7 datos interesantes sobre la estimulación temprana

Este artículo fue redactado y avalado por la profesora Marisol Rendón Manrique
· 28 febrero, 2019
Conoce algunos datos interesantes sobre la estimulación temprana y actividades que puedes implementar a diario con tu bebé.

La estimulación temprana en los niños favorece el desarrollo de todas sus dimensiones. Además de tener impacto en la percepción sensorial, también tiene efectos positivos en lo cognitivo, lo social y lo motor. Estas son razones suficientes para comenzar a aprovechar las capacidades y habilidades del bebé desde sus primeros meses de vida.

«La estimulación temprana juega un papel muy importante en los primeros años de vida, porque en esta etapa se desarrollan y maduran capacidades esenciales como el área del lenguaje, sensorial, física y psicológica. Este proceso puede iniciarse desde los 45 días después del nacimiento con un programa adecuado de estimulación».

– Georgina Gómez –

Si quieres mejorar la duración de los periodos de atención, la memoria, la curiosidad y el desarrollo del sistema nervioso, es momento de dar inicio a la estimulación. Cuanto más temprano comiences, más sensible y receptivo será tu pequeño a las actividades que elijas en cada momento.

¿Qué debes tener en cuenta durante la estimulación temprana?

  1. Prepara el espacio para que no haya distracciones innecesarias: apaga el televisor, la música y los celulares. El entorno tiene una gran influencia sobre la reacción que toma tu pequeño ante el estímulo.
  2. Asegúrate de que las condiciones del bebé sean óptimas antes de comenzar con los juegos o actividades. Para ello, cámbiale el pañal, aliméntalo, vigila que haya dormido bien y ponle ropa cómoda que le permita moverse con libertad.
  3. Ponte al mismo nivel del niño. La interacción es la base para que el proceso sea exitoso y productivo.
  4. Establece una rutina organizada para que su mente y su cuerpo estén atentos al estímulo. Además, cuando llegue la hora del estímulo, su curiosidad aumentará por saber qué harán cada día.Estimulación temprana.
  5. Es fundamental trabajar fuerte en la percepción sensorial. A partir de ella el cerebro desarrolla plasticidad y numerosas conexiones neuronales que le permiten adquirir más habilidades.
  6. Dentro de la estimulación temprana hay que dar valor a la afectividad. Un niño que recibe cuidado, atención y amor será un adulto más sano y seguro a nivel emocional y será más hábil socialmente.
  7. Los niños tienen una disposición natural al aprendizaje desde el momento de su nacimiento. Es durante los primeros tres años de vida que se establecen las conexiones neuronales más duraderas.

Algunas ideas para poner en práctica la estimulación temprana

Las demostraciones de afecto, las canciones, las charlas, el contacto físico y la provocación de la imitación son estrategias fundamentales para lograr que tu hijo esté dispuesto para el aprendizaje.

  • Dale un masaje a tu bebé. El contacto con las manos de la madre es fundamental para un pequeño, es una conexión y un lenguaje propio entre los dos. Además, estimula el funcionamiento del sistema inmunológico, el desarrollo muscular y las hormonas del crecimiento.
  • Lee libros de cuentos con ilustraciones. Al momento de leer historias, articula bien las palabras y permítele ver los movimientos de tu boca. Asimismo, a medida que comienzan a hablar, deberás hacer preguntas literales y luego hipotéticas sobre la trama de la historia.
  • Acércalo a los juegos de memoria. A los más pequeños, muéstrale un objeto, aléjalo de su vista y motívalo a que lo encuentre. Posteriormente podrás hacerlo más difícil ayudándole a memorizar secuencias de imágenes, de palabras o de sonidos.
  • Habla con él, cántale canciones. Una parte fundamental de la estimulación temprana es el desarrollo del lenguaje. Para propiciarlo deberás hablar con tu bebé todo el tiempo, nombrar las cosas, imitar sonidos, enseñarle rimas y canciones. Articula exageradamente las palabras para que pueda imitar los movimientos.Estimulación temprana.
  • Dales prioridad a los juegos didácticos. La recreación con propósito es esencial a la hora de fomentar las capacidades y habilidades de tu bebé. Actualmente es fácil encontrar juguetes que tengan valor educativo para que brindarán momentos inolvidables en familia.
  • Preocúpate por la actividad física. Desde el momento del nacimiento puedes ayudar a tu bebé a ejercitarse. Esto no solo fortalecerá sus características físicas, también permite la construcción de conexiones neuronales nuevas.

Finalmente…

Ahora sabes la gran importancia de la estimulación temprana para la vida adulta de tu hijo. Durante los primeros años de vida puedes aportarle saberes y habilidades que conservará a lo largo de su vida y que lo harán un adulto más productivo y capaz. ¡Empieza lo antes posible!

  • Ordoñez, M. y Tinajero, L. (2012). La importancia de la estimulación temprana en la etapa infantil. Madrid, 208-240.