Haz que sumar y restar sea fácil para tu hijo

A través de juegos divertidos, ayuda a tu niño a comprender que las matemáticas están en todas partes.
Haz que sumar y restar sea fácil para tu hijo
Samanta Ruiz

Escrito y verificado por la profesora Samanta Ruiz.

Última actualización: 06 junio, 2022

Aprender las operaciones matemáticas básicas es un desafío para los niños. Por eso, ¡haz que sumar y restar sea fácil para tu hijo! Esto lo ayudará a avanzar con confianza en este nuevo reto.

Según lo expresado por la profesora de la Universidad de Stanford Deborah Stipek, en una nota publicada en BBCNews, las matemáticas se pueden enseñar desde edades muy tempranas. Y además, son nociones muy importantes para desarrollar otras habilidades.

“Una de las cosas que las matemáticas aportan es que enseñan a pensar con lógica y deducción. Las matemáticas nos ayudan a desarrollar más capacidades cognitivas de las que son obvias”.

¡Comencemos con las matemáticas en casa!

Las matemáticas en el desarrollo intelectual del niño

Aunque no nos demos cuenta, los niños pueden aprender matemáticas desde muy pequeños. Ya sea cuando cuentan sus pasos o cuando los incentivamos con la típica charla “¿cuántos ojos tienes?”.

A partir de los 2 o 3 años, los infantes comienzan a comprender conceptos básicos relacionados con las cantidades (mucho o poco) y a partir de los 4 a 5 años, ya pueden hacer sumas y restas con ayuda.

Sin embargo, para realizar las operaciones matemáticas es necesario cierto nivel de abstracción y del desarrollo del cálculo mental. En general, esto ocurre recién a los 6 años.

Teniendo en cuenta estos conceptos, adapta las siguientes actividades a la etapa del desarrollo de tu hijo y no te saltees ninguna de ellas.

Niño con muchos números a su alrededor.
El aprendizaje de las matemáticas inicia en etapas tempranas de la vida y acompaña a tu hijo en cientos de actividades de la vida cotidiana.

Sumar y restar: ¿cómo hacerlo fácil para tu hijo?

Los juegos son un recurso muy efectivo a la hora de enseñar y, en este caso, les hará a los niños mucho más sencillo el proceso de aprendizaje de las matemáticas. La idea es que todo fluya con naturalidad y que sea entretenido, no una carrera contra el tiempo. ¡Apunta!

Un juego clásico: contar, sumar y restar con los dedos

¿Quién no ha aprendido a usar los dedos para hacer cálculos sencillos? Enséñale a los niños a contar con sus dedos y luego, a restar (bajar los dedos) o sumar (subir los dedos).

Prueba con cuentas sencillas, como por ejemplo, “tengo 10 dedos, pero bajo 3. ¿Cuántos quedan?”.

Sumar hasta que sean todos iguales

Un ejercicio sencillo para enseñarles la adición a los niños es dibujar en una cartulina cuatro recipientes iguales. Luego, en el primero debes agregar una figura conocida, que puede ser una fruta o un animalito, en el segundo dos, en el tercero tres, y en el último 4. ¿Cuántos elementos deben sumar para que todos los recipientes tengan la misma cantidad?

Aprender a restar con conjuntos

Dibuja dos conjuntos con distintas cantidades de elementos. Por ejemplo, en el conjunto A coloca tres flores y en el B, cinco flores. La pregunta que les harás a los niños es la siguiente: ¿cuántas flores hay que quitar de B para que quede igual que A?

Sumar y restar con una huevera

Este ejercicio es fantástico, ya que los niños, además de sumar y restar, aprenden a desarrollar su capacidad de reversibilidad (hacer la cuenta al derecho y al revés).

Coloca en los espacios de la huevera diferentes cantidades de botones de colores del 1 al 12. Luego, comienza a moverlos y pídeles a los niños que te digan cuántos quedan en cada espacio, si sacas o si agregas.

El ábaco: tan antiguo como efectivo

Este elemento es un recurso didáctico clásico muy utilizado para enseñar a restar y sumar. Enséñale a los niños a correr las cuentas a derecha e izquierda y pregúntales cuántas les quedan.

Aplicaciones: aprender a sumar y restar con la tecnología

Sabemos que a los niños les fascinan las pantallas y por eso, es interesante tener a mano algunas apps para enseñarles a sumar y restar:

  • Sumas y restas: está disponible en Play Store y cuenta con más de 5 millones de descargas. Es una app con un diseño colorido e intuitivo, muy simple de usar.
  • Matemáticas con Grin: una aventura submarina, con más de 1000 ejercicios de matemáticas, desde sencillas sumas y restas hasta cálculos más complejos. Disponible para dispositivos Android e iOS.
  • Suma y resta, juegos de matemáticas: presenta diferentes niveles de dificultad que se adaptan al desarrollo y los avances del niño. La puedes descargar desde la tienda de aplicaciones Play Store.
  • Mathbit. Repasa y estudia matemáticas (sumas, restas, multiplicaciones, divisiones y fracciones) como en el colegio: una app de la Editorial Vicens Vives, que está disponible para móviles iPhone e iPad. Recomendada para niños mayores de 4 años.
Niño aprendiendo matemáticas tempranas con un ábaco.
El ábaco es un método antiguo, que todavía sigue vigente para enseñar a los niños a contar, a sumar y a restar. No por nada es uno de los elementos más utilizados por los padres y maestros.

Haz que sumar y restar sea fácil para tu hijo y es probable que te ahorres muchas rabietas

¿Sabes que existe la ansiedad matemática? La mayoría de los niños que se enfrentan a los ejercicios matemáticos, aunque sean tan simples como una suma o una resta, tienen el preconcepto de que es algo “complicado” e “inútil”. Esto sucede porque es bastante normal que en casa los adultos nos refiramos de ese modo a dicha asignatura.

Sumado a eso, la forma de enseñanza de las matemáticas, donde las respuestas se limitan a correcto o equivocado, hacen que los niños sufran un nivel de ansiedad que no les permite avanzar. Esta situación termina con frecuencia en rabietas y berrinches.

Los juegos y actividades propuestas distienden el ambiente y abordan el problema matemático desde una perspectiva más sencilla. Así, se valora el proceso de aprendizaje y se considera la posibilidad de obtener diferentes respuestas o encontrar distintos caminos para resolver las operaciones.

Verás que si pones en práctica estos ejercicios, conseguirás ayudar a tu hijo a aprender a sumar y a restar fácilmente. Además, ambos disfrutan del proceso y de su resultado y verás los que los nuevos conocimientos se podrán aprovechar en cientos de actividades.

Te podría interesar...
Cómo motivar a los niños a aprender matemáticas
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Cómo motivar a los niños a aprender matemáticas

Existen muchos trucos para motivar a los niños a aprender matemáticas. Se trata de que el pequeño sienta atracción por aprender. ¿Cómo hacerlo?