Ama a tu pareja de la misma manera que quisieras que amaran a tu hija

Mediante el trato familiar las niñas aprenden grandes lecciones que después utilizarán en sus relaciones amorosas. Brindar un buen ejemplo se hace indispensable.
Ama a tu pareja de la misma manera que quisieras que amaran a tu hija

Última actualización: 27 julio, 2022

El amor que los niños observan y reciben en el hogar a medida que crecen, será el mismo que buscarán en sus relaciones en el futuro. Así que ama a tu pareja de la misma manera en la que quisieras que amaran a tu hija. Pues mediante el ejemplo las niñas sabrán qué es lo que merecen en una relación cuando sea el momento.

Este artículo está dedicado a todos aquellos padres con hijas y que viven una paternidad presente, responsable y amorosa. Con el fin de que comprendan el papel tan crucial que cumplen en la vida de sus pequeñas y lo mucho que influenciará su comportamiento la manera en la que tratan a sus esposas.



Ama a tu pareja si quieres que tu hija sea consciente de su valor

Las niñas que crecen con la fortuna de vivir junto al amor y la compañía de un padre responsable tienden a ser más seguras de sí mismas y a generar relaciones sinceras. En comparación de aquellas pequeñas que nunca han tenido un vínculo con sus progenitores o que conviven con un hombre poco cariñoso, agresivo o grosero.

Cuando las niñas tienen un buen padre que les brinda un excelente ejemplo, no se conformarán con parejas ausentes o poco comprometidas en el futuro.

Y es que, la manera en la que los padres conviven y llevan su corresponsabilidad influye mucho en cómo las niñas normalizan y replican algunas actitudes. Por lo que, si una pequeña es criada en un hogar amoroso, en donde el padre es atento, responsable, divertido, fiel y comprometido con su pareja, es muy probable que busque eso mismo en sus relaciones futuras y no se conforme con menos.

Caso contrario de aquellas niñas que, lastimosamente, crecen con un padre ausente o que maltrata y humilla a su esposa. Ese ejemplo de abuso quedará guardado de forma inconsciente en la memoria de las pequeñas afectando su futuro. Debido a que, si existe una baja autoestima y falta de amor propio, las mujeres pueden permitir situaciones de abuso o quedarse en relaciones tóxicas.

Educa mediante el ejemplo el amor por la pareja

Si deseas que tu hija sea en un par de años una mujer empoderada, segura de sí misma, con una buena autoestima y emocionalmente estable, debes acompañarla desde la niñez. Cuando los padres emplean la crianza positiva y educan desde el amor, la responsabilidad y la disciplina se logran inculcar grandes lecciones.

Los recuerdos familiares que se construyen desde la niñez serán muy importantes para replicar actitudes positivas en el futuro.

Tú, como padre, tienes en las manos el poder de guiar a tu hija en un camino de amor y libertad. Así que enséñale mediante el ejemplo cómo merece que la traten siempre. Nunca permitiendo la violencia y fomentando el diálogo como herramienta para solucionar conflictos.

Por estas razones, educa mediante las acciones que hacen parte de la cotidianidad. Trata con respeto y empatía a todas las personas, en especial a tu pareja. Con el fin de que la niña observe con sus propios ojos cómo es una relación afectiva sana. En donde reina la responsabilidad afectiva y la felicidad, por encima de las mentiras y la violencia física o emocional.

Para demostrarle a tu hija lo que se merece, ama a tu pareja

Más allá de las palabras de afecto y cariño que son necesarias en la relación padre e hija, es mediante las acciones que se demuestra el amor incondicional que toda niña necesita. Las pequeñas merecen crecer con figuras parentales responsables que fortalezcan en ellas su autoestima, su confianza y su amor propio.

Recuérdale a tu hija lo valiosa que es por el simple hecho de existir y críala con amor y con respeto. Además, si quieres dejar en ella recuerdos y enseñanzas que la ayuden en un futuro, ama a tu pareja y demuéstraselo día a día. Las palabras de afecto junto con las lecciones de lealtad y compañerismo quedarán grabadas por siempre.

Ten en cuenta que aquellas niñas que crecen al lado de un padre ejemplar buscarán en sus futuras parejas a personas igual de comprometidas y amorosas. Sé consciente de la gran influencia que eres para tu hija y procura educar mediante las acciones.



Sé un padre responsable y un ejemplo para tu hija

Recuerda que ser padre es una labor que se desempeña durante toda la vida y procurar ejercer una paternidad responsable, siempre será el mejor camino. Por lo que sé ese amigo, mentor y consejero de vida al que tu niña pueda acudir cuando se le presente un problema, sin importar su edad.

No tengas miedo de expresar tus sentimientos. Hazle saber a tu hija que estás a su lado, que la amas profundamente y que siempre podrá contar con el apoyo de su papá. Y si por azares del destino eres un padre soltero o divorciado, no abandones tus responsabilidades ni le niegues a tu pequeña el poder crecer junto a un hombre modelo.

Te podría interesar...
Consejos para sobrellevar la custodia compartida
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Consejos para sobrellevar la custodia compartida

Custodia compartida y patria potestad no es lo mismo, a los padres separados le corresponde asumir un rol bastante complejo