10 alimentos que afectan el sueño de tu hijo

Gladys3 9 febrero, 2017

Recuerdo que cuando mi hijo tomaba pecho, en una ocasión ingerí una taza grande de café negro para realizar un trabajo y terminé amamantándolo toda la noche. Al día siguiente mi bebé, de apenas seis meses, tenía ojeras y no había conciliado el sueño. Tuve que llevármelo al trabajo y todos reían al vernos trasnochados.

Ese día aprendí que la leche materna es uno de los alimentos que cuando contiene niveles elevados de cafeína, ocasiona en el lactante problemas de sueño y nerviosismo. Lógicamente, a ninguna de nosotras se no ocurriría darle café a nuestros niños, pero sí chocolate.

A la mayoría de los niños les encanta el chocolate, uno de los alimentos más saludables. No obstante se debe comer con moderación y evitar dárselo a nuestros pequeñines en la noche. Este contiene tirosina (sustancia que combate la necesidad de dormir) y cafeína.

La cafeína bloquea las señales de sueño y cansancio. Está presente en el café, el chocolate negro y las gaseosas de todo tipo

Además de la cafeína y el chocolate, la teína que contiene el té, también quita el sueño. Sin embargo, hay otros alimentos enemigos del descanso: uno es el queso que contiene tiramina, un aminoácido que estimula la liberación de adrenalina y noradrenalina ambas estimulantes.

Si bien es poco usual que las mamás le demos a nuestros niños alimentos picantes, a la hora de la cena es bueno evitar la mostaza y usar mucho condimento porque altera el sueño. A la lista de alimentos prohibidos debemos añadir los embutidos porque afectan la digestión, debido a que son carnes procesadas que contienen grasas, es mejor descartar entonces el chorizo, las salchichas y el salchichón.

 

Tampoco es bueno darles carnes rojas, pues los niños no podrán descansar bien mientras su cuerpo sigue digiriendo. Apuesta por aves o pescados. Opciones como la piña o ananás, la sandía, el pepino, la berenjena y el apio son alimentos diuréticos, así que no se los des en la cena. Te aconsejo mejor darles agua dos horas antes de dormir.

mancha-chocolate-1

Asimismo, los granos producen gases de noche así que lo puede desvelar. Tanto tartas, como donas y la pasta por ser ricos en hidratos de carbono proporcionan energía inmediata y quitan el sueño. Las papas fritas, nuggets, pizza y hamburguesas, por su alto contenido de grasa son un enemigo natural del buen dormir.

Precisamente, un estudio realizado en la Universidad de Adelaida, Australia, indicó que quienes llevan una dieta rica en grasas son propensos a sufrir somnolencia de día e insomnio de noche.

Lo que sí le puedes dar

Si tu niño duerme mal será irritable y demandará más atención será mejor darle arroz, huevos, legumbres y frutas. Te recomiendo yogurt y leche tibia (rica en triptófano que estimula a segregar serotonina y disminuye la actividad nerviosa) aliados del sueño.

 

Al la hora de acostar a nuestros niños, no olvidemos contarles un cuento con su muñeco preferido. Recuerda que conciliar el sueño debe ser un momento agradable para nuestro tesoro, según estudios realizados un niño debería dormir al día, de acuerdo a su edad:

  • De 17 a 14 horas los primeros 6 meses de vida.
  • Entre 13 a 14 horas desde los 6 meses hasta los 18.
  • De 2 a 3 años de 13 a 12 horas.
  • Al cumplir 3 años: 12 horas
  • Niños de 4 años: 11 horas y media
  • A los 5 años: 11 horas
  • Hasta los 10-11 años: 10-12 horas.

Sobre este punto, investigadores británicos determinaron que el tiempo que los niños duermen en su época preescolar incide en su peso a los 7 años. La revista British Medical Journal, apuntó que los que dormían menos de 11 horas, a los 2 años y medio de edad, eran más propensos a ser obesos a los 7 años comparados con los que dormían 12 horas o más.

Lo que debes evitar para lograr un sueño reparador

sueno1

Definitivamente, sueño y bienestar físico están íntimamente ligados. De seguro, la buena alimentación será una gran aliada para el bienestar de nuestros niños.  Evitemos pues estos 10 alimentos para ayudar a nuestros pequeños a descansar plácidamente:

  • Café
  • El Té
  • Dar chocolate
  • Embutidos
  • Carnes roja
  • Frituras
  • Alimentos diuréticos
  • Granos
  • Comidas con alto contenido de carbohidratos
  • Así como las picantes o muy condimentadas

Siguiendo estas recomendaciones lograrás que la hora de dormir no se convierta en un reto diario. Por el contrario,  podrá ser un momento agradable y reparador.

Te puede gustar