4 ejercicios para que el bebé se dé la vuelta

Existen diversas alternativas para estimular al bebé y conseguir que se dé vuelta dentro del útero. Algunas de ellas te las enseñaremos a continuación. ¿Estás preparada para ponerlas en práctica?
4 ejercicios para que el bebé se dé la vuelta
Andrés Felipe Cardona Lenis

Escrito y verificado por especialista en ciencias de la actividad física y del deporte Andrés Felipe Cardona Lenis.

Última actualización: 04 enero, 2022

Muchas mujeres embarazadas necesitan que el bebé se dé la vuelta al final de la gestación, pues corren el riesgo de tener un parto de nalgas o de ir directamente a cesárea. Para que esto no ocurra, se pueden implementar algunas medidas, entre las que sobresalen los ejercicios. Aunque la desinformación sobre el tema es elevada, lograr que el niño se coloque de cabeza es mucho más importante de lo que se piensa.

Al destacar la importancia de que el bebé se dé la vuelta nos referimos al hecho de que el pequeño se encuentra mal ubicado dentro del útero materno. Normalmente, para el tercer trimestre de la gestación, el feto debe ubicarse de cabeza hacia la vagina, para que se pueda llevarse adelante el parto normal.

A continuación, te contamos algunas estrategias para favorecer que tu bebé se posicione correctamente. ¡Toma nota!

Cómo lograr que el bebé se dé la vuelta con ejercicios

Con el fin de que el bebé se dé la vuelta y se acomode para el parto, se aconseja recurrir a una serie de ejercicios. Algunos de estos tienen su origen en el Pilates o en el Yoga, razón por la cual podrán resultarte familiares.

Es muy importante que cuentes con el aval de tu médico para realizarlos y con el asesoramiento de un especialista en entrenamiento de embarazadas. Pues es necesario realizar las adaptaciones pertinentes en pro de cuidar tu salud y la de tu bebé.

1. Posición en cuatro apoyos

La posición en cuatro apoyos puede ayudar al bebé se dé la vuelta. Para realizarla debes ubicarte boca abajo ‘en cuatro patas’, con el apoyo en tus rodillas y en las palmas de las manos.

Una vez en esta posición, lleva la cabeza hacia abajo, para ubicarla entre ambos brazos y deja que los mismos permanezcan apoyados lo más cerca del suelo posible. Mientras tanto, eleva un poco los glúteos y sostén la posición durante unos 10 minutos.

La posición en cuatro apoyos es uno de los ejercicios recomendados para ayudar a acomodar el bebé en el útero. No obstante, se recomienda llevar a cabo este ejercicio durante las últimas semanas previas al parto.

embarazada cuatro apoyos yoga piso suelo

2. Postura del gato

La postura del gato es uno de los ejercicios propios del Yoga. En este caso, sobresale como una alternativa apta para que el bebé se dé la vuelta dentro del útero.

Para realizarla, debes ubicarte boca abajo, también en cuatro apoyos, como en el ejercicio anterior. Puedes apoyar los brazos a la altura del suelo o sobre una posición más elevada, según tu comodidad.

A continuación, debes llevar la cabeza entre los brazos, meter la pelvis y arquear la espalda mientras inhalas, como si fueras ‘un gato enfadado’. Mantén esta posición durante algunos segundos junto con el aire. Al culminar, regresa a la posición inicial y expulsa todo el aire de manera paulatina.

3. Elevación de pelvis con y sin apoyo

La elevación de pelvis también sobresale como uno de los ejercicios adecuados para que el bebé se dé vuelta en el útero. Sin embargo, debido a que esta postura del cuerpo influye en la circulación sanguínea, se aconseja realizarla por lapsos cortos.

Este ejercicio cuenta con dos maneras de ejecutarlo:

  1. La primera es sin apoyo, únicamente con el cuerpo sobre una superficie cómoda y plana. Debes acostarte boca arriba con las piernas flexionadas, las plantas de los pies apoyadas en su totalidad, así como la espalda y los brazos. A continuación, eleva la pelvis con un movimiento controlado y armonioso. Llévala lo más alto que puedas y procura que se alinee con tu espalda y con tu cabeza. Mantén la posición durante pocos segundos.
  2. La segunda manera de ejecutarlo es con apoyo de una pelota de Pilates o fitball. Apoya la espalda sobre la pelota, flexiona las piernas y luego coloca la planta de los pies. Los brazos te servirán para sostenerte de la pelota.

En dicha posición trata de elevar la pelvis mientras haces presión con los pies. Si te sientes capacitada, procura apoyar las puntas para que la elevación sea mayor. Trata de mantener la posición durante algunos segundos y descansa.

mujer embarazada practica ejercicios de yoga pilates con pelota

4. Rotaciones de pelvis

Las rotaciones de pelvis son uno de los ejercicios más sencillos para ayudar al bebé a girarse dentro del útero.

Solo debes sentarte sobre la pelota de Pilates con una postura firme: la espalda recta, las plantas de los pies apoyadas en su totalidad y los brazos sobre los muslos. A partir de allí, comienza a mover la pelvis en círculos, lentamente hacia un lado y al otro. Trata de que el movimiento sea controlado y armonioso.

Ejercicios para que el bebé se dé vuelta, ¡ten cuidado cómo los haces!

Los ejercicios mencionados anteriormente pueden ayudar a que el bebé se dé vuelta dentro del útero. Sin embargo, no está garantizado que funcione en todos los casos. Esto no significa que no puedas intentarlo.

Sumado a ello, trata de realizarlos únicamente si tu médico ginecólogo autoriza su ejecución. Procura no llevar la contraria, ya que puedes lesionarte o lastimar a tu futuro bebé. Además, es necesario que cuentes con la supervisión de un profesional en entrenamiento de embarazadas en todo momento.

Por último y no menos importante, también puedes optar por utilizar música o conversar con tu bebé. Este tipo de conexión, en muchas ocasiones, favorece el bienestar del pequeño dentro del útero.

Te podría interesar...
Estiramiento muscular en los bebés: ejercicios y beneficios
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Estiramiento muscular en los bebés: ejercicios y beneficios

El estiramiento muscular en los bebés es fundamental. Sin embargo, es un tema de mucho cuidado y debe hacerse con el aval médico.