¿Qué es la ooforitis?

La ooforitis es una enfermedad inflamatoria que afecta a los ovarios y que puede causar infertilidad. En muchos casos es prevenible y tratable, pero su detección precoz es clave para el pronóstico. Entérate más en este artículo.
¿Qué es la ooforitis?

Escrito por Óscar Dorado

Última actualización: 27 julio, 2022

La ooforitis u ovaritis es la inflamación de uno o ambos ovarios, que son los órganos productores de los gametos femeninos, llamadas óvulos. Esta patología afecta, principalmente, a las mujeres en edad fértil y muy a menudo, se desarrolla a raíz de una infección.

Si la inflamación ovárica se diagnostica rápidamente, los daños en el sistema reproductivo de la mujer serán menores. De lo contrario, la función de los ovarios podría verse severamente comprometida y dar lugar a la infertilidad.

A continuación, te contaremos todo acerca de esta enfermedad y cómo prevenir las consecuencias derivadas de esta. ¡No dejes de leer!

Tengo ooforitis, ¿qué significa?

Como mencionamos previamente, ooforitis significa ‘inflamación de los ovarios’ y este fenómeno puede ocurrir de forma aislada o en el contexto de una enfermedad inflamatoria pélvica (EPI). En este último caso, además de ovaritis, suelen afectarse otras estructuras del tracto genital (endometrio, miometro o trompas de Falopio) o el peritoneo.

La ooforitis suele ser causada por una infección bacteriana y los gérmenes más frecuentes son Neisseria gonorrhoeae, Chlamydia tracomatis (ambos de transmisión sexual), Micoplasma, Streptococcus Agalactiae o Escherechia coli, entre otros. También, puede desarrollarse como complicación de la infección por el virus que causa las paperas o en el contexto de una falla ovárica de causa autoinmunitaria.

Si bien la inflamación de los ovarios puede ocurrir en mujeres de cualquier edad, es más frecuente en el período fértil que va desde los 15 y los 35 años de edad. El gran desafío que se plantea es el diagnóstico precoz, pues sus síntomas son variables e inespecíficos. No obstante, debe pensarse en toda mujer sexualmente activa con dolor abdominal bajo e intenso hacia el final de la menstruación, sangrado vaginal persistente y fiebre.

Cáncer de ovario: ¿es hereditario?
Si la ooforitis se detecta rápidamente, habrá menor probabilidades de producirse un daño en el sistema reproductivo de la mujer e incluso, la infección no se propagará a ningún otro sitio del cuerpo.

¿Existen factores que predispongan a una mujer a desarrollar una ooforitis?

Tal como detallamos en la sección anterior, cualquier mujer en edad fértil puede padecer esta inflamación. No obstante, existen algunos factores predisponentes para desarrollarla:

  • Edad comprendida entre los 15 y los 35 años.
  • Antecedentes de infecciones crónicas en otros sitios del cuerpo.
  • Tabaquismo.
  • Estrés frecuente y fatiga excesiva.
  • Relaciones sexuales sin protección y múltiples parejas sexuales.
  • Antecedentes de trastornos del sistema genitourinario.
  • Enfermedades endocrinológicas.



¿Cuáles son los síntomas de la ooforitis?

Los síntomas de la ooforitis varían según el caso y la gravedad de la infección, pero pueden incluir algunos de los siguientes:

  • Dolor abdominal bajo e intenso, que ocurre hacia el final de la menstruación o en los primeros 10 días después de la misma. Por lo general, dura menos de una semana.
  • Sangrado vaginal abundante durante el ciclo menstrual.
  • Dolor durante las relaciones sexuales (dispareunia).
  • Fiebre alta y escalofríos.
  • Flujo vaginal inusual.
  • Náuseas y vómitos.
  • Malestar general.
  • Dolor de espalda.
  • Dolor al orinar.
  • Sensibilidad al movimiento del cuello del útero en la revisión médica.
¿Qué es la histerectomía y por qué produce dolores en las mujeres?
El dolor abdominal bajo e intenso es una de las principales características de la ooforitis.

¿Cuál es la relación entre la ooforitis y la infertilidad?

Como los ovarios son el hogar de los gametos femeninos (u óvulos), cualquier inflamación puede ser una mala noticia para la fertilidad futura. Si la ooforitis no se controla, puede causar adherencias entre los ovarios y los órganos circundantes, como las trompas de Falopio. Cuando estas estructuras quedan bloqueadas, se reducen las probabilidades de lograr un embarazo.

Sin embargo, un aspecto positivo es que las mujeres tenemos dos ovarios, por lo que el daño puede limitar a uno de ellos, pero no necesariamente al otro. Aun así, el antecedente de ooforitis puede aumentar el riesgo de tener un embarazo ectópico y por eso debe ser tratada.

La ooforitis puede prevenirse y tratarse

Hay varias precauciones que las mujeres pueden tomar para reducir sus probabilidades de desarrollar una ooforitis. Entre otros cuidados, vale conocer la historia sexual de la pareja y usar preservativo en todos los encuentros sexuales, a fin de evitar la transmisión de gérmenes y la aparición de enfermedades venéreas.

Además, los ginecólogos recomiendan que las mujeres sexualmente activas realicen chequeos regulares para corroborar la salud de su sistema reproductivo. También pueden reducir aún más la probabilidad de sufrir infecciones bacterianas con buenas prácticas de higiene del área genital.

La mayoría de las veces, las ooforitis se pueden tratar con antibióticos orales, aunque los casos severos pueden requerir hospitalización para ofrecer mayores cuidados. Al igual que con cualquier infección, es crucial tratar el problema antes de que se vuelva más dañino para el sistema reproductivo o que se propague por todo el cuerpo.

Recuerda que el diagnóstico precoz es clave para mejorar el pronóstico de la enfermedad y aumentar las posibilidades de quedar embarazada en el futuro. Por esa razón, si tienes síntomas de sospecha, no pospongas la consulta con tu médico, pues aun las infecciones aparentemente leves pueden causar daños graves en tus órganos reproductivos.

Te podría interesar...
¿La higiene dental afecta la fertilidad?
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
¿La higiene dental afecta la fertilidad?

Muchos estudios sostienen que la mala higiene dental afecta la fertilidad, tanto en los hombres como en las mujeres. Entérate más.