en la que ellos conciben el mundo y se relacionan con los demás.

La finalidad de los padres es proporcionar a sus hijos unos valores que les hagan mejores personas y estos proverbios son prueba de ello.

  1. “No lastimes a los demás con lo que te causa dolor a ti mismo”. Este proverbio puede compararse con la frase de “no hagas a los demás lo que no quieras que te hagan a ti” pues invita a tener empatía hacía los demás.
  2. “No es más rico quien más tiene, sino quien menos necesita”. Esta frase viene a decir que las personas que menos tienen y que menos desean bienes materiales, son realmente las más felices. En este sentido, es mejor tener lo necesario que pasar la vida con la ambición de tener de todo porque si. La felicidad existe en las pequeñas cosas y en las experiencias, no en lo material.
  3. “El dolor es inevitable, pero el sufrimiento es opcional”. Todos hemos atravesado y atravesaremos momentos y situaciones que nos hacen daño y nos hacen sufrir. Esto es parte de la vida. Pero está en nuestras manos elegir avanzar y recuperarnos o bien, estancarnos y continuar con el sufrimiento.
  4. “El odio no disminuye con el odio. El odio disminuye con el amor”. La solución nunca será la venganza o el odio. No tenemos que alimentar la violencia con más violencia, ira y rencor. Para alcanzar la paz y el bienestar lo mejor es desear lo mejor, incluso a aquellas personas que no se lo merecen. Según el budismo, el camino hacia la felicidad está en saber perdonar los errores de los demás y ser humilde.
  5. “Da, aunque no tengas más que muy poco que dar”. Ser generosos y saber agradecer son dos conceptos claves para conseguir nuestro bienestar. Dar cuando nos sobra es fácil, pero lo que hace grandes a las personas es compartir incluso cuando no pasan por momentos de abundancia. Es de sabios saber perdonar y dar.
  6. “La paz viene de adentro, no la busques afuera”. La paz se consigue desde dentro, no la intentes buscar en cosas materiales o en otras personas.
  7. “No vivas del pasado, no imagines el futuro, concéntrate en el momento presente”. Si vivimos pendientes de lo que hicimos en el pasado y de lo que pasará en el futuro solo nos haremos esclavos de los recuerdos y de los anhelos. Y así, dejaremos pasar momentos únicos de los cuales debemos disfrutar hoy.
  8. “Aferrarse a la rabia es como agarrarse a un carbón caliente con la intención de tirárselo a alguien; tú eres el que te quemas”. Un sentimiento negativo hacia otra persona también produce en nosotros un efecto negativo, por lo que es mejor evitarlos.
  9. “Ni tu peor enemigo puede hacerte tanto daño como tus propios pensamientos”. Nuestros pensamientos pueden hacernos más daño que cualquier otra persona. No los dejes que te frenen o pongan límites en tu vida.
  10. “Si añades un poco a lo poco y lo haces con frecuencia, pronto llegará a ser mucho”. Este proverbio nos habla del valor de la perseverancia y de la constancia. Si somos constantes, aunque iniciemos con poco, podremos llegar a mucho.
  11. Si tiene solución, ¿por qué lloras? Si no tiene solución, ¿por qué lloras?”. Cuando algo tiene solución no tiene sentido llorar y sino la tiene, no vale la pena invertir tiempo en lamentarse. Mejor dedicarlo a otra cosa más fructífera.
  12. “No sobrestimes lo que has recibido ni envidies a los otros; el que envidia no tiene paz”. La envidia no es buena, por lo que debes sentir felicidad por lo que tienes y esto te recompensará.
  13. “Las palabras deben ser elegidas cuidadosamente, dado que influirán a otras personas para bien o para mal”. Tenemos que ser responsables de nuestras palabras porque pueden hacer mucho bien o mucho mal a los otros.
  14. “Si no puedes mejorar lo dicho por otros, guarda el noble silencio”. Es mejor callar que hablar y perjudicar a alguien. Si no sabes qué decir, simplemente piensa.
  15. “No hay un camino a la felicidad: la felicidad es el camino”. La felicidad no se encuentra al final del camino, sino que son las pequeñas cosas que nos encontramos durante la vida las que nos da felicidad. Por lo tanto, no pospongas la tu bienestar ni tus deseos de alcanzar algo, porque te perderás muchos instantes felices. Persigue el objetivo, pero no dejes de ser feliz en el camino.
  16. No vas a ser castigado por tu cólera. Tu cólera te castigará a ti”. Al final, quién sale más perjudicado por la ira no es a quien va dirigida sino quien la dirige. Por eso, hay que enseñar a los niños a controlar sus emociones negativas desde pequeños.
  17. “Alégrate porque todo lugar es aquí y todo momento es ahora”. El mejor momento para vivir es el ahora y es en el presente donde debemos dirigir todos nuestros esfuerzos para que los siguientes momentos presentes sean igual de buenos.
  18. “En lo que pensamos, justamente en eso nos convertiremos”. Nuestros pensamientos hacen que busquemos ciertas cosas en la vida. Por eso es tan importante pensar en positivo y no angustiarse por lo que no podemos cambiar.
  19. “No hay incendio como la pasión: no hay ningún mal como el odio”. La pasión mueve el mundo mientras que el odio y la venganza solo acaba en guerras, en rencor y en destrucción.
  20. “La riqueza consiste mucho más en el disfrute que en la posesión”. Esta frase es similar a la que hemos visto anteriormente y es que se puede ser feliz con poco, mientras tengas lo que necesitas.

Los proverbios budistas para educar en valores

Estos proverbios budistas nos ayudan a reflexionar sobre lo verdaderamente importante en la vida y son numerosos los valores que los padres pueden inculcar a sus hijos a través de ellos. No debemos olvidar lo importante, que es que nuestros hijos tengan grandes valores para que se conviertan en grandes personas.

Te podría interesar...
Frases de Rosa Jové para una crianza feliz
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Frases de Rosa Jové para una crianza feliz

Rosa Jové, desde su vasta experiencia en psicología infantil, nos propone la crianza feliz, una educación basada en el respeto, la empatía y el amo...



  • Hawkins, B. K. (2003). Budismo (Vol. 5). Ediciones AKAL.
  • Yutang, L. Educación y Budismo II: la iniciación en el conocimiento. Fobias Infantiles 3 La recesión económica española 6 El niño en edad escolar: Principales errores en la nutrición 12 Violencia en las aulas 16, 70.
  • Han, B. C. (2015). Filosofía del budismo zen. Herder Editorial.
  • Suzuki, D. T. (2004). Introducción al budismo zen. Editorial Kier.