Frases tóxicas que utilizamos con nuestros niños pequeños

Estas son algunas frases típicas que suelen emplearse a la ligera, pero que generan profundas heridas en los más pequeños.
Frases tóxicas que utilizamos con nuestros niños pequeños
Marcela Alejandra Caffulli

Revisado y aprobado por la pediatra Marcela Alejandra Caffulli.

Última actualización: 13 abril, 2022

La forma en la que nos expresamos con los niños pequeños tiene una incidencia directa en su comportamiento y en su percepción. Muchas veces, en medio de una discusión, los padres suelen decir frases tóxicas sin pensarlas mucho, pero que en sus hijos generan heridas que causan ansiedad, rencor y falta de autoestima.

Así como hay frases inspiradoras que ayudan a cultivar valores y buenos sentimientos, también hay otras nocivas que solo provocan daño y dolor a su paso. Los adultos debemos comprender que debemos cuidar la manera de expresarnos con los pequeños, ya que aún no cuentan con la misma madurez para no dejarse afectar por las palabras.



10 frases tóxicas que utilizamos con nuestros niños pequeños

Ten cuidado con estas expresiones y frases tóxicas que se suelen decir a la ligera en medio de rabietas y berrinches. Puede que sean muy conocidas y que incluso te las hayan dicho a ti como madre. Sin embargo, representan una directa falta de respeto para los hijos y les dejan heridas que luego tendrán que sanar por su cuenta.

Evita utilizar calificativos negativos con tus hijos y estrategias de chantaje emocional para poner límites o redireccionar su conducta. No es saludable.

1. Eres muy tonto, necio o desordenado

Poner etiquetas nocivas a los niños hace que naturalmente terminen por creerlas. Puede que uses esta frase aparentemente inocente para recalcar alguna actitud negativa. No obstante, esto hace que se vaya consolidando esa idea en el subconsciente de tu hijo. Recuerda que etiquetar a los demás es limitar su libertad.

2. Deja de llorar, no es para tanto

¿Qué mensaje le damos a un niño cuando le decimos que no puede llorar? Expresar las emociones no está mal y debemos comprender la razón del comportamiento de los pequeños, porque al final del día, son seres que apenas están aprendiendo a controlar sus emociones. Reprimir lo que sienten los niños solo conlleva a adultos inseguros y con traumas.

3. ¿Por qué no puedes ser como tu hermano?

Las comparaciones nunca traen nada bueno, únicamente desconfianza, tristeza y desconsuelo. Las mamás y papás deben evitar hacer este tipo de comentarios, ya sea en el ámbito académico, deportivo o familiar.

Incidir de manera fría en las debilidades y no en las fortalezas de los niños hará que lastimen su autoestima.

4. Eres un niño y no puedes jugar con muñecas

Una de las frases tóxicas más negativas que los padres suelen acuñar son aquellas que hacen referencia a los estereotipos de género. Normalizar ideas machistas antiguas en donde algunos juegos o sentimientos solamente están permitidos si eres hombre o mujer, nada más le hacen daño al libre desarrollo infantil.

Bríndales a tus hijos la confianza para ser como son.

5. ¡Te lo ordeno porque así lo digo!

Más allá de educar en la obediencia, debemos inculcar el pensamiento crítico y la responsabilidad a los niños. Un mandato de autoridad no lleva a ningún sentimiento de ayuda cuando es impuesto a la fuerza.

Cada una de las personas de un hogar tiene sus deberes y más allá de la obediencia, se debe buscar la cooperación.

6. Ya no te quiero: una de las frases tóxicas más peligrosas

 ¿Eres consciente del chantaje emocional que hay detrás de esta expresión? Se trata de una de las frases tóxicas que más impacto puede tener en los niños, ya que juega con uno de sus bienes más preciados: el amor incondicional de sus padres.

Recuerda que los hijos se quieren por lo que son y no por lo que hacen.



7. Si no haces las tareas no puedes salir a jugar

Los castigos y amenazas no son una buena idea para lograr que tu hijo realice sus deberes y responsabilidades. Poder salir a jugar, ver televisión o hacer lo que los niños quieran, debe ser una respuesta natural a sus buenas actitudes y compromisos.

Así que procura inculcar a tu hijo el valor de la responsabilidad y la cooperación.

8. ¿Ya tienes novia/novio?

Una de las frases tóxicas más usadas por las personas mayores para intentar darles un trato “maduro” a los niños. Sin embargo, no es apropiada y genera en los pequeños muchas dudas que aún no están preparados para abordar.

Los niños no tienen por qué tener pareja, sencillamente porque eso no hace parte de la infancia. Evita sexualizar a los niños y deja que vivan cada una de sus etapas sin prisa.

9. Dale un beso o abrazo a…

No se debe obligar a los hijos a tener contacto físico afectuoso con personas desconocidas o incluso, con aquellas que hacen parte del entorno familiar. Los niños apenas están aprendiendo a comunicarse y a interactuar con nuevas personas y este tipo de comportamientos puede generar inconvenientes a futuro. Respeta las decisiones y las muestras de afecto de los pequeños.

beso saludo amor rechazo gesto nene nino nena nina
Evitemos obligar a los niños a demostrar afecto por nuestra intención de quedar bien frente al resto de los adultos del entorno. Los sentimientos y los gestos deben ser genuinos.

10. Pareces un tonto

¿Acaso eso le dirías a un adulto cuando está enojado? Tener respeto por los hijos es ser conscientes de la forma en la que nos referimos a ellos.

Frases tóxicas como: eres un tonto, lento, despistado o un inútil, pueden llegar a calar en el subconsciente de los niños y creer lo que se les dijo en un momento de rabia.

Evita utilizar estas frases tóxicas con los hijos

La manera en la que nos comunicamos con los más pequeños es primordial para su salud y su desarrollo emocional. Ser conscientes del lenguaje y del tono de voz que empleamos es pensar en su bienestar y en el ejemplo que les brindamos como padres. Así que, procura evitar estas típicas frases tóxicas que solo hacen daño y perjudican en lo profundo de su ser a los niños.

Te podría interesar...
Frases que no debes decir a un niño enfadado
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Frases que no debes decir a un niño enfadado

Un niño enfadado no debe escuchar estas frases. De lo contrario, hará una pataleta más fuerte y se sentirá desprotegido.