Navidades con padres divorciados

Indira Ramírez · 23 diciembre, 2015

La Navidad es una fiesta especialmente concebida para los niños, por ellos debemos ser nuestras mejores versiones en estas fechas y zanjar diferencias familiares y de pareja, hacer una tregua para que los niños vivan estos días con la alegría que les debe caracterizar a pesar de tratarse de unas navidades con padres divorciados.

Las parejas separadas o divorciadas deben hacer esfuerzos por partida doble, se trata de poner las diferencias, los malentendidos, rencores e incluso odios a un lado, pausarlos un par de semanas para que los hijos luego no se resientan ni paguen los errores de los adultos. Así  nos lo recuerda esta hermosa niña en un vídeo que se convirtió en viral este 2015.

Esfuerzos que deben hacer los padres divorciados en navidad

Tu hijo, su felicidad, bienestar y buen desarrollo es prioridad. Así que cueste lo que cueste, deja a un lado el orgullo y establece una sana comunicación y acuerdos con la pareja sobre cómo, dónde y con quienes pasará el niño la Navidad, Noche Buena, Noche Vieja y día de Reyes.

Comunicación

Establece una comunicación desde el respeto y la empatía con el padre de tu hijo, especialmente en estas fechas.

Considera la opinión de tu hijo, si éste está en edad de decidir, sobre dónde y con quienes quieres pasar las fiestas.

Si tu hijo es adolescente deja que sea él/ella quien decida cómo quiere pasar las navidades. No fuerces ninguna decisión ni manipules a tu hijo.

Evita crear en tu hijo expectativas falsas en relación a una reconciliación. Sé parco y claro en tus propuestas.

Deja que tu hijo pase tiempo de calidad en sus navidades. No le atormentes con llamadas y chats innecesarios, practica el desapego. No obstante, mantén la comunicación diaria para que sepa que estás al pendiente.

girl-1083792_640

Planificación

Una manera sencilla de evitar los traumas a los hijos es planificar con antelación cómo se disfrutarán las vacaciones navideñas. Si los hijos tienen buena relación con el padre y la familia de este, de seguro querrá ir a visitarle, si por el contrario rechazan este tipo de relación, no le fuerces.

Un par de meses antes planifica con detalle, si se trata de la primera navidad con padres divorciados. Si por el contrario, llevan varios años adaptados a una rutina de celebración, sométela a consideración, mejora lo que se deba mejorar y adáptala a la realidad, siempre flexible.

Alianzas

Establece alianzas con la familia paterna. Trata de mantener números de contacto, lugar donde estará el niño y conocer bajo quienes estará su cuidado. De esta manera, pasarás unas vacaciones sin sobresaltos.

Si por algún asunto alguno de los padres no está disponible en las vacaciones, con madurez, acuerda entonces que el tiempo juntos sea en otra época del año como las vacaciones de verano o semana santa.

Tradiciones y pautas

No hagas un cambio drástico de tradiciones que pueda afectar al niño. Sin embargo, críalo en la tolerancia por las diferencias para que se adapte con facilidad a algún patrón de conducta o celebración que le sea ajeno. Ejemplo, si el padre se encuentra en otro país o la nueva familia es de una religión diferente a la que ustedes practican.

6535061959_e510eecdc0_z

Regalos

Este es un punto importante. En Navidad los regalos están a la orden del día y los padres deben evitar competir entre ellos por el mejor regalo. Lo mejor es coordinar juntos los obsequios, evitando que estos sean un modo de manipular o comprar cariño.

Buen ánimo

Este parece ser el tip más importante. Mantén una actitud contagiosa de buen humor y un ánimo que combine con las fiestas. No seas el gruñón o el atormentado. Evita hacer escenas frente a tu hijo o mostrarte afectado por su partida.

¡Ánimo, que disfrutarán por partida doble!