Claves para organizar las tareas de la escuela

Francisco María García · 11 octubre, 2018
La responsabilidad de los pequeños de la casa a la hora de realizar los deberes escolares debe fomentarse con planificación. Hay muchas pautas para organizar diariamente el tiempo de realización de las tareas.

La organización de las tareas de la escuela constituye un reto en el inicio de cada año escolar. Es una especie de lienzo en blanco para renovar, avanzar, corregir y trazar nuevos planes y metas que garanticen el éxito. Como toda etapa que inicia, implica nuevas situaciones, compromisos y peldaños a alcanzar.

La experiencia adquirida de los años anteriores a la hora de organizar las tareas de la escuela puede servir de mucha ayuda. No obstante, existe una serie de claves para lograr mejores resultados de manera más efectiva: poner en orden el espacio de trabajo para brindar tranquilidad es buen método para mejorar las calificaciones.

Las claves para organizar las tareas de la escuela también deben aplicarse a todo plan de vida, esparcimiento y diversión. Clasificar, optimizar y perfeccionar el sistema de estudio son consejos a tomar en cuenta para una mejor organización a la hora de hacer los deberes.

No se puede pasar por alto la responsabilidad y honestidad necesaria para cumplir con los deberes escolares. Este será el punto decisivo para una exitosa temporada de exámenes; para lograrlo, existen ciertas claves para organizar las tareas de la escuela.

Consejos para organizar las tareas de la escuela

1. Definir las ideas

Es importante aprender de las experiencias de años anteriores para optimizar la asimilación de nuevas enseñanzas. La práctica de ejercicios de concentración es una recomendación. También es conveniente establecer un horario fijo para hacer los deberes escolares; son buenos hábitos para el cuerpo y la mente.

Otra buena recomendación es hacer un resumen del material visto, que debe hacerse lo más pronto posible. Es conveniente identificarlo con el nombre de la materia y otros datos personales que ayuden a una mejor organización.

2. Mejorar el método de estudio

Lo primordial es no repetir los fallos cometidos en años anteriores. Esto es necesario para evitar trabajar de más o el doble; tampoco se deben dejar para última hora las tareas escolares, ya que todo a tiempo tiene solución. De ser posible, se pueden adelantar los deberes; al final del día, esto causa un gran alivio.

Muchos padres caen en el error de obligar a los niños a estudiar.

3. Organizar el área de estudio

El desorden incita a más desorden. Lo mejor es asegurarse de tener un ambiente libre de caos y ruidos molestos para un mayor aprovechamiento del espacio.

Asimismo, es recomendable escoger un sitio tranquilo y agradable en la casa. Jamás la cama o lugares que inciten al sueño, debe ser un rincón de estudio sin distracciones. Que posea una buena mesa o escritorio donde desplegar sin problemas el material para trabajar.

4. Revisar los útiles escolares

Libros, libretas, cuadernos, lápices o cartucheras deben estar en buen estado y en orden. Lo mejor es apartar todos los papeles y otros libros y cuadernos que no guarden relación con el nuevo año escolar.

5. Anotar todo en una libreta

Esta estrategia de estudio ayudará a llevar un orden de las tareas pendientes. Pueden ser organizadas por fecha de entrega y también para recordar todo lo que ocurre en clases cada día.

Otra buena opción es organizar y optimizar el tiempo diariamente; en la medida de lo posible, hay que planificar el día que comienza para un mayor provecho.

“Clasificar, optimizar y perfeccionar el sistema de estudio son consejos a tomar en cuenta para una mejor organización a la hora de hacer los deberes”

6. Agenda de prioridades a corto, mediano y largo plazo

Una agenda es una excelente herramienta de organización de las tareas de la escuela. Esto ayudará a que no le tomen por sorpresa algunos deberes que el profesor haya nombrado en clase. Además, permite alcanzar metas con mayor rapidez y claridad.

7. Herramientas tecnológicas

En este punto el móvil, la tableta o la computadora pueden ser excelentes aliados; son ideales para investigar, aprender y colocar las fechas de entrega. Una gran ventaja es que permiten activar alarmas o recordatorios para una mejor organización.

Los ordenadores portátiles también ayudan a aportar tranquilidad o a bajar el estrés diario a la hora de cumplir con los deberes escolares. Se pueden subir imágenes a un archivo o buscar material de estudio; después de descansar unos veinte minutos escuchando música, se puede regresar al estudio y terminar las tareas del día.

Organizar las tareas de la escuela genera un sentido de responsabilidad en los niños.

8. Archivador de carpetas y cuadernos

Los archivadores de carpetas y cuadernos son ideales. Deben hacerse en orden alfabético y adaptados al nuevo horario de clases; también ayudarán a repasar las materias vistas y a revisar si se ha omitido copiar puntos importantes.

Estas claves para organizar las tareas de la escuela serán muy útiles cuando llegue la etapa de presentación de exámenes. Son, además, un excelente método para llegar a ser un estudiante modelo, exitoso y organizado.