Alimentación y fertilidad: 15 alimentos para concebir

01 Mayo, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias
La alimentación es clave a la hora de concebir. Hay una serie de alimentos que estimulan la fertilidad. Conoce cuáles son y qué beneficios aporta cada uno.

Si planeas quedar embarazada pero tienes dificultades para conseguirlo, debes considerar la alimentación como la clave no solo para concebir sino también para que tu hijo nazca sano. Se trata simplemente de llevar a cabo una dieta rica en nutrientes que potencien la fertilidad.

Además de la denominada “Dieta de la Fertilidad”, la Mediterránea también beneficia a quienes desean ser madres. Ambas presentan alimentos beneficiosos para la concepción como proteínas, carbohidratos complejos, hierro, ácido fólico y grasas saludables.

Asimismo, los especialistas destacan la importancia de seguir una dieta balanceada. Solo atendiendo tu alimentación podrás mejorar la calidad del óvulo, así como también favorecerás la implantación del embrión y el desarrollo del feto.

Por esta razón, se recomienda el consumo de alimentos capaces de resolver posibles déficits de vitaminas y minerales que ocasionan estas dificultades. Ahora bien, ¿cuáles son y qué beneficios traen?

shutterstock_131910776

15 alimentos para la fertilidad

  1. Banana. Posee vitaminas del grupo B, importantes para la concepción porque ayudan a regular el metabolismo hormonal y energético. Si faltan estos nutrientes, pueden producirse menstruaciones irregulares y generar óvulos deficientes.
  2. Miel. También rica en vitaminas del grupo B. Además presenta aminoácidos y minerales capaces de mejorar la calidad de los espermatozoides, fortalecer el útero y los ovarios y de estimular la producción de hormonas sexuales.
  3. Canela. Tiene la capacidad de reducir la resistencia a la insulina y puede aumentar y mejorar la cantidad y la calidad de los óvulos disponibles en la mujer, sobre todo en aquellas que padecen el síndrome del ovario poliquístico, según un artículo publicado en la revista “Reproductive biology and endocrinology”. 
  4. Huevos. Son ricos en vitaminas y nutrientes esenciales, que ayudan a  mejorar la salud sexual y reproductiva. Contienen vitaminas B y D, que ayudan a reducir la fatiga, tal y como afirma un estudio publicado en el año 2018.

Si la mujer presenta suficiente ácido fólico en su cuerpo, antes y durante el embarazo, este ayuda a prevenir defectos congénitos en el cerebro y en la columna del bebé.

  1. Lácteos. Estos productos aportan el calcio que contribuye a la salud ósea y aumenta la fertilidad. Además, contienen vitamina B12, que favorece la formación de glóbulos rojos y el mantenimiento del sistema nervioso.
  2. Cereales integrales. Los granos como la avena, el arroz, el trigo integral o la quinoa contienen abundantes vitaminas B y E, fundamentales para una óptima salud reproductiva, el equilibrio hormonal y la producción de óvulos y espermatozoides sanos. Además poseen vitamina B6, clave en el equilibrio del estrógeno y la progesterona.
  3. Nueces, almendras, tofu, girasol y demás semillas. El selenio de las nueces protege a los óvulos maduros de los daños provocados por los radicales libres y estimula el sistema inmunológico.

Para saber más: Nutrientes básicos para tener un buen embarazo.

Las proteínas y las grasas estimulan la fertilidad

shutterstock_76726015

  1. Pescado azul, almejas y ostras. El atún, el salmón y las sardinas son la mejor fuente de ácidos grasos Omega 3 y Omega 6, necesarios para el equilibrio hormonal, el sistema inmunitario y la salud de los ovarios, óvulos y esperma. Además tienen proteínas y vitamina D.

Incluso el selenio del salmón previene la rotura de los cromosomas que puede causar defectos de nacimiento y abortos involuntarios.

Las almejas son ricas en vitamina B12, que torna fuerte y resistente al endometrio, evitando abortos espontáneos. Además las ostras concentran el zinc fundamental para mejorar la fertilidad masculina, manteniendo los niveles de testosterona y la producción espermática, así como también la femenina, promoviendo la división celular adecuada.

  1. Carne de pollo. Es una fuente de proteína que aporta niacina, tiamina y ácido ascórbico, además de minerales como potasio, magnesio, hierro, calcio, fósforo y yodo.
  2. Arvejas. Su consumo ayuda a balancear los estrógenos y la progesterona, necesarios para alcanzar mayores niveles de fertilidad. Esto se debe a los altos niveles de zinc que contiene.
  3. Ajo. Es portador de selenio, capaz de mejorar la fertilidad de ambos sexos, y de vitamina B6, reguladora de hormonas.
  4. Espárragos, espinacas y aguacate. Los primeros dos poseen ácido fólico, el cual reduce fallos ovulatorios y optimiza la producción de esperma. Además cuentan con antioxidantes, hierro, vitaminas E y B.

Mientras que, los aguacates presentan grasas monoinsaturadas que mejoran la fertilidad y son fuente de vitamina E, influyente en los órganos sexuales.

  1. Levadura de cerveza. Es un alimento muy rico en minerales, proteínas, aminoácidos, vitaminas del grupo B, hierro, cromo, zinc, ácido fólico, etc.
  2. Aceite de oliva y de lino. Ambos aumentan las posibilidades del embarazo ya que mejoran la fertilidad tanto de hombres como de mujeres.
  3. Jengibre. Además de ser útil en mujeres, aumenta el volumen de esperma y mejora la movilidad de los espermatozoides.

También te puede interesar: Reducir la retención de líquidos durante el embarazo.

Una dieta variada para quedarte embarazada

A la hora de buscar concebir un bebé, es necesario llevar a cabo una dieta variada y rica en nutrientes. De este modo aumentaremos las probabilidades de concebir y aseguraremos la buena salud de nuestro hijo.

No olvides que ninguno de estos alimentos tiene propiedades mágicas. Resultan un complemento para mejorar la dieta. Si tienes dificultades a la hora de quedarte embarazada, la mejor opción es que consultes a un especialista.

  • Dou L., Zheng Y., Lu L., Gui X., et al., The effect of cinnamon on polycystic ovary síndrome in a mouse model. Reprod Biol Endocrinol, 2018.
  • Nguyen MH., Bryant K., O'Neill SGO., Vitamin D in SLE: a role in pathogenesis and fatigue? A review of the literature. Lupus, 2018. 27: 2003-2011.