Logo image
Logo image

Descubre cuándo empiezan a gatear los bebés

5 minutos
Aprende a identificar las señales que tu bebé te da para mostrarte que está listo para comenzar a gatear.
Descubre cuándo empiezan a gatear los bebés
Escrito por Laura Zamora
Última actualización: 15 mayo, 2024

Sabemos que ver el desarrollo que va logrando tu bebé es un milagro del cual vale la pena asombrarse, y uno de los momentos de mayor emoción, para todos los integrantes de la familia, es cuando comienza a gatear. Es por ello que de seguro te estarás preguntando cuándo tu pequeño comenzará a hacerlo y cómo puedes darte cuenta de cuáles son las señales de que está listo para dar ese importante paso en su crecimiento.

En este artículo, averiguaremos todo sobre el comienzo del gateo en los bebés, desde la edad promedio hasta los tipos de gateo y si es beneficioso estimularlos en este proceso.

Edad promedio en el que los bebés empiezan a gatear

La edad en que los bebés comienzan a gatear puede variar de manera significativa, ya que cada niño tiene un tiempo distinto en su desarrollo. Hay bebés que pueden comenzar a partir de los seis meses; mientras que otros pueden demorar hasta los diez meses o incluso un poco más. No obstante, la gran mayoría de los bebés en promedio comienzan a gatear entre los siete y diez meses.

Es relevante destacar que cada bebé es único y seguirá su propio ritmo. Algunos bebés eligen saltar la etapa de gateo y pasan directamente a ponerse de pie y caminar.

Señales de que tu bebé está próximo a gatear

Previo a que tu bebé gatee, es posible que muestre algunas señales de que está preparado para explorar el mundo de manera más independiente. Algunas de estas señales de las que te hablaremos a continuación son:

1. Arrastrarse

Puedes observar que tu bebé comienza a moverse por el suelo utilizando los brazos y el estómago para desplazarse, de manera muy similar a la postura de cuerpo a tierra.

2. Movimientos de gateo

Tu bebé también puede intentar realizar movimientos de gateo en el lugar, elevando las rodillas y balanceándose hacia adelante y hacia atrás con su cola, como si fuese un péndulo.

3. Mayor fuerza en sus brazos

Tu pequeño puede manifestar mayor fuerza en las extremidades superiores de su cuerpo, lo que le permite levantar el pecho del suelo y apoyarse en sus brazos y manos.

4. Interés por objetos fuera de su alcance

Por otro lado, quizás puedas observar que tu bebé tiene mayor interés en objetos que están más alejados. Esto le ayudará a tomar la iniciativa de ponerse en marcha e intentar gatear por primera vez.

Diferentes tipos de gateo que existen

La técnica que cada bebé utiliza para gatear puede manifestarse de maneras muy diversas. A continuación, te explicamos algunos de los tipos de gateo más comunes.

  • Gateo tradicional: es el gateo más frecuente de ver. El bebé se desplaza sobre sus manos y rodillas, moviéndose de forma sincronizada hacia adelante.
  • Gateo hacia atrás: algunos bebés pueden empezar a gatear hacia atrás antes de aprender a hacerlo hacia adelante.
  • Gateo de oso: aquí, el bebé apoya sus manos y pies en lugar de las rodillas, moviéndose de forma similar a un oso.
  • Gateo lateral: algunos bebés pueden gatear de lado, con un movimiento de arrastre en lugar de hacia adelante.
  • Gateo mixto: también hay bebés que combinan varios tipos de gateo a medida que desarrollan las habilidades y técnicas.

¿Es bueno estimular el gateo en el bebé?

Lo cierto es que sí es bueno estimular el proceso del gateo de tu bebé. Aunque no es recomendable forzarlo, existen formas de animar el desarrollo motor.

Facilitar a tu bebé un entorno seguro para explorar es muy importante. Puedes colocar almohadas o mantas suaves cerca para disminuir posibles caídas y quitar objetos peligrosos del área de gateo.

Además, puedes colocar juguetes y objetos que le llamen la atención a su alcance para que tenga interés en moverse y explorar. Recuerda siempre ser paciente y que puedes alentar a tu bebé a que se desplace poco a poco, mostrándole cómo se hace y dándole ánimo con palabras de apoyo y aplausos mientras ensaya.

Beneficios del gateo para el desarrollo infantil

El gateo tiene muchos beneficios para el desarrollo físico, cognitivo y emocional de tu bebé. Te contamos a detalle todo sobre estos beneficios.

Logra el fortalecimiento muscular y fomenta el equilibrio

El gateo refuerza y fortalece los músculos de las piernas, los brazos y el tronco. También, promueve el equilibrio y la coordinación a la hora de moverse. Todos estos aspectos son fundamentales para preparar a tu bebé con futuros logros como caminar.

Consigue el desarrollo de la destreza

Al gatear, tu pequeño practica la coordinación entre las manos y los ojos. De esta manera, consigue tener absoluto control de la motricidad fina de los dedos, que es esencial para desarrollar habilidades como agarrar objetos y manipular juguetes.

Le brinda estimulación sensorial

Al gatear tu bebé explora su entorno de forma independiente, lo que le da una gran cantidad de estímulos sensoriales que ayudan al desarrollo de sus sentidos.

Adquiere mayor desarrollo cognitivo

Cuando tu pequeño gatea empieza a entender su entorno, ya que esta actividad promueve la exploración activa. Por lo tanto, le ayuda a fundar las bases para el aprendizaje futuro al fomentar habilidades como la curiosidad, la atención, la resolución de problemas y la toma de decisiones desde una edad muy temprana.

Consigue mayor independencia, confianza y autoestima

A medida que tu bebé comienza a gatear, se vuelve más independiente, gana mucha confianza a la hora de explorar y se siente orgulloso de sus logros, lo que es esencial para su desarrollo emocional y social.

Gatear: el primero de muchos logros de tu bebé

Como puedes ver, que el gateo es un acontecimiento emocionante en el desarrollo de tu bebé, con notables beneficios físicos, cognitivos y emocionales. Aunque la edad promedio para comenzar a gatear puede ser muy variada, es importante que prestes atención a las señales que te da tu pequeño, demostrándote que está listo para avanzar en su crecimiento.

Facilitar un entorno seguro, estimulante, positivo y alentar su exploración puede ayudarle a avivar su desarrollo motor y emocional; mientras disfrutas de cada instante de este emocionante viaje hacia su independencia.

Recuerda que tu bebé es único y seguirá su propio ritmo. Si tienes algún tipo de duda al respecto, siempre es conveniente consultar con el pediatra para obtener orientación, tranquilidad y hacer de este proceso algo maravilloso.


Todas las fuentes citadas fueron revisadas a profundidad por nuestro equipo, para asegurar su calidad, confiabilidad, vigencia y validez. La bibliografía de este artículo fue considerada confiable y de precisión académica o científica.



Este texto se ofrece únicamente con propósitos informativos y no reemplaza la consulta con un profesional. Ante dudas, consulta a tu especialista.