Trata de ser la amiga que deseabas tener cuando tu hijo estaba recién nacido

Tener una amiga es una de las bendiciones más lindas durante la maternidad. ¡Conoce en este artículo la razón!
Trata de ser la amiga que deseabas tener cuando tu hijo estaba recién nacido

Escrito por Nicolás Forero

Última actualización: 16 febrero, 2022

Ser madre es una etapa hermosa que le cambia la vida a una mujer. Esto debido a que comienza a enfocar todo su esfuerzo y su amor para que su hijo siempre esté lleno de bienestar.

Sin embargo, también hay que reconocer que es una etapa muy compleja. Pues, durante las 24 horas del día hay que atender todas las necesidades del bebé y aprender a entender todas sus señales.

Por esa razón, lo ideal es que las madres cuenten con una buena red de apoyo durante el inicio de la maternidad. Esas personas la pueden ayudar a resolver las dudas que le surjan y brindarle una gran cantidad de consejos útiles.

Si bien es cierto que la familia es indispensable, en la maternidad también es fundamental tener una gran amiga. Pues, aporta otros puntos de vista valiosos y un cariño especial.

Es así como todas las madres deben apuntar a convertirse en la amiga que siempre desearon tener durante el comienzo de su maternidad. A continuación, te explicamos por qué este aspecto es tan importante.

La amiga de una mujer que será madre



Por qué debes ser la amiga que deseabas tener cuando tu hijo llegó al mundo

Las madres primerizas pueden sentirse perdidas en muchos aspectos, por eso, nadie mejor que una mujer que ya pasó por esa etapa para ayudarla. Es así como las amigas se convierten en las personas que, basadas en su experiencia, brindan las mejores recomendaciones para facilitar el proceso.

También, las amigas pueden ayudar a realizar tareas indispensables, como calentar un tetero o preparar la comida. De esa manera, la madre puede tomar una siesta que le permita recargar todas las energías necesarias para estar bien.

Además, durante el inicio de la maternidad a las mujeres las pueden invadir muchos temores y dudas. Sin embargo, las amigas les permiten liberarse porque las escuchan, no las juzgan y las ayudan a encontrar soluciones precisas para superar los inconvenientes.

De igual manera, es posible que en cualquier momento a una madre se le presente una situación de imprevisto. No obstante, tener una amiga es una bendición, porque ellas tienen la disposición de llegar a cualquier lugar para brindar toda su ayuda.

Por último, generalmente el bebé acapara toda la atención y se dejan de lado muchos factores claves para la mujer que acaba de dar a luz. Pero, una amiga está pendiente de que la madre se sienta importante en todo momento y que no le falta nada.

Una padre primeriza con sus amigas



Conviértete en la mejor de las amigas de una nueva madre

De esa manera, si una conocida importante está cerca de convertirse en mamá, trata de ser la mejor amiga que ella pueda tener. Así, le podrás ayudar a tener una maternidad más tranquila y manifestarle que puede con todo.

Adicional a esto, le permitirás disfrutar mucho más de la hermosa etapa. Pues, estarás a su lado para aconsejarla a tiempo y alejarle todos los temores que puedan invadirla en los días más difíciles.

Te podría interesar...
Ilustración viral que muestra la importancia de las amigas cuando eres madre
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Ilustración viral que muestra la importancia de las amigas cuando eres madre

El poder de la amistad nos demuestra que juntas somos más fuertes y que cualquier reto se puede superar si tenemos compañía.



  • Palomar Verea, Cristina, Maternidad: Historia y Cultura. Revista de Estudios de Género. La ventana [Internet]. 2005; (22):35-67.