10 trucos caseros para bajar la fiebre

Agetna 12 mayo, 2017

Mamá, si tu bebé tiene fiebre no dudes en bajársela. Si bien es cierto que la fiebre es una respuesta natural del cuerpo, un mecanismo de defensa que este usa, básicamente, para limitar la proliferación de los patógenos, una fiebre alta puede ser bastante peligrosa, sobre todo en niños pequeños.

Antes de entrar en materia debemos advertirte que la fiebre, según su origen, puede ser ligera o bastante pegajosa, como se dice comúnmente. Por eso, siempre que a tu hijo le suba la temperatura después de los 38 grados, o incluso, un poco antes, si ya lo notas caliente, debes llevarlo al médico para sea el facultativo quien te indique qué fármacos emplear.

El pediatra es quien diagnosticará las causas de por qué se presenta la fiebre y te prescribirá los medicamentos que debes darle a tu hijo, con la frecuencia exacta y la forma de alternarlos.

Jamás deseches la opinión del doctor ni las medicinas que te indica, y optes por tratar a tu hijo con remedios caseros solo porque: “en el pasado se usaba así, y mi mamá me curaba con eso.”

Los trucos que ponemos a tu consideración y todos los que puedes encontrar en internet, solo complementan la acción de los fármacos, o pueden usarse en algún momento como una alternativa a ellos. Pero hacemos énfasis en eso: jamás podrán suplantarlos.

Ahora bien, para que tengas a mano algunos de los más efectivos trucos para bajar la fiebre, cuando necesites poner en práctica esas “alternativas” de las que hablamos, en el presente post te los ofrecemos.

Trucos para bajar la fiebre a tu bebé

Truco 1

La fiebre no te tapa. Si notas que a tu niño le sube la temperatura, aunque te pida colarse debajo del cobertor evita que lo haga. Tampoco lo abrigues mucho porque esto impedirá que la fiebre le baje.

Truco 2

Dale baños de agua tibia mójale la frente. Deja que juegue un ratico dentro de la bañera para que se refresque. Verás cómo esto le baja inmediatamente la temperatura.

Truco 3

Ponle compresas de agua al tiempo. No fría de la nevera. Aplícaselas sobre la frente y la nuca durante algunos segundos y sustituye las compresas por otras frescas de forma continua.

Truco 4

Aumenta la cantidad de líquidos. Sobre todo, agua y jugos naturales de melón, naranja, mandarina, piña… evita que sea leche si tu hijo, además de fiebre, tiene tos.

Truco 5

Fiebre en bebé

Agrégale al agua una pastilla de alcanfor y empapa las compresas en ella. Sustitúyelas de tiempo en tiempo para que refresquen a tu niño.

Truco 6

Pon a tu hijo a hacer ejercicios. No nos referimos a gimnasia: abdominales, planchas ni nada de eso. Hablamos de que cuando tenga fiebre puedes buscar una pelota y ponerse a jugar juntos corriendo para aquí y para allá; o poner música y bailar y saltar al compás de la misma.

Verás como la actividad va a hacerlo sudar y enseguida le bajará la fiebre.

Truco 7

Hazte de una hoja de aloe vera y pélala para que le quede fuera la masa blanca y viscosa. Aplícala sobre la frente de tu hijo y déjala allí por algún tiempo. Pasados unos minutos retírala y ráspale el exterior ya seco por la fiebre, para que este vuelva a estar húmedo y listo para refrescar la frente de tu pequeño.

Truco 8

Combina cinco partes de agua con una parte de vinagre de manzana y aplícala como compresa sobre la frente y la nuca de tu hijo. Refresca los paños a medida que se pongan calientes.

Truco 9

Corta una cebolla en rebanadas y coloca las mismas en las plantas de los pies de tu hijo, dentro de las medias. Cámbialas pasada media hora por otras más frescas.

Si a tu hijo le disgusta el olor de la cebolla puedes usar rodajas de papas. También son efectivas.

Truco 10

Dale a tu hijo una infusión de tomillo y manzanilla. Pon a hervir un recipiente con agua y añádele estas plantas medicinales ya sean pulverizadas como en ramas.

Deja que el cocimiento hierva durante algunos segundos. Después retíralo del fuego, permite que se refresque y cuando se lo vayas a dar al niño (media taza) añádele una cucharada de miel de abejas y 10 gotas de limón.

Te puede gustar