¿Cómo ponerse de acuerdo en la educación de los hijos?

Mónica Heras Berigüete · 6 febrero, 2019
Aprender a ponerse de acuerdo en la educación de los hijos es uno de los grandes retos de la pareja. ¿Lo enfrentamos juntos?

Cuando una pareja decide formar una familia y convertirse en padres, sus historias comienzan a entrelazarse más íntimamente. La forma en la que ambos fueron educados se hará patente, sus creencias, sus miedos y sus anhelos se verán irremediablemente volcados en sus hijos. De ahí que uno de los grandes retos de la pareja sea ponerse de acuerdo en la educación de los hijos.

A qué obstáculos nos podemos enfrentar

A la hora de ponerse de acuerdo en la educación de los hijos se pueden dar dos situaciones:

  • Cuando los padres discrepan por completo en la forma de criar a los hijos. En ocasiones, las formas en las que fueron educados cada uno podrían haber sido muy distintas y, queriendo ambos lo mejor para sus hijos, llegan a un punto de rigidez y de querer imponer cada uno su punto de vista, sin ser capaces de ver qué es mejor para la nueva familia.
  • Cuando llegan a acuerdos pero uno es más permisivo que el otro. Esta situación es una fuente constante de conflictos de pareja. En muchas ocasiones se ponen reglas, pero uno de los dos es más estricto a la hora de cumplirlas. Esto crea mucha inseguridad en los niños, quienes necesitan límites claros y amorosos para su correcto desarrollo físico, intelectual y emocional.

Cuando el niño recibe mensajes contradictorios o escucha cómo sus padres se pelean delante de él, se siente sin referentes claros. Esto puede llevarlo a que aprenda a utilizar estas discrepancias para su beneficio.Los conflictos entre entre padres afectan a la educación de los hijos.

Estrategias para ponerse de acuerdo en la educación de los hijos

  1. Hablad acerca del tipo de educación que habéis tenido en casa y la que queréis poner en práctica ahora que sois papás. No es necesario repetir ningún modelo. Ahora sois una nueva familia y se trata de ir encontrando aquellas fórmulas que os hagan sentir cómodos.
  2. Llegad a acuerdos acerca de los límites que les vais a poner a vuestros hijos. Habladlo primero entre vosotros y luego dejadles claro a los pequeños las normas y las consecuencias de que sean incumplidas, en caso de que las haya.
  3. Cuando haya una situación de enfrentamiento entre uno de los padres y el hijo, el otro deberá mantenerse al margen. Escucha y espera el momento en que estén a solas para hablarlo. Si surgen discusiones, que lo harán, intentad dialogar de forma serena y sin perder de vista que el objetivo es el bienestar de los niños.
  4. Igual que lo hacemos con los hijos, también resulta muy saludable dejarle claro a nuestra pareja cuáles son nuestros límites. Ambos debéis saber cuál es la frontera que el otro no está dispuesto a traspasar.

Más estrategias

  1. Nunca culpéis al niño de los problemas. Al fin y al cabo, es el que más se resiente cuando surge un problema entre papá y mamá. Poneos en su lugar y no idealicéis la vida antes de ser padres; él no es el causante de vuestras desavenencias.
  2. Comunícale a tu hijo que mamá y papá buscan lo mejor para él. Hazle saber que ambos sois un equipo, aunque a veces puedan no estar de acuerdo. Que sienta que puede confiar en ambos y que también estáis aprendiendo la mejor forma de educarlo.La educación positiva beneficia a toda la familia.
  3. Si se ha dado un conflicto y no habéis estado de acuerdo delante de los niños, tranquilos, no es el fin del mundo. Aprovechad la experiencia para sentaros a analizar la situación y ver cuál será la mejor forma de actuar cuando vuelva a presentarse una similar.

No caigáis en luchas de ego, finalmente no se trata de tener la razón o de quedar por encima de tu pareja. Se trata de buscar soluciones y acuerdos, de ponerse de acuerdo en la educación de los hijos, de tener la suficiente visión y empatía para forjar nuevos caminos juntos que beneficien a toda la familia.

 

  • Aguirre Saez De Eguilaz, A. (2015). CLAVES PARA EDUCAR EN IGUALDAD. Qurriculum, n.28;
  • Ríos Garcís, A. L. (2013). Educar en valores, la solución a la violencia doméstica. El Heraldo.
  • Amor Pérez, N., & Díaz, M. V. (2013). La familia. Mendive, ISSN-e 1815-7696, Vol. 11, No. 3, 2013 (Ejemplar Dedicado a: Julio-Sept.), Págs. 291-307. https://doi.org/10.1017/CBO9781107415324.004