Los mejores deportes para niños con asma

Los niños con asma pueden practicar deportes siempre que su asma esté controlada y bajo control. A continuación, vemos cuáles son los deportes más recomendados para estos pequeños.
Los mejores deportes para niños con asma
Eva Maria Rodriguez Diego

Escrito y verificado por la instructora fitness y yoga Eva Maria Rodriguez Diego el 28 marzo, 2021.

Última actualización: 28 marzo, 2021

Los niños con asma no tienen por qué mantenerse alejados de la práctica deportiva. De hecho, hacer ejercicio y practicar deportes puede ayudar a los niños con asma a mantenerse en forma. Además, hacer ejercicio les permite fortalecer los músculos respiratorios. Esto les ayudará a que los pulmones funcionen mejor.

No obstante, algunos deportes son mejores que otros para niños que padecen asma. Hablamos sobre ello en las siguientes líneas.

¿Cuáles son los mejores deportes para los niños con asma?

Algunos deportes son más desafiantes que otros para los niños con asma. Por ejemplo, es más difícil que la práctica de ciclismo, del golf o del tiro con arco provoque brotes de asma en los niños. Sin embargo, hay otros que pueden ser más desafiantes en este sentido; es el caso del fútbol, el baloncesto, el atletismo o el hockey.

Niño con asma montando en bicicleta.

En general, todos los deportes que requieran mucha energía y poco tiempo de descanso son un reto importante para los pequeños asmáticos. No obstante, eso no significa que los niños con asma no puedan practicar estos deportes. Con un entrenamiento adecuado y la medicación apropiada, los estos chicos también pueden practicar estos deportes.

Los expertos suelen recomendar a los niños con asma que realicen deportes como yoga, artes marciales, béisbol, esgrima voleibol y golf. La natación también suele recomendarse para estos pequeños, sin embargo, debe abordarse con precaución y controlarse cuidadosamente en el caso de los niños asmáticos debido a la exposición al cloro.

Desencadenantes de los ataques de asma durante la práctica deportiva

Una cuestión importante que los niños deben tener clara es cuáles son las causas que desencadenan un ataque de asma durante la práctica deportiva. Los padres juegan aquí un papel importante, no solo a la hora de identificar estas causas, sino también para que el pequeño no pierda confianza en sí mismo.

No hay que perder de vista que, como indica Daniel Hughes, el ejercicio es probablemente el segundo desencadenante más común del asma. Entre otras cuestiones, conocer las causas que desencadenan un ataque de asma ayudará a tomar precauciones. También a parar a tiempo para que el ataque de asma no sea tan fuerte.

Por ejemplo, los deportes que se practican en entornos fríos pueden resultar difíciles para los niños que padecen asma, ya que en estas condiciones los pulmones se agotan antes. Tampoco hay que perder de vista los deportes vigorosos, así como aquellos que realizan durante mucho tiempo seguido y sin apenas descanso. Estos deportes también suelen ser más difíciles de soportar para los niños asmáticos.

Cuando la actividad física causa síntomas en un niño asmático, la tos y la disnea son las quejas más comunes, y la opresión en el pecho está en segundo lugar. Las sibilancias se mencionan con menos frecuencia.

En cualquier caso, la forma física del niño asmático es un factor importante que hay que tener en cuenta a la hora de valorar su participación en los deportes, especialmente si hay algún problema de sobrepeso y obesidad. Esto no significa que un niño asmático que no esté en forma no deba realizar deporte; al contrario, debería hacerlo, pero de manera gradual, para poder ponerse en forma poco a poco y que los ataques de asma no le hagan perder el interés por la actividad física.

Niños con asma jugando al golf.

¿Cómo abordar la práctica deportiva para niños con asma?

El tratamiento de los niños asmáticos que practican deporte debe estar adecuado a sus necesidades específicas. De hecho, es muy importante tratar este tema con el médico especialista.

Por lo general, se recomienda a los niños con asma usar un inhalador de 13 a 30 minutos antes de hacer ejercicio. Además, deben dedicar más tiempo del habitual para calentar, para hacer un calentamiento más gradual. Esto favorecerá que el pequeño respire mejor durante todo el ejercicio físico.

Además, el niño asmático siempre tiene que tener su inhalador a mano durante la práctica deportiva. Esto le permitirá usarlo en el momento que sienta que tiene un ataque de asma. Si el pequeño no puede llevar encima el inhalador, este debe estar cerca y ser accesible. Además, tanto el entrenador como los compañeros deben poder acceder a él para facilitárselo en caso de necesidad.

Te podría interesar...
8 remedios caseros para el asma infantil
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
8 remedios caseros para el asma infantil

Antes de hablar de los remedios caseros para el asma infantil, definiremos el asma como una enfermedad pulmonar que puede ser aguda o crónica.



  • Asthma Friendly Sports for Kids | Asthma Treatment in New York. Recuperado de https://www.drmayankshukla.com/healthiest-sports-for-children-with-asthma/
  • Del Giacco, S., Firinu, D., Bjermer, L., & Carlsen, K. (2015). Exercise and asthma: an overview. European Clinical Respiratory Journal2(1), 27984. doi: 10.3402/ecrj.v2.27984
  • Del Giacco, S., Firinu, D., Bjermer, L., & Carlsen, K. (2015). Exercise and asthma: an overview. European Clinical Respiratory Journal2(1), 27984. doi: 10.3402/ecrj.v2.27984
  • Hudak, B. Can Kids and Teens With Asthma Play Sports? (for Parents) - Nemours KidsHealth. Retrieved 16 February 2021, from https://kidshealth.org/en/parents/asthma-sports.html
  • Hughes, D. (2014). Childhood asthma and exercise. Paediatrics & Child Health19(9), 467-468. doi: 10.1093/pch/19.9.467