Trajes de baño para niños

19 julio, 2018
Un traje de baño equivocado puede arruinar un lindo día de verano. Por el contrario, una elección inteligente y a la moda es la combinación perfecta para vacacionar; te damos algunos tips para saber qué escoger.

Los bañadores o trajes de baño para niños son el atuendo de vestir que no puede faltar en el armario de tu hijo en el verano. Te mostramos algunas ideas geniales para quedarte con el que más le convenga.

Las madres llevan a sus pequeños a vacacionar a la playa, al río o a la piscina. Estos suelen ser los lugares más populares cuando tenemos tiempo libre y el sol brilla resplandeciente.

Hay quienes incurren en el error de escoger cualquier prenda de vestir a la hora de salir de vacaciones o pasar un día al aire libre. En ocasiones, las mamás dejan de lado la comodidad del pequeño y anteponen lo estético, lo que es un gran error.

Consejos para seleccionar el traje de baño ideal para tu hijo

Involucra a tu hijo en la selección

Si el niño tiene edad suficiente, lo mejor es que siempre lo involucres en la compra para que disfrute al máximo de su atuendo. A los niños se les debe dar la oportunidad de escoger tanto el color, como el diseño y modelo; este también sería un rato divertido previo a las actividades acuáticas.

Claro está, su opinión será de mucha importancia, pero tú como madre eres quien sabe cuál es la mejor opción para él. Debe ser una decisión consensuada.

Recordar la funcionalidad del traje de baño

Por lo general, los vestidos de baño para los pequeños cumplen una función higiénica o de protección, ya que cubren sus genitales; desde chicos, se les debe inculcar el hábito de no mostrar sus partes íntimas en público.

Sin embargo, antes que nada, debes considerar la comodidad de tu pequeño, ya que para él será muy poco divertido lucir un modelo muy coqueto pero que no le permita desenvolverse como desea. Por este motivo, es importante que tengas en mente algunas consideraciones a la hora de la compra:

  • La talla debe ser acorde al tamaño del niño; ni una más, ni una menos. Una talla más grande provocaría molestias; en cambio, si es muy ajustada, podría causar irritación en la piel del niño.
  • En cuanto al material de confección de los trajes de baño para niños, lo primordial es que sea ligero, para que pueda secarse rápidamente. Los ideales son los de microfibra y elastano, ya que son muy livianos y el secado tiende a ser más rápido.
Los trajes de baño para niños deben ser una elección consensuada entre ellos y su madre.

  • Evalúa que el bañador esté hecho con materiales de excelente calidad, apto para pieles delicadas y que resulten cómodos.
  • Los que están elaborados con material grueso suelen mantener la humedad por más tiempo, lo que aumenta el riesgo de que se acumulen hongos en su tejido. Esto es muy perjudicial para el niño cuando lo vuelve a utilizar.

Conoce las ventajas de cada modelo

En el caso de los niños, los modelos en su mayoría son de una sola pieza. Estos cubren las ingles y parte de las piernas y dejan la espalda y el pecho descubiertas. Estos atuendos varían dependiendo de la edad de cada pequeño; los hay tipo calzones o bermudas y también están los que constan de dos piezas.

Los trajes de baño para niños de dos piezas cumplen funciones relacionadas con la salud de la piel. Por eso, utilizan como parte superior del traje una franela manga larga que cubre los brazos por completo. Este modelo se utiliza sobre todo en infantes de entre 1 y 5 años de edad.

“En ocasiones, las mamás dejan de lado la comodidad del pequeño y anteponen lo estético, lo que es un gran error”

En ocasiones, suele ser algo incómodo el uso de este modelo, ya que es un poco más caluroso. Además, en el caso de utilizarlo en la playa, la arena suele incrustarse en el tejido de esta prenda.

Sin embargo, aunque provoque algunas molestias, su uso es beneficioso cuando queremos proteger la delicada piel de nuestros hijos, ya que los cubre ante los inclementes rayos del sol.

Existe otro tipo de trajes de baños para niños de una sola pieza que cubren las piernas completamente. Estos son muy utilizados cuando se practica natación por competición, ya que son hidrodinámicos.

Los trajes de baño para niños deben ser ligeros y de secado rápido.

Lo que debes saber sobre los trajes de baño para niños

Sigue estos sencillos consejos acerca de la elección, el uso y el mantenimiento de este atuendo que tu hijo de seguro utilizará más de una vez en las vacaciones de verano:

  • Es imprescindible no guardar los trajes de baño mojados, ya que albergan moho y otros organismos nocivos para la salud del pequeño. Al llegar a casa, se deben extender para eliminar toda la humedad posible, retirar la arena —si se utilizó en la playa— y, por último, lavar con detergente suave.
  • Es mejor llevar más de un traje de baño si las vacaciones son de más de dos días; esto dará tiempo de que, mientras se tiene uno en uso, el otro se esté secando.
  • Elige trajes de baño multicolores y brillantes; estos resisten mejor la incidencia de los rayos solares y el yodo que contiene el agua de mar. Si el caso es en la piscina y esta contiene cloro, es mejor colores oscuros, que resisten mejor la abrasividad de este químico.

Al fin y al cabo, lo importante es que los niños se sientan cómodos a la hora de disfrutar de la temporada. Qué mejor manera que utilizando los trajes de baño para niños que más les agraden. Además, no olvides el protector solar, los sombreros y las gafas oscuras para disfrutar del delicioso verano con tus pequeños.

Te puede gustar