Cuando los hijos prefieren a mamá o a papá: qué hacer y qué no

¿Piensas que tu hijo te quiere menos que a su otro progenitor? ¿Te sientes rechazada de algún modo? Entonces debes leer este artículo.
Cuando los hijos prefieren a mamá o a papá: qué hacer y qué no
María José Roldán

Escrito y verificado por la psicopedagoga María José Roldán.

Última actualización: 22 febrero, 2023

Puede ser un tema delicado cuando nos damos cuenta de que nuestros hijos prefieren a mamá o papá. Si esto ocurre y no somos los elegidos, podemos sentir cierto malestar. Por eso, queremos hablarte sobre qué hacer y qué no ante esa situación.

Quizá, cuando crees que tu hijo quiere más a papá que a mamá, o al revés, solo sea una percepción tuya. Los niños necesitan aprender a gestionar sus emociones porque, aunque pienses que no te prefieren a ti, en realidad no es que escoja a uno por sobre el otro, os puede querer a los dos por igual, solo que, quizá, tenga más afinidad con uno de los dos.

En el caso de que notes que siente cierto rechazo hacia ti, entonces es normal que quieras saber por qué ocurre esto y si es normal. Sigue leyendo para saber más al respecto.

Por qué prefiere a mamá o a papá

Desde que nacen y hasta poco más de los dos años de edad, el apego más fuerte de un bebé es con la madre. Esto es así porque, normalmente, es la persona que más se ocupa del pequeño tanto durante el día como en la noche. A medida que crecen, los niños comienzan a ampliar las personas de referencia y apego. Ya no solo quieren a mamá o a papá, sino que comienzan a tener relaciones más estrechas con otros adultos, como los abuelos o los tíos.

Es entonces cuando la intensidad de apego hacia la madre (o el padre) comienza a variar. Hay que tener en cuenta que no hay instrucciones en la vida del pequeño y en lo que siente hacia sus progenitores para que los quiera a los dos por igual.

Es el estilo de crianza de cada uno, la personalidad, el tiempo disponible para dedicar a su hijo y el carácter, entre otros, lo que hará que un niño se sienta más atraído por mamá o papá.

No te quiere menos ni más

El hecho de que tu pequeño quiera estar más rato con mamá o con papá no significa que te quiera menos ni nada por el estilo. De hecho, esta preferencia seguramente será temporal. Lo que ocurre es que en estas primeras etapas de desarrollo, el bebé necesita estar más cerca del progenitor con el que se siente más y mejor identificado. Además, comienza a afianzar su personalidad, por lo que necesita estar más cerca de uno u otro.

Por todo esto, no debes sentirte triste ni rechazado y hacer siempre lo mejor para tu hijo. De ese modo, sentirá que siempre estarás a su lado. Siempre debes tomarte un tiempo para darle un abrazo, para decirle que le quieres o para jugar. Siempre que llore, seguramente estarás ahí para reconfortarle. En ningún momento te sientas decepcionado por su actitud, ya que está en pleno crecimiento. Tú debes ser siempre su modelo de seguridad y amor infinito.

Consejos que debes tener en cuenta

Que no estés en el número uno en sus preferencias no significa que no puedas serlo antes o después. Sin embargo, si quieres ganarte el primer lugar en su consideración, es importante que sigas algunos consejos para lograrlo:

  • Pasa tiempo de calidad con tu hijo.
  • Cuida a tu hijo y satisface sus necesidades.
  • Dale amor incondicional cada día de tu vida.
  • Trata a tu hijo con respeto.
  • Conócele, escucha lo que dice, mira lo que hace, observa lo que es de su interés y comparte esos gustos con él.
  • Edúcale y críale desde una buena disciplina.
  • Mantén un buen control emocional.
  • Controla las emociones más intensas, sobre todo el enfado.
  • Involúcrate en todos los ámbitos de su vida.
  • Demuéstrale tu cariño todos los días.
  • Muestra coherencia entre tus palabras y tus acciones.
  • Sé siempre su mejor ejemplo.
Cuando el niño tiene más apego con uno de sus progenitores, seguramente se trata de una situación pasajera. Lo más importante es estar siempre presente y demostrarle todo nuestro cariño.

Qué hacer y qué no hacer

Cuando sientas que tu hijo prefiere al otro progenitor antes que a ti, hay algunas cosas que puedes hacer y otras que es mejor evitar. Te vamos a dar algunos ejemplos para que tengas en cuenta.

Qué hacer

  • Potenciar el vínculo y buscar nuevas formas.
  • Ser consciente de que es algo temporal.
  • Actuar siempre con normalidad.
  • Potenciar nuestra paciencia.
  • Ser el mejor ejemplo.

Qué no hacer

  • No te sientas mal ni te lo tomes como algo personal.
  • No reacciones mal ante sus preferencias.
  • Nunca le chantajees emocionalmente o le hagas sentir culpable.
  • Jamás le ignores o le rechaces de alguna manera solo porque te has sentido así.
  • No quieras comprar su cariño con regalos.

Es una situación pasajera

Cuando tu hijo prefiere a mamá o a papá, es importante que no te sientas triste ni mal. Debes tener en cuenta que cuando menos te lo esperes, esta situación pasará y tu hijo vendrá a ti antes de que te des cuenta. Si además sigues nuestros consejos, será mucho antes de lo que te imaginas.


Todas las fuentes citadas fueron revisadas a profundidad por nuestro equipo, para asegurar su calidad, confiabilidad, vigencia y validez. La bibliografía de este artículo fue considerada confiable y de precisión académica o científica.


  • Bilbao, A. (2015) El cerebro del niño explicado a los padres. Editorial: Plataforma Actual

Este texto se ofrece únicamente con propósitos informativos y no reemplaza la consulta con un profesional. Ante dudas, consulta a tu especialista.