Eres Mamá
 

La pedagogía de Jean-Jaques Rousseau

Conoceremos en este artículo las principales ideas pedagógicas de Jean-Jaques Rousseau, que han supuesto un importante legado para el desarrollo de la pedagogía moderna.

La pedagogía de Jean-Jaques Rousseau
María Matilde

Revisado y aprobado por la pedagoga María Matilde en 10 Julio, 2020.

Última actualización: 10 Julio, 2020

Ubicar al niño en el foco de atención dentro del proceso educativo es la idea central sobre la que se desarrolla la pedagogía de Jean-Jaques Rousseau. Teoría pedagógica expuesta en una de sus obras más reconocida denominada el Emilio, o de la educación (1762), libro que se constituye en un tratado filosófico sobre la naturaleza y la educación del hombre.

Pensamiento político, social y filosófico de Jaen-Jaques Rousseau

Nacido en Ginebra el 28 de Junio de 1712, Jean-Jaques Rousseau fue un pedagogo, filósofo, músico y botánico. Sus ideas políticas han formado parte sustancial de los fundamentos teóricos del movimiento intelectual y cultural de la Ilustración, y de la posterior Revolución Francesa.

Rousseau sostuvo un pensamiento político que defendía como única forma de gobierno un Estado Republicano. Y es en su obra El contrato Social (1762) en la que expone que en un estado de estas características debe ser el pueblo quien tenga la soberanía y la voluntad general de legislar como forma de mirar por el bien común de todos los ciudadanos.

Padre con su hijo aplicando la Pedagogía de Jean-Jaques Rousseau.

En la línea de su pensamiento político y social, Rousseau realiza un gran aporte a la pedagogía con su pensamiento filosófico sobre la educación. Así, en el Emilio, o de la educación plantea una evolución natural del niño y del hombre, de quienes remarca que son nobles por naturaleza. Y habla sobre la necesidad de una formación del niño para que sea capaz de enfrentarse e integrarse a un tipo de sociedad que describe como corrupta.

“El hombre es bueno por naturaleza, es la sociedad la que lo corrompe”.

-Jean-Jaques Rousseau-

Pedagogía de Jean-Jaques Rousseu: la bondad del hombre y de la naturaleza

La pedagogía desarrollada por Jean-Jaques Rousseau propone y describe un sistema educativo que considere la evolución natural del niño y del hombre como forma de adaptarse y mejorar a la sociedad. Y, a partir de la idea de la bondad, tanto del hombre como de la naturaleza, sostiene que la enseñanza debe darse dentro y en contacto con esta. 

De esta manera, para que el potencial de los niños se desarrolle, la educación debe seguir el ritmo de la naturaleza y no de la sociedad. Y se debe dar importancia a los intereses de los niños, respetando su condición de niños y no de adultos. 

Rousseau propone una educación organizada en periodos. El primero, caracterizado por una educación física, principalmente, hasta los dos años de edad. Posteriormente, entre los dos y los doce años,  propone una enseñanza para el desarrollo de los sentidos externos. A partir de los doce hasta los quince años, una educación intelectual, y luego, de los quince, hasta la mayoría de edad, una educación moral.

Pilares fundamentales de la pedagogía de Jean-Jaques Rousseau

  • La defensa de una educación que tenga en cuenta la naturaleza propia del niño y las particularidades de su edad.
  • Una educación que debe desarrollarse por medio de los órganos de los sentidos y a través de la experiencia individual de las personas con la naturaleza, las cosas y con las otras personas que nos rodean.
  • La defensa de la libertad del hombre. Esto significa estar en contra de cualquier tipo de educación rígida, severa y basada en castigos.
  • Una didáctica basada en el desarrollo de la independencia del niño, de su habilidad para observar y comprender lo que lo rodea, sometiéndose a las leyes de la naturaleza. Al igual que en las relaciones con las personas.
  • El maestro debe seguir un principio de ‘no intervención’, es decir, debe ‘hacerlo todo sin hacer nada’. Esto significa que el papel del educador es servir de guía en el proceso de enseñanza-aprendizaje.

    Padre en la cocina con su hijo aplicando métodos de pedagogía.

  • Enseñanza de diferentes tipos de trabajos, artesanales o agrícolas, como forma de aprender ocupaciones u oficios útiles. Esta es la manera en que un hombre puede ganarse el pan y conservar su libertad.
  • A partir de los 16 años, los niños deben volver a la sociedad y la educación moral los debe preparar para realizar buenas acciones. Con lo cual, la educación moral debe formar en buenos sentimientos, buen juicio y buena voluntad.
  • Rousseau plantea la necesidad de una educación sexual a partir de los 16 o 17 años. Como también evitar hablar de religión durante la infancia, considerando que los niños llegarán solos paulatinamente al conocimiento del principio divino. Además, Rousseau contemplaba una religión del corazón y no una basada en verdades religiosas.

El legado de Rousseau…

Una enseñanza activa dentro de la naturaleza, la consideración de los intereses y las particularidades del niño y la defensa de su libertad. Como también la consideración de la formación de un hombre de buenos sentimientos y con la necesidad de realizar buenas acciones para poder vivir en una sociedad a la que se debe mejorar. Estas son algunas de las principales ideas educativas y filosóficas que desarrolló Rousseau.

Al igual que los aportes de muchos otros pensadores de la educación, las concepciones pedagógicas de Rousseau significaron grandes avances y cambios para su época. Y sus ideas más progresistas han posibilitado las concepciones pedagógicas más democráticas y complejas que se manejan en la actualidad.

Cómo educar a niños amantes de la naturaleza

Cómo educar a niños amantes de la naturaleza

No cualquier niño puede ser amante de la naturaleza solo por gusto, a veces se requiere un mínimo de contacto con esta para lograrlo.



  • Peña, A. K. R., Gaviria, D. A. M., y Cruz, C. O. (2015). Relaciones del saber sobre la educación y la formación (pedagogía) y del saber sobre lo humano (antropología) en Comenio, Rousseau y Kant: Aportes de la antropología pedagógica. Pedagogía y Saberes, (43), 9-28.
  • Soetard, M. (1994). Jean-Jaques Rousseau (1712-1778). Perspectivas: revista trimestral de educación comparada. UNESCO. París. Vol. XXIV, (3-4). pp. 435-448. Recuperado de http://www.ibe.unesco.org/sites/default/files/rousseaus.PDF
  • Rousseau, J. J., Wallon, H., y Lecercle, J. L. (1973). Emilio o de la educación. Fontanella. Recuperado de http://activistasxsl.org.ve/wp-content/uploads/2014/09/Emilio-ROUSSEAU.pdf

María Matilde
María Matilde
Licenciada en Ciencias de la Educación por la Universidad Nacional de Córdoba (Argentina, 2003) y en Pedagogía por la UNED (2012). Máster en Políticas y Prácticas de Innovación Educativa otorgado por la Universidad de Almería en el año 2013. Entrenadora Personal e Instructora de Fitness en la Escuela Nacional de Entrenadores Centro Bio-Natura en Sevilla (2011). Tiene siete años de experiencia como entrenadora personal. Y más de 10 años de experiencia dedicada a la enseñanza tanto en ámbitos públicos como privados. Ha realizado cursos relacionados con la educación, de los que se destacan: “Programación Didáctica”, “Inclusión y Aplicación de las Tecnologías en los Centros Educativos”, “Atención a la Diversidad” impartidos por la Universidad Rey Juan Carlos e “Igualdad de Oportunidades” impartido por el Instituto de la Mujer. En la actualidad trabaja como formadora, entrenadora personal y redactora de textos académicos y en medios digitales.