Enfermedad de Lyme: síntomas, causas y tratamiento

15 Junio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la médica Elisa Martin Cano
La enfermedad de Lyme es una enfermedad infecciosa transmitida por garrapatas. Te contamos todo lo que debes saber acerca de ella.

La enfermedad de Lyme es una patología infecciosa que se transmite por la picadura de una garrapata. Puede afectar a cualquier persona y es más común que lo haga en épocas de calor, como primavera o verano. Si no se trata, puede llegar a causar algunas complicaciones. Te contamos cuáles son sus síntomas, las causas y el tratamiento.

¿Qué es la enfermedad de Lyme?

La enfermedad de Lyme es una patología infecciosa, lo que quiere decir que está producida por microorganismos. En este caso, por las bacterias de la familia Borrelia. Hay diferentes bacterias dentro de esta familia. Las bacterias afectan a garrapatas y estas garrapatas infectadas son las que pueden picar y transmitir la enfermedad a las personas.

Al ser la garrapata el vector transmisor, las probabilidades de contraer esta enfermedad están muy relacionadas con la época del año y con las actividades que realicemos. Así, es más frecuente en primavera y verano. En estas estaciones hay más garrapatas y, además, con el calor, solemos usar ropa que deja más piel expuesta, por lo que es más fácil que alguna garrapata nos pique.

Garrapata en una hoja de hierba en el campo.

De igual manera, las más afectadas son aquellas personas que realizan muchas actividades en la naturaleza. Las garrapatas suelen estar en zonas húmedas, lugares con hierba alta o en algunos animales domésticos que no están correctamente protegidos, como los perros.

Te puede interesar: Cómo distinguir las infecciones bacterianas de las virales en los niños.

¿Cuáles son sus síntomas?

Cuando alguien sufre una picadura de garrapata no siempre va a desarrollar la enfermedad de Lyme. Como hemos dicho, es necesario que esta garrapata estuviera infectada previamente para poder transmitir la enfermedad. Si la garrapata ha transmitido la enfermedad, los síntomas pueden comenzar a aparecer desde unos días hasta un mes después de sufrir la picadura. Estos van a ser:

  • Eritema migratorio. No tiene por qué aparecer siempre, aunque es muy característico de la enfermedad. El eritema migratorio son unas manchas rojas que aparecen en la piel. Estas no pican ni duelen, y se van extendiendo lentamente aumentando la zona que afectan, pudiendo llegar a medir hasta 30 cm. En ocasiones, la mancha roja se aclara en el interior dando la imagen que se conoce como “ojo de buey”.
  • Fiebre y escalofríos.
  • Dolor de cabeza.
  • Dolor muscular y de las articulaciones. El más frecuente es en las rodillas, aunque puede afectar a cualquiera.
  • Cansancio.
  • Ganglios inflamados.

Quizá te interese: Uso de antibióticos en niños, ¿qué son y para qué se utilizan?

Complicaciones de la enfermedad de Lyme

Incluso cuando los primeros síntomas han desaparecido, esto no significa que la enfermedad realmente se haya curado. Puede ser que, a lo largo del tiempo, esta se disemine por el organismo, causando complicaciones incluso al cabo de los años. Algunas de estas complicaciones son:

  • Inflamación crónica de las articulaciones, es decir, artritis.
  • Puede ser que la enfermedad afecte al sistema nervioso, causando meningitis, dolores nerviosos o parálisis facial.
  • Arritmias cardíacas.
  • Deterioro de algunas funciones neurológicas, como la memoria.

¿Cuál es su tratamiento?

La primera medida a llevar a cabo, en caso de que la garrapata siga adherida a la piel, será extraerla de manera correcta. Cuantas más horas pase en contacto con el organismo, existe mayor probabilidad de transmisión de la enfermedad.

Eritema causado por la picadura de una garrapata, uno de los síntomas de la enfermedad de Lyme.

Tras esto y, ante la aparición de los síntomas, es importante acudir al médico. Incluso aunque los síntomas hayan desaparecido es importante acudir al especialista. Esto es porque, como ya hemos dicho, la enfermedad no tratada correctamente puede llegar a provocar complicaciones con el paso del tiempo.

Una vez que se confirme el diagnóstico, el tratamiento estará basado en antibióticos. Al ser una enfermedad producida por bacterias, estos fármacos son los encargados de eliminarlas del organismo de manera eficaz. Además de antibiótico, puede que sea necesario tomar algunos otros fármacos, como antiinflamatorios o analgésicos, para el control de los síntomas agudos.

En cuanto a la enfermedad de Lyme, debes saber…

Por lo general, cuando es diagnosticada y tratada a tiempo, es una enfermedad que cura sin tener grandes consecuencias para el organismo. Lo importante será acudir al especialista en caso de detectar cualquier síntoma para que sea este quien establezca el diagnóstico y el tratamiento más correcto.

Además, debemos tener en cuenta que, si vamos a realizar actividades en la naturaleza, tendremos que tomar una serie de precauciones. Algunas de estas pueden ser llevar ropa que cubra la piel, usar insecticidas o inspeccionar bien nuestra ropa y la piel al terminar la actividad. De esta manera, nos aseguraremos de que todo está bien.

  • Pérez Guirado A, Fernández Fernández RI, Arbesu Fernández E, Santos Rodríguez PM, Pérez Guirado A. Nota clínica Enfermedad de Lyme: a propósito de dos casos.
  • Herrera Lorenzo O, José Infante Ferrer I, Carlos Ramírez Reyes I, Hugo Lavastida Hernández III I. (2011). Enfermedad de Lyme: historia, microbiología, epizootiología y epidemiología Lyme disease: history, microbiology, epizootiology and epidemiology [Internet]. Vol. 50, Revista Cubana de Higiene y Epidemiología. 2011 [cited 2020 Jun 7]. Available from: http://scielo.sld.cu
  • Portillo A, Santibáñez S, Oteo JA. (2014). Enfermedad de Lyme. Enferm Infecc Microbiol Clin. 2014 Feb 1;32(SUPPL.1):37–42.