La paga semanal, ventajas y desventajas

Si tu hijo te ha empezado a pedir la paga semanal y no sabes qué hacer, presta atención a las ventajas y desventajas que esta ofrece. En base a ellas, podrás tomar una decisión bien fundamentada.

Entre los valores que debemos inculcar a nuestros hijos, después del amor el más importante es la responsabilidad. Una de las maneras de hacerlo es enseñándoles a manejar dinero por medio de una paga semanal; bien sea para recompensarles por una la labor que hayan hecho o para incentivarlos a ahorrar.

Sin embargo, es un tema delicado, ya que esto puede dar resultados a favor o en contra de sus actitudes en el futuro. Se ha de tener en cuenta también la situación económica del núcleo familiar.

¿A qué edad es conveniente dar paga a nuestros hijos?

Normalmente, los niños comienzan a manejar las operaciones matemáticas sencillas, como la suma y la resta, entre los cinco y siete años. Por ende, también comienzan a tener contacto con el dinero, conociendo su valor y denominación.

De esta forma, ya aprenden a manejar la información del costo de pequeñas cosas y cómo se pueden adquirir. Así, pueden empezar a comprar por su cuenta algunos caramelos o golosinas y aprender a sacar los cálculos de las compra sin necesidad de ayuda.

Enséñales a distribuir la paga

Debemos brindar libertad a nuestros pequeños. No obstante, mientras menos edad tienen, más importante es tener el control del destino de su paga. A quienes ya tenemos hijos y hemos comenzado a darle su paga semanal, nos ha pasado que el mismo día en que se les da, la gastan por completo en dulces.

Ese es el momento indicado para empezar a crear en ellos el sentido del ahorro y de indicarles cómo distribuir el dinero que reciben cada cierto tiempo. Por ejemplo, en el caso de que les guste algún juguete, podríamos darles herramientas para que puedan comprar sus dulces y ahorrar para obtener ese juguete que tanto les gusta.

Es muy importante acompañarlos y hacerles un seguimiento de como manejan esta situación; hay que orientarlos para que no cometan errores.

Se debe evaluar la madurez de los jóvenes para administrar su paga semanal.

Ventajas de la paga semanal

1.- Aprenden a ahorrar

Una primera e importante ventaja de la paga semanal es que, por medio de este incentivo, lOs enseñaremos a ahorrar guardando una parte de la paga y reuniendo más dinero poco a poco. Saber guardar y ser previsor es algo que deben aprender; sobre todo si desean comprarse algún juguete o alguna otra cosa.

2.- Aprenden el valor de las cosas

Además, conocerán el sentido de la responsabilidad y aprenderán a valorar lo que tienen. Sabrán que, mediante el trabajo, pueden obtener un beneficio económico.

A la larga, serán responsables cuando sean adultos con los empleos u otras actividades que vayan en pro de su economía. Asimismo, pondrán en práctica la lógica junto con el cálculo mental al pensar cuánto dinero necesitan para adquirir eso que les gusta.

3.- Sirve de incentivo para colaborar en casa

La paga semanal o mensual se convertirá en un incentivo para que hagan tareas en el hogar. Recordemos que debemos asignar estas tareas según su edad.

Al obtener dinero de parte nuestra, también podrán aprender cómo ser emprendedores y multiplicar su paga. Esto podría ser una iniciativa propia o sugerida por los padres.

“Debemos brindar libertad a nuestros pequeños. No obstante, mientras menos edad tienen, más importante es tener el control del destino de su paga”

Desventajas de la paga

1.- Puede despertar un sentimiento de avaricia

En el otro extremo, aquí los niños pueden comenzar a mostrar síntomas de avaricia; querrán que se les dé más cada vez. Podrían llegar a pensar que el sacar buenas calificaciones o colaborar con las tareas del hogar es solo por recibir una paga.

La paga semanal puede ser positiva o negativa para los niños.

2.- Sensación de que es dinero fácil

Ellos podrían sentir que este incentivo es dinero fácil y que estará siempre al alcance de su mano. Por lo tanto, pueden pensar que darles dinero es una obligación de los padres y, como se dijo anteriormente, todo esto depende de la condición económica de cada familia.

Por eso, es importante saber qué cantidad de dinero o paga semanal se les dará a nuestros hijos; la mejor forma de hacerlo es aumentando progresivamente según él vaya razonando y manejando ese ingreso. Nunca debemos poner en manos de nuestros hijos más dinero del que ellos puedan manejar.

Empezar a dar la paga semanal a nuestros hijos es un asunto de mucha importancia y no debemos tomar la decisión a la ligera. Por lo general, cada niño dará muestras de madurez y corresponderá a los padres determinar si tiene la capacidad de administrarla o no. Recordemos que la paga semanal es un arma de doble filo: debemos saber manejarla para hacer un bien a nuestros hijos.

Categorías: Responsabilidades y valores Etiquetas:
Te puede gustar