Síntomas y causas de parto prematuro

Algunas patologías o hábitos de vida pueden desencadenar el parto antes de tiempo. Sus consecuencias pueden ser fatales si se produce muy pronto.
Síntomas y causas de parto prematuro
Diego Pereira

Escrito y verificado por el médico Diego Pereira el 23 Marzo, 2021.

Última actualización: 23 Marzo, 2021

¿Conoces cuáles son los síntomas y las causas de un parto prematuro? Solemos escuchar este término en repetidas ocasiones en los medios de comunicación o en cualquier conversación con los amigos, pero en pocas ocasiones se habla acerca de las implicaciones que esto conlleva.

Si te interesa saber un poco más acerca de este interesante tema, hemos preparado las siguientes líneas con respuestas a algunas de las dudas más importantes de nuestros lectores. Aquí encontrarás las causas, síntomas y consecuencias de un parto prematuro. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es un parto prematuro?

El parto prematuro puede significar un problema de salud.
Estos bebés requieren atención inmediata luego del nacimiento.

Como su nombre indica, un parto prematuro es aquel que se produce antes del tiempo adecuado para que el bebé se desarrolle de forma adecuada. Esto es antes de las 37 semanas de gestación, cuya estimación suele confirmarse gracias a los ecosonogramas obstétricos y la fecha de la última regla.

Mientras menor sea la edad gestacional, mayores son las probabilidades de que se produzcan complicaciones después del nacimiento. Te las comentaremos un poco más adelante, pero muchas de ellas se relacionan con la incapacidad del bebé de adaptarse a las condiciones ambientales (por ejemplo, la necesidad de respirar).

Descubre más: Semana 37 del embarazo

¿Cuáles son las causas de parto prematuro?

Si bien en una importante proporción de los casos no es posible identificar la causa de un parto prematuro, por lo general, suelen existir factores desencadenantes o por lo menos un factor de riesgo que permita explicar el evento.

Las gestaciones múltiples se asocian en mayor medida con los partos prematuros, al igual que enfermedades crónicas en la madre, como la hipertensión arterial y la diabetes gestacional. También existen malformaciones uterinas que pueden dificultar el correcto crecimiento del bebé.

El consumo de sustancias prohibidas en el embarazo puede adelantar la fecha del parto. Estas son el alcohol, las drogas ilícitas y el tabaco, en especial si se ha producido de manera repetitiva durante el periodo de gestación.

¿Cuáles son sus consecuencias?

En la mayoría de los casos, los bebés pretérminos suelen requerir hospitalización en una unidad de cuidados intensivos neonatal. Si bien en algunas ocasiones la estancia es corta (para aquellos bebés que nacen alrededor de la semana 36 y no tienen problemas de salud), en otros casos la vida del bebé puede estar comprometida.

La dificultad para respirar es una de las complicaciones más comunes, y esto puede provocar deterioro en todos los órganos, ya que la cantidad de oxígeno que requieren estos tejidos no es la suficiente. Es por esto que, si existe una amenaza de parto pretérmino, los médicos suelen indicar esteroides para favorecer la maduración pulmonar en casos de emergencia.

Las hemorragias cerebrales, las dificultades para que el sistema cardiovascular actúe de forma adecuada y una mayor tendencia a las infecciones son algunas de las complicaciones que pueden producirse en los días o semanas posteriores al nacimiento de un bebé prematuro.

¿Cómo identificar un trabajo de parto prematuro?

El parto prematuro puede suceder en cualquier momento.
Las contracciones son las señales inequívocas de que existe una amenaza de parto pretérmino.

Los signos y síntomas de un parto prematuro son muy parecidos a los que aparecen en las madres con más de 37 semanas de gestación. Los más importantes son los siguientes:

  • Contracciones uterinas prolongadas, dolorosas y regulares, que pueden estar acompañadas de dolor lumbar.
  • Expulsión de una sustancia verdosa o amarillenta, de consistencia babosa y acompañada de hilos de sangre de color brillante, es decir, el tapón mucoso.
  • Liberación de una sustancia transparente o muy clara, con un olor peculiar, que se corresponde con el líquido amniótico. En este caso, puede tratarse de una emergencia adicional.

Si presentas estos síntomas en cualquier momento del embarazo, es muy probable que estés en trabajo de parto o que pueda empezar pronto. Busca tus cosas y ve de inmediato al centro de salud u hospital en el que te corresponda tener a tu bebé. En caso de que sea antes de las 37 semanas, es muy importante que exista una unidad de cuidados intensivos para recién nacidos.

¿Qué hacer en caso de una amenaza de parto pretérmino?

Como comentamos en la sección anterior, la conducta más importante es acudir al médico. No en todos los casos el nacimiento se llevará a cabo, ya que depende de tus características particulares y de si se instauró algún tratamiento. Los médicos valorarán los riesgos y beneficios de cualquier conducta que vayan a seguir.

Los partos pretérminos deben evitarse

Seguramente te preguntarás cómo evitar uno de estos eventos indeseados, y no existe una respuesta absoluta para ello. Lo más importante es acudir de forma regular a tus controles prenatales, ya que es en este momento en el que el médico identificará los factores de riesgo que puedan favorecer un parto pretérmino.

Más allá de eso, mantener un estilo de vida saludable, consumir los medicamentos que te hayan indicado por cualquier patología previa y evitar los factores estresantes son algunas recomendaciones básicas que puedes seguir en esta etapa.

Te podría interesar...
¿Cómo actuar ante un parto extrahospitalario?
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
¿Cómo actuar ante un parto extrahospitalario?

El parto extrahospitalario es un tema de actualidad. Aprende más sobre él y los requisitos para poder llevarlo a cabo en este artículo.



  • Quirós G, et al. Amenaza de Parto Pretérmino. Rev Cl Med UCR 2016;(1)1:75-80.

Graduado en Medicina en la Universidad Central de Venezuela (2020). Ha participado en proyectos de atención médica humanitaria en comunidades rurales desatendidas con distintas ONG locales, y tiene experiencia en proyectos de investigación básica y clínica relacionados con la leishmaniasis, malaria y antropometría infantil. Fue miembro titular de la Sociedad Científica de Estudiantes de Medicina de su casa de estudios (2017-2020) y coordinador del comité científico en la quinta edición del Campamento Universitario Multidisciplinario de Investigación y Servicio (2018). Obtuvo un grado académico con honores (mención investigación) y mención honorífica cum laude por rendimiento académico. Actualmente se desempeña como médico interno y creador de contenido web relacionado al área de la salud.