¿Qué es el oligohidramnios y qué complicaciones tiene?

3 mayo, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la maestra Marisol Rendón Manrique
Infórmate sobre las consecuencias que puede tener una cantidad deficiente de líquido amniótico.

¿Algunas vez has escuchado la palabra «oligohidramnios»? Es el término que se utiliza para referirse a niveles bajos de líquido amniótico, el fluido esencial para la vida del bebé mientras se encuentra en el vientre. Es la capa protectora del cuerpo y, además, contribuye a que sus músculos, órganos respiratorios y sistema digestivo se desarrollen apropiadamente.

Se empieza producir a partir de los 12 días después de la concepción y va cambiando su composición a medida que el pequeño crece.

«El líquido amniótico es un fluido líquido que rodea y amortigua al embrión y luego al feto en desarrollo en el interior del saco amniótico. Permite al feto moverse dentro de la pared del útero sin que las paredes de este se ajusten demasiado a su cuerpo, además de proporcionarle sustentación hidráulica.»

– José Luis García y Claudia García – 

Con el paso de las semanas, el bebé empezará a desplazarse con ayuda del líquido amniótico y por eso es importante mantenerlo en niveles saludables.

Si la cantidad es demasiado alta o si es escasa, pueden presentarse ciertos inconvenientes en el crecimiento del niño. Al nivel bajo de este fluido se le conoce oligohridramnios y, si es demasiado alto se llama polihidramnios.

¿Qué es el oligohidramnios y cómo se identifica?

Como leíste anteriormente, se trata de la escasez de líquido amniótico en el vientre. La medición se realiza a través de diferentes métodos, entre los que se encuentra la ecografía. Se puede realizar en diferentes etapas del embarazo y es posible que requiera repeticiones para establecer medidas de control y tratamiento.

¿Cuáles son las causas de la baja cantidad de líquido amniótico?

  • Trastornos maternos, como la preeclampsia, la separación de la placenta y los altos niveles en la presión arterial.
  • Efectos colaterales de otros medicamentos que la madre gestante infiere. Algunos de ellos pueden ser los AINEs.¿Qué es el oligohidramnios y qué complicaciones tiene?
  • Embarazo prolongado o postérmino, es decir, que se extiende más allá del límite de las 40 semanas de gestación.
  • Cualquier tipo de afección en el feto que implique el pobre desarrollo de las funciones urinarias.
  • Problemas de crecimiento y desarrollo del feto al interior del vientre. Esta condición se conoce como restricción del crecimiento intrauterino.
  • Alteraciones en la conformación de los cromosomas.

¿Cuáles son los signos y síntomas del oligohidramnios?

En términos generales, esta condición no presenta síntomas particulares que sean fáciles de percibir. Pero, la madre puede empezar a pensar que tiene esta afección si repentinamente se reducen los movimientos fetales. Otra señal de oligohidramnios es el escaso crecimiento uterino si se toman como referencia los estándares normales.

¿Cuáles son las consecuencias del bajo nivel de líquido amniótico?

Si el oligohidramnios se detecta durante la primera mitad del embarazo, los riesgos más graves son:

  • Defectos a la hora del nacimiento. El oligohidramnios puede tener consecuencias como la compresión de los órganos del bebé y causarle lesiones prenatales.
  • Aumento de la posibilidad de aborto o de muerte fetal.

Si se diagnostica en la segunda mitad del embarazo, algunas consecuencias negativas pueden ser:

  • Crecimiento reducido al interior del útero y, por lo tanto, deficiencias en el desarrollo de los órganos.
  • Posibilidades aumentadas de tener un parto prematuro.
  • Complicaciones durante el parto, como compresión por el cordón umbilical, meconio o la necesidad de tener un parto por cesárea.

¿Cuáles son los tratamientos para el oligohidramnios?

  • Amnioinfusión durante el parto. En este procedimiento se introduce suero en las cavidades intrauterinas a través de un catéter. Con esta técnica se logra remediar la deficiencia de líquido amniótico y además se descomprime el cordón umbilical. Así se logran reducir las posibilidades de que sea necesario tener un parto por cesárea.
  • Inyecciones de fluido o amniocentesis. Es similar al procedimiento anterior, pero se realiza antes del parto. Hay que aclarar que el líquido que se inyecta solamente permanece en el vientre por una semana. Se trata de una medida temporal que sirve para que los doctores puedan hacer una revisión fetal y verificar que el cuerpo del bebé se esté desarrollando con normalidad.¿Qué es el oligohidramnios y qué complicaciones tiene?
  • Rehidratación de la madre. La recepción de fluidos por vía intravenosa o administración oral también ayuda a aumentar los niveles de líquido amniótico al interior del vientre.

Es fundamental identificar si los niveles de líquido amniótico son normales para que tu bebé crezca y se desarrolle plenamente. Recuerda que este líquido es el hogar de tu hijo durante muchas semanas y debe ser de calidad. Si sospechas que tienes oligohidramnios, es momento de consultar con tu médico y practicarte los estudios necesarios para diagnosticarlo.