¿Se pueden hacer abdominales estando embarazada?

Mervis Romero · 13 abril, 2018
Son muchas las inquietudes de las mujeres cuando van a tener un hijo, especialmente si es el primer parto. Algunas de las dudas están relacionadas con la realización de ejercicio durante el embarazo. Te contamos todo a continuación. 

Hacer abdominales estando embarazada es recomendable para algunas mujeres. Descubre cuáles son los más indicados, en qué etapa del embarazo es apropiado hacerlos y cuáles son los beneficios.

¿Puedo hacer abdominales estando embarazada?

, en algunos casos el médico lo autoriza después de una evaluación previa. Si tu diagnóstico es afirmativo y estás decidida a hacer abdominales estando embarazada, te ayudarán las siguientes recomendaciones.

¿Cómo prepararte para realizar abdominales?

Antes de comenzar con los ejercicios, es indispensable prepararte y que tengas preparada la ropa adecuada para que te sientas cómoda. Además, es bueno que tengas presente que debes ingerir suficiente agua para evitar deshidratarte.

Eso sí, si sientes malestar o estás enferma, suspende la rutina de abdominales hasta que mejores y acude al médico. Lo mismo en caso de que tengas temperaturas elevadas.

Por otro lado, si no estás acostumbrada a ejercitarte, lo mejor es que vayas poco a poco con la rutina. Al hacer abdominales estando embarazada debes usar la técnica adecuada para lograr mayores beneficios.

El método hipopresivo para recuperar la figura.

3 abdominales indicados durante el embarazo

Durante la gestación, los músculos abdominales se distienden, es por eso que realizar los ejercicios adecuados te ayudará a fortalecerlos y a lograr una rápida recuperación postparto.

Ejercicios para realizar sentada

Coloca las manos en el abdomen y apoya la espalda sobre una pared manteniéndola recta. Toma aire a la vez que hinchas la tripa y métela al espirar, como si quisieras pegar el bebé a la  columna.

Con la espalda recta sin mover el cuello ni los hombros introduce la tripa suavemente como si quisieras ocultar el embarazo. Mantenla así, inhala aire y eleva los hombros mientras el pecho se hincha. Repite la secuencia completa.

Ejercicios de lado

Acuéstate sobre el lado derecho, dobla ligeramente la pierna y extiende el brazo derecho. Coloca el brazo izquierdo detrás de la cabeza y levanta la pierna izquierda todo lo que puedas. Cambia al lado contrario y haz varias repeticiones.

Ejercicios de rodillas

Este es uno de los más habituales. Debes colocarte a cuatro patas con la espalda recta y la cabeza en línea con la columna. Seguidamente, arquea la espalda poco a poco y relájate mientras controlas la respiración.

Etapas del embarazo para hacer abdominales

Durante el primer trimestre de gestación puedes realizar abdominales cómodamente. Pero a partir del segundo trimestre deberás hacerlos con menos intensidad, puesto que encontrarás dificultades por el crecimiento de la cintura.

Ya en el tercer trimestre deberás suspender los abdominales y realizar ejercicios de bajo impacto bajo estricta supervisión médica.

Beneficios de ejercitar los músculos abdominales

Fortalecer los músculos del abdomen durante el embarazo es una excelente decisión; sin duda alguna, te sentirás con más energía y vitalidad.

Además, te ayudarán a controlar la ansiedad y el estrés que produce la incertidumbre de cómo saldrá todo lo relacionado con el nacimiento del bebé. Trabajando el abdomen, ayudas a compensar el aumento de la curva lumbar causada por el peso.

Asimismo, reduces los calambres en las piernas y tonificas los músculos de la espalda, fortaleciendo tu postura y el movimiento de las articulaciones. Por otro lado, te permitirán conciliar el sueño con facilidad.

Son varias las pruebas que deberás realizarte a lo largo del embarazo.

Los estudios han comprobado que con los ejercicios durante el embarazo se acorta el proceso de labor de parto y se reduce el riesgo de padecer enfermedades relacionadas con el peso, como por ejemplo diabetes gestacional.

Otro beneficio es que ayudan a controlar el movimiento intestinal, dado que durante el embarazo es frecuente el estreñimiento. Además, favorece la respiración durante el parto.

Riesgos y precauciones que debes tomar al realizar abdominales durante la gestación

Es muy importante tener en cuenta que las mujeres embarazadas no deben realizar los ejercicios abdominales que se practican comúnmente.

Una razón es que al colocarte boca arriba generas presión en el cordón umbilical impidiendo el suministro de oxígeno al bebé.

Esto también afecta a tu salud, puesto que al estar tumbada boca arriba se provoca la disminución de la presión sanguínea, lo que puede generar malestar, desmayos y mareos. Además, se reduce la cantidad de oxigeno que le llega al bebé, viéndose este afectado considerablemente.

Para evitar todo esto, mantén a tu médico informado de tu rutina de ejercicios y de si hay algún cambio importante en los mismos. También, si presentas dolor abdominal, sangrado vaginal u otro malestar deberás acudir de inmediato.

Si tienes la aprobación de tu especialista, sigue adelante; siguiendo las recomendaciones adecuadas verás los múltiples beneficios que te reportan.