La desnutrición infantil: causas y detección

Carlos Lara · 10 noviembre, 2017
Aprende a detectar la desnutrición infantil y cómo combatirla a tiempo.

Hoy en día continúa siendo importante luchar contra la desnutrición infantil. Se trata de un mal de la sociedad que se cobra la vida de miles de niños alrededor del mundo, especialmente en países con escasos recursos, pero también en hogares con dificultades económicas.

No obstante, existen muchos mitos acerca de la desnutrición infantil derivados de la falta de información que maneja la mayoría de las personas. Lo que sí es cierto, es que la nutrición es una de las áreas de la salud que más sesgos tiene por parte de la población en general.

Sesgos comunes respecto a la desnutrición infantil

La desnutrición infantil, es considerada por muchos como una condición que se denota principalmente por la delgadez corporal del niño. Lo cierto es que la delgadez corporal de un niño no determina si esta desnutrido, y de hecho, esta afectación puede darse también en niños con sobrepeso, por lo que se puede deducir que, si bien existe una correlación entre delgadez y desnutrición en la mayoría de los casos, no son mutuamente incluyentes.

Cuando la masa muscular y el peso no coinciden con las medidas apropiadas, respecto a factores como la estatura y el índice de masa normal para dicha estatura, esto puede indicar que nos encontramos ante un caso de desnutrición.

¿Qué es realmente la desnutrición infantil?

La desnutrición infantil es la una patología derivada de un consumo de alimentos insuficiente para el cuerpo humano. Este es un problema común en muchos países y en zonas de pobreza extrema, en donde no existe una capacidad adquisitiva suficiente para satisfacer las necesidades alimentarias de sus integrantes.

La pérdida de peso no es el único síntoma de desnutrición y, a su vez, tampoco es condicionante para el diagnóstico de la desnutrición infantil, pero sí constituye un llamado de atención que debe de tenerse en cuenta a la hora de velar por la salud de los niños.

Como patología, la desnutrición infantil se origina como respuesta a una falta de los nutrientes esenciales para el funcionamiento óptimo de los procesos vitales del organismo. En este sentido, dietas vastas en cantidad de raciones, pero por ejemplo, hipoproteicas, pueden conseguir mantener un peso corporal dentro del rango óptimo. Aun así, estos puede generar síntomas de desnutrición como la anemia.

Causas de la desnutrición infantil

Cuando factores exógenos como la pobreza extrema o crisis alimentaria no son una circunstancia obviamente presente, la desnutrición infantil puede deberse entonces a diferentes causas, entre las cuales podemos enmarcar:

  • Dieta inadecuada: una alimentación desbalanceada que omite el consumo de los alimentos que transportan parte de los nutrientes esenciales del organismo.
  • Trastornos alimenticios: anorexia o bulimia pueden aparecer a muy temprana edad, incluso en la niñez.
  • Patologías gastrointestinales: impiden la correcta absorción de los nutrientes provenientes de los alimentos.
  • Patologías metabólicas: un funcionamiento anormal de los procesos que metabolizan y utilizan los nutrientes.

¿Cuándo debo preocuparme por el peso de mi hijo?

Para poder determinar que el peso de un niño es inadecuado y detectar un posible caso de desnutrición es necesario acudir al médico para que evalúe el índice de masa corporal determinado para la edad y altura del niño. Algunos cuadros de desnutrición infantil pueden mostrar síntomas marcados, pero en la mayoría, estos suelen ser difusos en cuanto a su origen, por lo cual, toda sospecha de desnutrición solo puede ser corroborada acudiendo con un profesional médico.

Síntomas que dan la alarma: 

  • Dolores de cabeza.
  • Debilidad.
  • Mareos.
  • Disnea.
  • Apatía.
  • Entre otros.

¿Cómo saber si mi hijo tiene desnutrición?

La mejor manera de determinar si alguno de nuestros hijos pequeños sufre un cuadro de desnutrición, es acudiendo a una revisión médica. A través de los análisis clínicos, se podrá determinar el estado de salud del niño con detalle, así como detectar el origen de los síntomas. Cabe recordar que dentro del espectro de la desnutrición infantil se encuentran afecciones como la anemia, la diabetes y el hipertiroidismo

Importancia de la detección de la desnutrición en los niños

Durante la infancia, la nutrición tiene un papel fundamental en el desarrollo óptimo del organismo, siendo esta etapa la más importante en cuanto a la necesidad de una buena alimentación se refiere.

La desnutrición infantil no tratada puede desembocar en desnutrición crónica, que en esta etapa es especialmente grave debido a que condiciona el desarrollo normal de los aspectos más importantes del organismo humano, derivando así en más problemas crónicos, tanto físicos como los relativos al crecimiento y sistema inmunológico, como mentales, tal como el desarrollo óptimo de la inteligencia.

Todo lo anterior impacta más allá de la salud del niño. En otras palabras, la desnutrición infantil puede limitar el desempeño académico y laboral.