El rencor, un enemigo de todos: consejos para eliminarlo

Mervis Romero · 17 enero, 2018
El rencor es un sentimiento normal, pero eso no significa que tengamos que aprender a vivir con él. Enseñar a nuestros hijos a perdonar será una inversión de futuro que podrán mantener toda su vida.

Uno de los enemigos más destacados del ser humano es el rencor. Este sentimiento profundo que sobresale especialmente por ser difícil de desaparecer, termina desequilibrando el cuerpo y la mente.

Un sentimiento negativo presente en tu vida durante años termina volviéndose contra ti y provocándote serios problemas que van desde ansiedad hasta enfermedades de tipo psicosomáticas.

En vista de todo esto, es bueno que aprendas a superar los rencores que solo hacen mella en tu espalda, mente y corazón, haciéndote imposible avanzar.

Importancia de las relaciones personales

Algo que ayuda a tu equilibrio emocional y a que estés contento con tu entorno es contar con buenas relaciones personales.

Aparte de eso, puedes conocer, compartir y participar en la vida de otro y viceversa, logrando convertiros en cómplices de las personas y apoyándoos en momentos de dificultad.

Sin embargo, aunque las relaciones personales te aportan muchos beneficios, puede que se presenten conflictos y enfrentamientos que lleguen a producirte sentimientos y emociones cáusticas o corrosivas, tales como:

  • Orgullo.
  •  Ira.
  • Amargura.
  • Resentimiento.
  • Rencor.
Pedir perdón es el primer requisito para acabar con el rencor.

Concepto de rencor

El rencor es un sentimiento negativo, una carga pesada que afecta a tu salud física y emocional y te roba la tranquilidad. Es un enemigo muy sutil que te esclaviza nocivamente a una situación que te ofendió o quizás te produjo mucho dolor, humillación o síntoma de rechazo, causándote una herida emocional.

¿Cómo es una persona rencorosa?

Que seas una persona habitualmente rencorosa es un error, porque esa forma de actuar solo te producirá soledad y sufrimiento. Además, corres el riesgo de acabar por encerrarte en ti mismo.

A la persona rencorosa le cuesta mucho olvidar las diferencias que ha tenido con otra persona. Necesita tiempo para poder asimilar lo que ha pasado, para luego determinar si va a perdonar y olvidar lo sucedido.

2Un sentimiento negativo presente en tu vida durante años termina volviéndose contra ti”

12 útiles consejos para librarte del rencor

El rencor es considerado como un sentimiento poco saludable, dado que puede llevar al odio y la venganza.

Hasta puede hacer que toda la vida de quien lo siente gire en torno a ese sentimiento, acabando por absorber toda su energía. Para acabar con esa desagradable situación, pon en práctica los siguientes consejos:

  • Tienes que liberar ese sentimiento desahogándote. Lo puedes hacer escribiéndolo o hablando con alguien de confianza.
  • Debes darte cuenta de que ese sentimiento solo te provoca dolor y sufrimiento.
  • Dale la vuelta a la página y pon punto final sin pensar más en el pasado, solo mira hacia adelante.
La crisis de identidad en la adolescencia.

  • Toma conciencia de que ese sentimiento de ira no te produce bienestar, sino que te hace gastar tiempo y energías.
  • Aprende a aceptar la imperfección de las personas. Todos los seres humanos cometen errores y se equivocan.
  • Trata de no tomarte tan en serio la ofensa y déjala ir.
  • Acepta la realidad de que todo cambia, puede que esa persona haya cambiado y no te hayas dado cuenta. Quizás, ya no se corresponda con la imagen que te has hecho de ella.
  • Habla con quien te ha ofendido, cuéntale cómo te sientes y lo que opinas de lo que ha pasado.
  • Desarrolla la humildad; es un límite para el resentimiento que te ayudará a tomar conciencia de que tú también cometes errores.
  • Intenta dar el primer paso para solucionar el problema. Esto será de tu parte un acto de valentía y no de derrota.
  • Olvida vengarte, no te traerá un buen fin. No se trata de buscar culpables sino soluciones.
  • El perdonar sinceramente te ayudará a dejar de recordar cosas negativas que te entristecen, además, alcanzarás serenidad y paz interior.

En resumen, los sentimientos negativos como el resentimiento se comparan a llevar un peso sobre la espalda. En caso de que no puedas canalizarlos y eliminarlos por completo, acude a un psicólogo.

Recuerda que guardar rencor es como tomarte un veneno y esperar que mate a la persona que te ha ofendido.