Alejas a tu hijo de ti cuando lo criticas

Mariajose 18 octubre, 2016

Cuando se critica a los hijos es cómo clavarles mini-puñales en el alma… y muchos mini-puñales se convierten en una gran herida emocional difícil de sanar. Una crítica siempre duele y deja una huella negativa en el corazón de los niños.

¿Qué te ocurre a ti cuando tu jefe te dice lo mal que estás haciendo algo o cuando alguien critica tu estilo? Seguramente no te guste lo que te está diciendo y pensarías muchas palabras mejores que esas que estás recibiendo. A los niños les pasa lo mismo.

Después de esta pequeña introducción te puedes hacer una idea de cómo la crítica es mala para los pequeños, pero… ¿realmente sabes lo malo que es para los niños? ¿Te puedes hacer una idea de cuánto está alejando a tu hijo de ti emocionalmente cuando lo criticas?

En los primeros años…

En los primeros años de vida de los niños, los pequeños recogen información sobre sí mismos y sobre el mundo que les rodea, así como de las personas que cuidan de ellos. Como los niños pequeños no tienen ningún tipo de información sobre el mundo suelen aceptar todo lo que se les dice para desarrollar sus personalidades.

person-818937_960_720

Si a un niño que nunca ha visto una pera le dices que es una manzana, creerá que es una manzana, aunque sea una información equivocada. Esto es exactamente lo que ocurre con los niños que son criticados por sus padres, piensan cosas sobre ellos mismos que no son realmente. Si criticas a tu hijo le estarás engañando y además, estarás impidiendo que tenga un buen desarrollo de su personalidad.

Consecuencias de las criticas en los niños

Se aleja de ti emocionalmente

Cuando los niños son criticados se sienten inútiles y podrían cuestionar el amor de sus padres hacia ellos mismos. Si piensan que sus padres no les quieren pueden empezar a buscar el amor en otro lugar.

Cuando crecen y se convierten en personas adultas pueden desarrollar una personalidad dependiente con personas tóxicas, pueden ser adictos al sexo, controlar a otras personas, volverse narcisistas… estos son perfiles de personas que suelen haber sido privados de amor en su infancia.

Sienten vergüenza

Cuando un niño es criticado a menudo empieza a sentir vergüenza de sí mismo. A medida que el tiempo pasa el niño empieza a creer que es así realmente y piensa que lo que le dicen que está mal de él es así en realidad. Este tipo de vergüenza hacia sí mismo podría hacerle retraerse socialmente, no querer expresar sus emociones e incluso sentir miedo de tomar riesgos.

Un desarrollo equivocado de la identidad

Si un niño no confía en sí mismo ni en sus posibilidades pensará que no es capaz de conseguir nada por mucho que se esfuerce. Si a un niño se le dice muchas veces que es malo, perezoso, torpe o estúpido empezará a creer que es cierto y se comportar de esta forma.

girl-956683_960_720

Cuando el niño crece podría de forma inconsciente, demostrar las creencias que aprendió siendo niño dejando de estudiar o teniendo otro tipo de comportamientos para mostrar que él es un perdedor, tal y cómo le decían en su infancia: cumpliéndose así la profecía.

No tendrás confianza en sí mismo y en ti tampoco

No confiará en ti porque pensará que no le quieres y no confiará en sí mismo porque pensará que no lo merece. Cualquier crítica negativa afectará de manera dañina a la personalidad del niño creando heridas emocionales. Si a un niño brillante se le dice siempre que es tonto o vago, pensará que él es así y sea un lastre difícil de sanar.

Es necesario criar a los hijos desde la disciplina positiva, el respeto, el cariño y todo el amor del mundo. Si debes criticar a un niño deberá ser constructivo y resaltar siempre las partes positivas.

 

Te puede gustar