Las mejores formas que una madre tiene para relajarse

Ahora que ya eres madre es posible que empieces a notar que tener tiempo para ti es algo que ha pasado a ser totalmente secundario. Ahora lo que es prioritario es el cuidado de tu bebé y de tus hijos, y es que parece que entre hacer comidas, hacer la colada, preparar comidas, pensar en la reincorporación al trabajo… parece que eso de tener tiempo para una misma no es posible.

Pero nada más lejos de la realidad, como madre necesitarás al menos unos minutos para ti misma y para que puedas relajarte sin pensar en nada más que en ti misma.  Así que además de tener una lista de lo que tienes que hacer para tenerlo todo controlado, deberás tener un apartado para que puedas ver lo que también tienes que hacer… pero para relajarte. Si no sabes cómo hacerlo, te aconsejo que sigas leyendo porque hoy quiero mostrarte algunas ideas para que aprendas a relajarte y que de este modo puedas mantenerte sana y libre de estrés siempre.

Sal a pasear

Es buena idea relajarse y salir a pasear aunque sean tan sólo 10 minutos al día. Si en casa tenéis un perro tienes la excusa perfecta para salir varias veces a pasear… saca al perro y disfruta del paseo. Tu perro estará emocionado de salir contigo a disfrutar del aire libre y de la naturaleza y tú te sentirás como nueva.

Masaje de pies

Los masajes de pies son reconfortantes y te podrán ayudar a sentirte mejor. Un buen masaje de pies desestresa y te hará recargar las pilas… así que si no tienes tiempo para ir a un centro especializado en masajes, dile a tu pareja que quieres un masaje de pies y disfrutar del tiempo que te lo esté haciendo.

woman-593141_640

Cuida tu aspecto

Otra forma de relajarte y de disfrutar de ti misma es encontrando tiempo para que puedas cuidarte y trabajar en ti la belleza que te gusta. Si te gusta hacerte (o que te hagan) la manicura y la pedicura, no dudes en acudir a un centro especializado o en hacértelo en casa. Quizá prefieres dedicarte unos minutos al día para poder peinarte y maquillarte y verte bien antes de salir de casa, ¿quién te lo impide? Ahora puedes hacerlo, solo tienes que buscar unos minutos en la mañana.

Crea un álbum de recuerdos

Crear un álbum de recuerdos es una manera de inmortalizar la vida que estás construyendo en familia, de poder sonreír al volver a revivir los bonitos recuerdos de tus hijos creciendo o de momentos especiales con tu pareja. Si escoges un buen libro para poder poner tus fotografías preferidas y escribir algunas palabras, después te gustará volverlo a leer o lo mejor, enseñárselo a tus hijos.

Vida sexual activa

Tener una buena vida sexual con tu pareja te hará sentirte bien y disfrutar de una buena relajación posterior. Además, en una relación de pareja es necesario revivir la chispa del amor y de la pasión aunque la maternidad y la paternidad estén presentes. Una pareja necesita poder estar conectada íntimamente, de esta manera te sentirás mejor y además, podrás relajarte después de haber practicado sexo con tu pareja.

bubbles-1038648_640

Juega y diviértete

Una forma de relajar tu mente es jugando, así de simple. Puedes jugar con amigos, con tu pareja o con tus hijos. Pero jugar te hará conectar con la niña que tienes dentro de ti y disfrutarás del momento y de todo lo que la vida y los buenos ratos tienen que ofrecerte.

Puedes invitar a tus amigos a casa para jugar un partido de juegos de mesa mientras los niños duermen, o quizá quieras jugar una partida de ajedrez con tu pareja o una partida de cartas… ¿y por qué no dejas que la niña que hay dentro de ti juegue con tus hijos al escondite? Lo pasarás en grande.

Y es que a veces, relajarse va mucho más allá que tumbarse en la cama o en el sofá a ver la televisión. Relajarse tiene que ver con disfrutar de lo que haces, en el momento que lo haces. ¿Sabes una buena manera de relajarte cada día? Abraza a tus hijos, abraza a tu cónyuge… diles que los quieres y agradece la vida que llevas junto a ellos.

Categorías: Salud Etiquetas:
Te puede gustar