Hay bebés que salvan la vida de sus mamás

Hay bebés que salvan la vida de sus madres, y lo hacen gracias a un hallazgo maravilloso: cuando el bebé se gesta en nuestro interior puede liberar células madre pluripotentes capaces de regenerar tejidos e incluso de detener algunas enfermedades.

El tema puede sonarnos sin duda a ciencia-ficción, lo sabemos. Sin embargo, este aspecto no es nuevo, y más si tenemos en cuenta que se conoce ya desde hace tiempo algo llamado “Microquimerismo. Nos referimos al descubrimiento al que se llegó hace tiempo al ver que muchas mujeres tenían aún mucho después de su embarazo células con el cromosoma Y en su organismo.

Estas células masculinas provenían nada más y nada menos que de ese bebé varón que habían dado a luz hacía años y cuya presencia, seguía impresa en su cuerpo. Ahora bien, lo que es relativamente nuevo es el hecho de que esas células polivalantes (células madre al fin y al cabo) fueran capaces de curar algunas enfermedades presentes en la madre.

Es un tema fascinante, hermoso y lleno de maravillosas posibilidades para la medicina del que te hablamos a continuación.

Una vida nueva que cuida del cuerpo que lo protege

bebes-que-curan-1

Para muchos, el hecho de que las células del feto puedan llegar a diversos órganos de la madre como el páncreas, el hígado, el corazón o el cerebro tendría una función muy concreta: reparar tejidos para cuidar que la madre esté en buen estado y garantizar así la supervivencia del bebé.

Esto es algo que se mantiene como hipótesis, sin embargo, los científicos aún no pueden llegar a dicha conclusión. De momento se cuentan con diferentes datos que pasamos seguidamente, a revelarte.

Nuestros hijos también “habitan” en nuestro cerebro

La revista “American Scientific” titulaba así uno de sus artículos: los bebés viven en el cerebro de sus madres. Tras este llamativo enunciado se hablaba de este hallazgo asombroso ya citado, el hecho de que en el cerebro de las mujeres que habían tenido un bebé varón existían células con el cromosoma Y.

  • Queda claro que también las niñas nos dejarán su impronta genética, esas células que atraviesan la placenta y que se instalan en los órganos de las madres, siguiendo el mecanismo de microquimerismo fetal para fortalecer su sistema inmunitario.
  • Estas células pueden vivir en nosotras durante toda la vida, es decir no es algo temporal ni un hecho que se limite solo a la época del embarazo. Ahora bien, cabe señalar que no se cumple en el 100% de los casos, estamos ante un hallazgo al que le quedan años de investigación y que de momento, nos esta ofreciendo datos muy alentadores.

Las células pluripotentes de los fetos pueden curar enfermedades

Cabe recordar ahora lo que es y lo que supone una simple célula pluripotente. Estamos ante un tipo de estructura o de cuerpo biológico que aún no ha especificado qué tipo de célula va a ser.

Son células madre, es decir, tienen la capacidad de transformarse en aquella que haga más falta: si el tejido cardíaco está herido se instalará allí. Si el hígado tiene un problema se adherirá a esta órgano.

¿Quiere decir esto que las madres que tenían alguna enfermedad se han curado al tener un hijo?

  • No faltan datos de mamás que, efectivamente, han tenido mejorías en sus enfermedades cardíacas o incluso hepáticas.

No obstante, uno de los datos que más ha llamado la atención de los científicos es que, tal y como se ha publicado en un estudio, las mujeres que albergaban en su cerebro cromosomas Y tenían un riesgo menor de desarrollar Alzhéirmer.

embarazo patadas bebes que salvan vidas

Nuestros hijos nos salvan la vida de muchas maneras

Incidiremos una vez más en que no todas las mujeres tienen en su organismo dichas células a pesar de haber pasado por uno o varios embarazos. No se sabe muy bien por qué sucede, ni qué mecanismos rigen esta fórmula excepcional que ha permitido a muchas mamás sanar alguna de sus dolencias.

  • En la actualidad, se busca ahondar en cómo esas células pluripotentes podrían ayudarnos a combatir el cáncer. Porque otro hecho que se ha descubierto es que las mujeres que tenían ese cromosoma Y en su torrente sanguíneo tienen, al parecer, un riesgo menor de desarrollar cáncer de mama.
  • Ahora bien, cabe señalar un aspecto importante. Así como ese tipo de microquimerismo puede sanarnos o salvarnos la vida en algunos casos, en otros, puede actuar de forma inversa. El cuerpo de la madre puede ver estás células como un enemigo y obligar al sistema inmunitario a defenderse de ellas. Es por tanto un tema complicado que, como decimos, necesita de más trabajos, de más tiempo y dedicación científica.
bebes-que-salvan la vida

Para concluir, sabemos que estos temas siempre resultan fascinantes. Sin embargo, algo que sin duda ya sabes es que no te importa si en tu cuerpo se halla ese cromosoma o no. La simple presencia de tu bebé, el hecho de que exista, de que esté sano y crezca a tu lado también enriquece y da aliento a tu vida.

Todo bebé es por sí mismo, un acto de sanación y de la huella de un cariño que siempre residirá en tu interior.

Categorías: Salud Etiquetas:
Te puede gustar