¿Por qué es importante cultivar la paciencia en los niños?

Lorena González · 7 diciembre, 2018
Si te preguntas por qué es importante cultivar la paciencia en los niños, despejamos tus dudas

Es muy importante cultivar la paciencia en niños. ¿Por qué? Para que tu hijo sepa mantener la calma durante situaciones estresantes, situaciones a las que va a tener que enfrentarse durante toda su vida. A continuación te explicaremos por qué es tan importante que adquieran este valor y cuáles son los beneficios de hacerlo.

Los peligros de la impaciencia

Una sociedad estresada

Es común que muchas personas permitan que la impaciencia se apodere de su calma, y más viviendo en una sociedad tan estresante. El estrés y la frustración nos dominan de tal modo que llegamos a perder el control de nuestros pensamientos y acciones. La clave está en la gestión de las emociones, en el control de la situación, y esto se consigue enfrentando la impaciencia.

Para muchos es más importante hacer, tener, o querer todo de una manera extremadamente rápida. Como adelantábamos antes, las cosas cada día se realizan con más rapidez o intensidad, de forma vertiginosa, y por ello observamos a personas desmesuradamente estresadas.

Para evitar que tu hijo se contagie de esta forma de vida debes ayudarle a que empiece a ver el lado positivo de aprender a cultivar la paciencia.

Si mi hijo trae malas notas, es normal que me sienta preocupado.

La paciencia es una manera por la que cerebro nos ayuda a desarrollar y mantener inmensamente la tolerancia. Aquellas personas que cuentan con la cualidad de la paciencia tienen múltiples beneficios en variadas facetas de su vida, como las relaciones sociales o en el trabajo. Y queremos eso para nuestros hijos, ¿verdad?

¿Qué aprenderán al tener paciencia?

  1. Evaluar las cosas con más perspectiva, sin precipitarse
  2. Tener más educación
  3. Percibir las diferentes situaciones que requieran de tolerancia mientras que disfrutan de su infancia. Esto los ayudará durante su adolescencia, la etapa en donde la paciencia asistirá al control de las emociones en desarrollo.
  4. Conseguir un gran equilibrio emocional, provocando que el sujeto conserve suficiente paz y tranquilidad para poder afrontar los diferentes contratiempos con una mejor actitud y fortaleza.

No le hagas caso cuando sea maleducado

Es un hecho que existen niños malcriados, muchos de ellos escandalosos e irritantes. Suelen hablar gritando y dan órdenes a sus padres como: “Me quiero ir” o “Quiero eso”. ¿Por qué hacen esto? Porque no tienen paciencia debido, en parte, a que sus padres no dedican tiempo a enseñarles cómo cultivarla.

Puesto que los niños reclaman algunas cosas de forma inmediata con el fin de que los padres se las den, es imprescindible enseñarles a ser pacientes. No se lo des de inmediato y mucho menos si no te lo pide con educación. Una de las cosas que podríamos tener en cuenta es que los pequeños perciben y normalmente copian la forma de ser de los padres, así que el principal paso esta en dar el mejor ejemplo de paciencia. Además, por supuesto, debes predicar con el ejemplo.

De seguro, cuando ya sean adultos agradecerán todo el esfuerzo de sus padres. Esperamos que pudieras beneficiarte de toda la información que pudiste encontrar a lo largo de este artículo.