5 ventajas de la cama nido para niños

La cama nido le permite a los niños compartir habitación con sus hermanos, invitar amigos a dormir y disfrutar de su dormitorio. Te contamos todas sus ventajas.
5 ventajas de la cama nido para niños
Elena Sanz Martín

Escrito y verificado por la psicóloga Elena Sanz Martín.

Última actualización: 20 marzo, 2022

Para un niño, pasar a su propia cama es todo un acontecimiento. Bien sea porque hasta el momento ha compartido el lecho de los padres o porque ha dormido en una cuna, este cambio supone un antes y un después en la vida familiar.

Una vez que os hayáis decidido a dar el paso, es posible que os surjan dudas respecto a qué tipo de mobiliario es más adecuado para colocar en la habitación del menor. Por ello, hoy queremos hablarte de la cama nido y todas las ventajas que esta ofrece.

Es evidente que cada familia tiene unas necesidades y prioridades diferentes y la mejor solución no será la misma en todos los casos. Algunos padres optarán por camas estilo Montessori para potenciar la autonomía de sus hijos y probablemente, a muchos otros se les vayan los ojos tras las pequeñas camitas tamaño infantil que se encuentran en las tiendas.

No obstante, si buscas una opción versátil y duradera, la cama nido puede ser tu elección más acertada.

¿Qué es una cama nido?

Una cama nido es una cama que se recoge o pliega por debajo de otro mueble para ganar espacio. Generalmente, una cama secundaria, que cuenta con un somier deslizable, se coloca debajo de otra cama principal. Este es el modelo más extendido y ampliamente utilizado, por lo que encontrarás una gran variedad.

No obstante, la cama nido también puede situarse debajo de un sofá o incluso, bajo una zona de estudio. Para usarla, no hay más que tirar ligeramente de ella para sacarla del hueco.

En definitiva, se busca que un mismo espacio ofrezca más funcionalidad. Y es que, mientras no se usa, la cama se mantiene recogida y oculta, lo que permite que el entorno esté despejado y organizado.

cama nido rosa gris blanco cuarto juvenil
La cama nido tiene la ventaja de ser tan cómoda como cualquiera, pero con el agregado de ser versátil y adaptable a espacios reducidos.

¿Qué beneficios ofrece la cama nido?

Como hemos comentado, en el mercado existen multitud de opciones, algunas de ellas muy llamativas o tentadoras a simple vista. Pero, antes de elegir, no dejes de conocer los beneficios de este tipo de cama, pues es posible que se adapte perfecto a tus necesidades.

1. Pueden dormir varias personas

Este tipo de mueble permite que en el espacio que ocupa una sola cama se guarden dos o incluso, tres (en el caso de la cama nido triple). Esto es perfecto para las familias numerosas y las casas con espacios reducidos, pues permiten que los hermanos compartan habitación y reduzcan el miedo infantil de dormir solo. También, para que puedan disponer de una cama supletoria en caso de que acudan amigos y familiares.

2. Hay más espacio disponible

La cama nido se saca por la noche y se recoge por el día. Por lo tanto, la habitación queda despejada y cuenta con un amplio espacio para que los niños pueden jugar o estudiar cómodamente. Colocar dos camas generaría una sensación de estrechez y agobio, poco recomendable si el cuarto no es muy grande.

3. Son muebles de larga duración

Las camas infantiles de tamaño reducido pueden ser ideales durante los primeros años del niño y estéticamente resultan muy llamativas. Sin embargo, en poco tiempo dejan de ser funcionales.

Por el contrario, la cama nido puede acompañar a tu hijo desde que tiene dos o tres años hasta la adolescencia. Incluso, es ideal para que duerman adultos si vienen de visita, ya que el tamaño de cada cama suele ser de 90 x 180 cm o 90 x 190 cm.

4. Versatilidad y gran funcionalidad

Como te hemos comentado, existen diferentes opciones de cama nido que pueden combinarse con otro tipo de muebles. Por ejemplo, puedes colocar un sofá en la sala de juegos que guarde en el mismo espacio una cama supletoria para cuando se necesite. O también, puedes albergar dos o tres camas en el espacio de una sola.

Pero, además, puedes disponer de mucho espacio de almacenaje, ya que, generalmente, estas camas disponen de varios cajones que no ocupan más espacio. Estos son perfectos para guardar juguetes, ropa de cama o cualquier otro artículo infantil.

5. Multitud de estilos y diseños a buen precio

La cama nido es la opción escogida por una multitud de familias y es una alternativa cada vez más extendida. Por lo mismo, es sencillo encontrar gran variedad de modelos y de diseños, tanto clásicos como con un aspecto más infantil.

Además, suelen venir acompañadas de otro tipo de mobiliario, como estanterías o escritorios, que permiten decorar la habitación con un mismo estilo de forma fácil, rápida y económica.

¿Cómo facilitar la transición de tu hijo a la cama nido?

En suma, la cama nido ofrece multitud de ventajas y puede ser el mueble perfecto para colocar en el primer dormitorio de tu hijo. Aun así, antes de realizar el cambio del niño a su propia cama te recomendamos tener en cuenta las siguientes consideraciones:

  • Cuando el niño es muy pequeño es conveniente comprar una barrera de seguridad y añadirla a la cama para evitar posibles caídas.
  • En la medida de lo posible, es recomendable involucrar al infante en la elección de la cama o, al menos, de la ropa de cama y de la decoración del cuarto. Esto hará que se sienta más cómodo y más dispuesto a realizar el cambio.
  • El momento en el que el niño ha de comenzar a dormir en su propia cama es decisión de cada familia. No obstante, es importante que no coincida con la llegada de un nuevo hermanito ni con la etapa de ansiedad por separación, pues podría aumentar el insomnio.
  • Para motivar al niño a ejecutar el cambio, es útil leerle cuentos sobre pequeños que duermen solos. Además, es fundamental explicarle que va a comenzar a dormir en su propia cama porque ya es mayor y que ahí estará más cómodo.
Madre teniendo una conversación con su niña y aprendiendo a hablar para que su hijo piense.
Aprovecha el cambio de cama para invitar a tus hijos a elegir cómo quieren decorar su habitación. La clave es que adopten ese espacio como su lugar propio.



Acompaña a tu hijo en esta etapa clave de su vida

En definitiva, antes de escoger el mobiliario para el dormitorio de tu hijo has de sopesar las diferentes opciones y cotejarlas con las necesidades familiares. En cualquier caso, la cama nido es una excelente opción que le permitirá compartir cuarto con sus hermanos, invitar a sus amigos a dormir y disponer de espacio suficiente para jugar en su habitación. ¡No la descartes!

Te podría interesar...
De la cuna a la cama: ¿cómo facilitar el proceso?
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
De la cuna a la cama: ¿cómo facilitar el proceso?

Aprende qué es el paso de la cuna a la cama y descubre cómo facilitar el proceso para que tu bebé lo haga sin problemas ni frustraciones.



  • Convertini, G., Krupitzky, S., Tripodi, M. R., & Carusso, L. (2003). Trastornos del sueño en niños sanos. Recuperado de https://www.sap.org.ar/docs/archivos/2003/arch03_2/99.pdf
  • Steinsbekk, S., Berg-Nielsen, T. S., & Wichstrøm, L. (2013). Sleep disorders in preschoolers: prevalence and comorbidity with psychiatric symptoms. Journal of Developmental & Behavioral Pediatrics, 34(9), 633-641.