El cuidado y la higiene del pene de tu bebé

El pene de tu bebé necesita el cuidado y la higiene adecuados, algo que quizá no imaginas, sobre todo si eres madre primeriza. No es algo que deba asustarnos o que no se pueda resolver, pero resulta muy importante que atendamos oportunamente a esto para evitar problemas mayores.


El cuidado de la piel del bebé es muy importante, por lo tanto se debe tener especial metodología sobre todo en el caso de los genitales. En el caso de los varones, existen reglas básicas de cuidado e higiene, que seguramente los papás conocerán mejor, pero que tal vez la mamá ni se imagina.

Aunque siempre habrá un pediatra que pueda instruirnos en estos menesteres, es muy valioso que como madres tengamos algunas destrezas imperantes en el cuidado de nuestros bebés. En todo caso, también es posible que tengamos que resolver ciertas dudas a los propios padres.

Este procedimiento debe ser rutinario, por lo que todas las madres en cierto momento alcanzan la practica suficiente. Lo principal es estar enterados de lo que se debe y no se debe hacer, además es recomendable no tener miedo y estar en constante comunicación con el pediatra.

Lo que debes saber sobre el cuidado del pene de tu bebé

5ee6cc789230bec3aff714e5a6894bca

  • Tanto los niños como las niñas necesitan una higiene especial en los genitales, pues es un área que está escondida y permanece mucho tiempo dentro del pañal. Además debido a la presencia de orina y heces en el lugar, existe la propensión a las infecciones.
  • Al nacer la mayoría de los bebés varones tiene lo que se denomina fimosis, una condición que hace que el glande se mantenga cubierto por una capa de piel, que a diferencia de un niño más grande o un hombre, no se puede desplazar, si no que está pegada. Esto es normal hasta cierto punto, pero puede causar que por la estrechez del orificio disponible para orinar, se depositen secreciones que pueden causar infección.
  • Es recomendable limpiar el pene del bebé con mucho cuidado, sin forzar el desplazamiento de la piel, porque esto se va producir de manera natural. Algunos especialistas recomiendan el uso de cremas corticoides, lo que permite que la piel ablande y se resuelva la fimosis.
  • Si tu hijo es uno de los pocos que nacen sin este problema, para mantener la higiene es recomendable lavar con agua y jabón la parte del glande, sin frotar ni secar directamente. A la hora de cambiar el pañal solo hace falta limpiar cuidadosamente con una toalla, desplazando la piel con cuidado; pero la higiene completa es mejor para el momento del baño.
  • No te preocupes si después del año aún hay fimosis, pero es muy conveniente estar atento a las secreciones que poco a poco van separando la piel desde adentro. Cuando esto se produce, puede acumularse en el prepucio una bolsa de secreciones que aunque es normal puede causar infección. Esta señal es positiva, pues indica que se está resolviendo el problema naturalmente; en un par de semanas con el uso de cremas antibióticas estará solucionado.
  • Algunos padres se han acostumbrado a la antigua usanza de separar la piel de un tirón; esto puede ser muy doloroso, causar heridas que pueden complicarse y además es innecesario. Otras veces se indica la circunsición para tratar problemas mayores, años atras también se ejecutaba esta práctica para evitar enfermedades y otras condiciones.
  • Al cambiar el pañal, es preciso que se limpie con cuidado el pene, los testículos y el ano, cuidando de que ningún pliegue se quede sin limpiar. Un consejo adicional para las madres primerizas es que recuerden tener cuidado de no retirar inmediatamente el pañal, es conveniente esperar unos segundos después de soltarlo, porque los varones acostumbran a orinar en este momento.
869aa5743a662e0b2f1d257b017190d7

  • La higiene y los cuidados no deben ser excesivos, porque casi todo alrededor de esta rutina se resuelve naturalmente. Algunos especialistas desaconsejan el uso de cremas y productos artificiales como el jabón para el lavado del pene; pero si eres una madre que acostumbra a hacerlo, es conveniente que seas más estricta a la hora del baño del bebé, para retirar las cremas que queden adheridas y el jabón que estas usando.
Categorías: Bebés Etiquetas:
Te puede gustar