Manualidades de frutas para concienciar a los niños

30 agosto, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la documentalista Arantza Martín Becerro
Para que se acostumbren a ellas, hoy utilizaremos las frutas como objetivo dentro de la actividad de las manualidades

Las frutas son piezas imprescindibles en la alimentación de una persona, más todavía si cabe en la de los niños. Sin embargo, en muchas ocasiones, ellos son reacios a probarlas. Por eso, hoy os traemos una serie de manualidades de frutas que les encantarán.

Por una parte, se divertirán creando ellos mismos las manualidades y, por otro lado, se trata de una herramienta perfecta para llamar su atención e introducirlas día a día en su vida. Con sus colores, sus formas y viendo cómo nosotros mismos las comemos, los más pequeños querrán que formen parte su alimentación.

Manualidades de frutas muy divertidas

 1. Guirnalda de frutas

Crear una guirnalda no tiene por qué significar siempre que se debe celebrar una fiesta. Si bien es cierto que el verano es una época ideal para este tipo de celebraciones y las frutas, por lo que tenemos un motivo más para crear esta guirnalda.

Por el contrario, y para pasar un estupendo rato en familia, podéis crear una guirnalda de frutas y colocarla en la habitación del niño. Tan solo necesitaréis:

  • Cinta o hilo para unir las frutas.
  • Folios para dibujarlas.
  • Tijeras.

Esto es una buena manera de que los más pequeños aprendan el nombre de cada fruta asociada a su imagen y también de que los mayores elijan sus preferidas.Niños en el colegio haciendo manualidades de frutas.

2. Platos decorados con frutas

Una manera estupenda de desarrollar la imaginación es plasmando las diferentes frutas en platos de plástico. Para ello necesitareis:

  • Pack de platos de usar y tirar.
  • Pintura de colores.
  • Pinceles.

Por ejemplo, para hacer una sandía necesitaréis pintura de color verde y de color rosa, así como un rotulador negro para pintar las pepitas. Pintaréis todo el plato de verde, mientras que deberéis dejar un círculo rosa en el centro, lugar donde pintaréis las pepitas con el rotulador. Para crear la mandarina tan solo necesitareis pintura naranja. Con tiras de cartulina creareis los gajos de esta.

3. Pajitas, una manualidad de frutas sencilla y divertida

Realizar batidos de frutas caseros en verano es una de las mejores opciones para mantenernos hidratados de una manera totalmente sana. Para incentivar a los más pequeños a beber este tipo de batidos e introducir de una manera diferente las frutas en su día a día, podemos crear pajitas de frutas.

Esta divertida manualidad es muy sencilla, pudiendo ser ellos mismos los que realicen las pajitas y después puedan utilizarlas para beber. Para esta manualidad necesitaréis:

  • Pajitas.
  • Dibujos de frutas que podéis sacar de internet.
  • Pegamento y tijeras.

Si utilizáis pajitas básicas, también tenéis la opción de forrarlas con papeles más alegres y acordes con el color de la fruta. El segundo paso será elegir el dibujo de la fruta y, por último, pegar esta a la pajita. Los niños desearán beberse sus batidos con esta manualidad de frutas tan entretenida.

4. Marionetas

Uno de los grandes entretenimientos de los niños son las marionetas. Estas llaman mucho su atención y mantienen su concentración durante un gran periodo de tiempo.

Con esta manualidad de frutas, el objetivo será doble: por un lado, podréis realizar juntos la manualidad y, en segundo lugar, disfrutar de una divertida obra de teatro creada por vosotros mismos.Manualidades de frutas con cartulina para niños.

Para crear las marionetas tan solo necesitaréis papeles de colores, pinturas y tijeras. Si queréis crear unas marionetas mucho más ‘humanas’, podéis realizarle dos agujeros en la parte inferior de la fruta para poder introducir los dedos. Los niños creerán que las frutas han cobrado vida y que tienen la posibilidad de andar.

5. Una de las manualidades de frutas más refrescantes: abanicos

El colorido que aportan las frutas en su conjunto nos hace recordar el verano. Y el verano es sinónimo de calor, por lo que podréis realizar unos estupendos abanicos en forma de fruta para mitigarlo. Para esta manualidad necesitaréis:

Los palos de helado serán la base o soporte del abanico, la parte que utilizaremos para crear su movimiento. El segundo paso es muy sencillo, pues deberéis escoger la fruta que más os guste y dibujarla sobre la cartulina.

Una vez que la tengáis hecha, tan solo será necesario pegarla al palo de helado. ¡Tendréis unos abanicos económicos, originales y muy llamativos!